Europa en alerta por riesgo de extinción de 1 millón de especies

Al menos 680 especies de vertebrados desaparecieron desde el siglo XVI, y están en peligro 40% de las especies de anfibios y un 33% de los arrecifes de coral.
martes, 07 de mayo de 2019 · 00:04

EFE / Bruselas

 El planeta ha lanzado ya su voz de alarma: un millón de especies entre animales y vegetales se encuentran en riesgo de extinción, muchas en las próximas décadas, según  la Plataforma Intergubernamental en Biodiversidad y Servicios Ecosistémicos (IPBES).

 Tras conocer el informe y diagnostico, el comisario europeo de Medioambiente, Karmenu Vella, aseguró ayer  que “no hay tiempo que perder”.

El informe, señaló el eurocomisario en un texto publicado en su cuaderno de bitácora digital, es “una llamada de atención convincente sobre la pérdida drástica de la naturaleza en la Tierra y las acciones urgentes que debemos tomar para detenerla”.

“La naturaleza es esencial en los alimentos, el agua potable, la energía, los medicamentos, el clima estable, la calidad del aire y el bienestar y los medios de vida de las personas”, declaró Vella, quien agregó que “la continua degradación de los ecosistemas nos impedirá alcanzar los objetivos del Acuerdo Climático de París” y “los Objetivos de Desarrollo Sostenible” de la ONU.

El análisis del IPBES, que subraya la responsabilidad humana en esta situación, muestra que “el cambio climático, la biodiversidad, la seguridad alimentaria y la degradación de la tierra son interdependientes”, añadió.

“El informe destaca la necesidad de un cambio transformacional rápido y profundo en la forma en que consumimos, producimos y comercializamos. Debemos romper el círculo vicioso de la degradación continua de los ecosistemas y reemplazarlo por un ciclo virtuoso de restauración y preservación de los ecosistemas”, agregó.

Adelantó que  la Comisión Europea (CE) adoptará “en breve nuevas orientaciones sobre la integración de los servicios de los ecosistemas en la toma de decisiones y en la infraestructura verde” y que, de aplicarse, generará “múltiples beneficios para la salud y los medios de vida de las personas”.

Esas directrices también tendrán “el poder de crear oportunidades de desarrollo económico, especialmente para los grupos sociales más pobres y más vulnerables”, añadió.

La publicación del informe del IPBES coincide con la difusión de una macroencuesta de la Comisión Europea que arroja que el 96% de los ciudadanos europeos considera necesario proteger la naturaleza. “Ya no será aceptable que ningún Gobierno del mundo se comporte como si no supiéramos el alcance de la crisis a la que se enfrenta el mundo natural, ni que ignoremos el papel de la humanidad en la degradación ambiental”, agregó Vella.

El comisario europeo de Medioambiente subrayó que la ciencia y los ciudadanos han hablado y que ahora toca “transformar esta llamada en acción, desde el más alto nivel político hasta nuestras decisiones diarias”.

 El análisis de  IPBES, presentado ayer  en la Unesco, subraya la responsabilidad humana en esta situación límite porque los cambios en el uso de la tierra y el mar y la explotación directa de ciertos organismos son los principales culpables.

 El cambio climático, la contaminación y las especies exóticas invasoras completan esa combinación, que ha llevado a que la tasa de extinción actual sea ya “entre decenas y cientos de veces más alta que el promedio experimentado en los últimos 10 millones de años”.

El deterioro ha alcanzado niveles inéditos en la historia humana y la vida sobre la Tierra tal y como la conocemos se acerca peligrosamente a un punto de inflexión, destaca a EFE la argentina Sandra Díaz, copresidenta de ese estudio.

Al menos 680 especies de vertebrados han desaparecido desde el siglo XVI y están en peligro más del 40% de las especies de anfibios, un 33% de los arrecifes de coral y más de un tercio de los mamíferos marinos. Una estimación provisional sitúa en un 10% el porcentaje de especies de insectos amenazados.

Entre 1980 y 2000 se perdieron  100 millones de hectáreas de bosque tropical, principalmente para dedicarlo a crianza de ganado en Latinoamérica y a plantaciones en el sudeste asiático, la mayoría de aceite de palma.

Recomendaciones

 Establecer cuotas efectivas de pesca y áreas marinas protegidas, promover prácticas que reduzcan la erosión del suelo y una agricultura sostenible, aprovechar el conocimiento medioambiental de las comunidades indígenas y ajustar políticas de subvención nefastas para la biodiversidad son algunos consejos.

 También se debe contener el alza de la temperatura global por debajo de los dos grados centígrados. El porcentaje de especies en riesgo de extinción por razones climáticas se sitúa en el 5% con un calentamiento de dos grados, y en el 16% cuando sube a 4,3.

Esta tendencia negativa afectará al cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible marcados por la ONU para 2030 en el 80 % de los casos analizados, en materia de pobreza o hambruna, entre otros, lo que hace que el declive sea tanto un asunto medioambiental como social.   El estudio  descarta el cumplimiento de las metas mundiales de biodiversidad fijadas para el periodo 2011-2020, pero sus autores confían en que sirva como base de la hoja de ruta.

 

 

 

Confidencial

Si te interesa obtener información detallada sobre el proceso electoral, suscríbete a P7 VIP y recibirás mensualmente la encuesta electoral completa de Página Siete.

Además, recibirás en tu e-mail, de lunes a viernes, el análisis de las noticias y columnas de opinión más relevantes de cada día.

Tu suscripción nos ayuda no solo a financiar la encuesta sino a desarrollar el periodismo independiente y valiente que caracteriza a Página Siete.

Haz clic aquí para adquirir la suscripción.

Gracias por tu apoyo.

Valorar noticia

Otras Noticias

Cargando más noticias
Cargar mas noticias