Retro poetas reviven las viejas máquinas de escribir

Phillip T. Nails, de 39 años, es uno de los que buscan las viejas máquinas en mercados de pulgas, ventas de garaje o en tiendas de empeño.
domingo, 03 de marzo de 2019 · 00:04

EFE  / Los Ángeles, EEUU

Jóvenes poetas angelinos rebuscan en tiendas de antigüedades y mercados de pulgas para dar con viejas máquinas de escribir con las que, inspirados en el romanticismo del pasado, crear versos “desenchufados” y además no “vigilados”.

“El pasado es una cosa romántica”, dice a EFE Phillip T. Nails, fundador de la Asociación Poética de Los Ángeles, que, además de poetas, reúne a escritores, actores teatrales y músicos.

Nails coordina un grupo de poetas y poetisas denominado Mecanógrafos anónimos que con las clásicas máquinas de escribir crean poemas “al vuelo” en festividades angelinas.

Máquinas de escribir  antiguas en el taller de International Office Machines.

“Disfrutamos de los beneficios de vivir en el presente y a la vez en un tiempo futurístico, pero es bueno a veces desconectarse e ir al pasado, (…) de ahí surge este romance con las máquinas antiguas”, indicó.

Nails, de 39 años, es uno de los que buscan las viejas máquinas en mercados de pulgas, ventas de garaje o en tiendas de empeño para repararlas y escribir.

Pero no todo es nostalgia por el pasado en esa búsqueda.

“La gente está enojada porque hay una vigilancia masiva. Básicamente gobiernos y corporaciones pueden acceder a todo lo que se escribe en una computadora”, dice el poeta.
Hemingway

Cuando uno teclea en esas viejas máquinas, como hicieron el novelista estadounidense Ernest Hemingway (1899-1961) y el colombiano Gabriel García Márquez (1927-2014), ambos ganadores del Nobel, entre otros muchos grandes de la literatura, “sólo lee quien escribe”.

Con las máquinas tipográficas, “hay algo que se añora del pasado, cuando lo que se escribía, los pensamientos y sentimientos, eran privados”, dice el escritor, quien en el año 2000 publicó el poemario Sexological Asylum (Asilo sexológico).

Nails posee en su hogar tres máquinas Smith Corona y una de ellas es la “Corona modelo 3 de 1917”, la preferida de Hemingway, por ello una similar se encuentra en la finca Vigía que poseía en Cuba el escritor de Por quien doblan las campanas (1940).

Martín Quezada  resucita estos aparatos para escribir.

El retro poeta ríe ante la reacción de los chicos que ven por primera vez una máquina de escribir.

“Un día un niñito se acerca y dice: ¿Qué es esto? Y el otro niño responde: ¡Es como una tableta de teclas (de computadora) e impresora, en uno, es dos cosas a la vez!”, recuerda Nails. 
Elizabeth Nails, esposa de Phillip, también escribe poesía en máquinas de escribir.

 Phillip T. Nails  teclea en una vieja máquina.

Hace siete años, recuerda en unas declaraciones a EFE, en un festival cultural celebrado en calles adyacentes a la sede de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA) coincidieron 20 escritores con sus máquinas.

“Me encanta escribir en una máquina de escribir”, dice  Elizabeth, de 41 años. “Y creo que cuando la gente ve estas máquinas se sienten también atraídos”.

Una máquina   Underwood de  1939, la primera de gran éxito.

“Hemos hecho eventos en que la gente llega, especialmente gente de generaciones mayores, ven las máquinas y comienzan a revivir el pasado, nos cuentan anécdotas”, señala Elizabeth. “Y nos dan palabras –agrega– con las que comenzamos a escribir un poema con base a sus recuerdos”. 

El matrimonio Nails cuenta que en la ciudad de Los Ángeles conocen cuatro talleres de reparación de máquinas de escribir.

Permítanos un minuto de su tiempo.

Para desarrollar el periodismo serio e independiente, esencial en democracia, que usted aprecia en Página Siete, contamos con un equipo de reporteros, editores, fotógrafos, administrativos y comerciales de primer nivel.

Los ingresos con que Página Siete opera son producto de nuestro trabajo; no contamos con prebendas de ninguna naturaleza.

Si usted desea apoyar el esfuerzo que realizamos, suscríbase a P7 VIP, para recibir de lunes a viernes una carta informativa por correo electrónico, que contendrá un resumen de las noticias y opiniones más interesantes de Página Siete, a un costo de sólo Bs 15 al mes.

Para suscribirse haga clic aquí o llame al número 2611749, en horas de oficina.

Valorar noticia

Otras Noticias

Cargando más noticias
Cargar mas noticias