Autonomías regional e indígena, las más avanzadas en seis años

Desde la puesta en vigencia de la Ley N° 031, el 19 de julio de 2010, el Ministerio de Autonomías destaca al menos 60 logros del proceso autonómico en Bolivia.
martes, 19 de julio de 2016 · 00:00
Wendy Pinto  / La Paz

La autonomía regional del Chaco y la autonomía indígena de Charagua Iyambae son los dos procesos del régimen autonómico  más avanzados en el país, luego de seis años de vigencia de la Ley  031 Marco de Autonomías y Descentralización Andrés Ibáñez. 

Según el ministro de esta cartera, Hugo Siles, lo que hace falta para consolidar el proceso autonómico son más leyes regulatorias y no declarativas.

"La de  Charagua Iyambae es la única autonomía indígena y la primera en el mundo; y la autonomía regional del Chaco está en vísperas de ir a referendo el 20 de noviembre, pero ya tiene sus instituciones bien instaladas”, afirmó.
  
   Charagua Iyambae (Santa Cruz), conformada por cinco capitanías, aprobó su estatuto de autonomía indígena el 20 de septiembre de 2015 y ahora se encuentra en un proceso de transición hacia este régimen. Según Siles, lo que más se resalta de esta autonomía es la aplicación propia de usos y costumbres.

En el caso de la autonomía regional del Gran Chaco (Tarija) el  proceso fue diferente. En diciembre de 2009 la gente votó para acceder a la autonomía departamental y el 4 de abril de 2010 eligió a sus representantes para la primera Asamblea Legislativa Regional, que empieza a trabajar desde el  30 de mayo del mismo año. Ahora, este 20 de noviembre someterá su estatuto regional a consulta popular.

  Estas dos autonomías forman parte de unos 60 logros que destaca el Ministerio -como se observa en la infografía en la que solamente se mencionan 28- pero aún faltan cosas por resolver.

Sobre  las autonomías departamentales, Siles recordó que se tienen dos estatutos departamentales vigentes, Pando y Tarija; existen dos  en proceso de adecuación de sus estatutos a la nueva Constitución Política del Estado (CPE), Beni y Santa Cruz; y el resto de los departamentos que rechazó los proyectos de estatutos el 20 de septiembre de 2015. 

Acerca de las cartas orgánicas municipales, el ministro informó que Tacopaya y Cocapata tienen esos documentos en vigencia y que existen 290 cartas orgánicas en proceso de elaboración. "Algunos  están con declaratoria de constitucionalidad plena, otros con segunda declaración, algunos están en procesos de socialización y redacción”, indicó.

 30% de leyes regulatorias

La autonomía departamental, municipal, regional e indígena  implica lograr  la independencia del     nivel central del Estado, en diferentes áreas, pero  aún no logra consolidarse plenamente en el país. Según Siles, lo que hace falta son leyes regulatorias.

"Hay como 3.000 leyes subnacionales; un gran porcentaje, el 70%, son leyes declarativas o administrativas, sólo el 30% son leyes regulatorias. En las asambleas  algunos elaboran la ley de la marraqueta, la ley del achachairú, pero ¿cuáles son las leyes que nos interesan como Ministerio?, las leyes regulatorias de competencias, que pongan en vigencia el transporte, leyes tributarias, leyes productivas,  de generación de recursos,  de empresas públicas”, aseguró.

Otros de los motivos para no alcanzar la autonomía en los departamentos fue la campaña por el rechazo de los estatutos, según Siles. "Sólo se hizo conocer lo malo de los estatutos por egoísmo político de opositores, sabiendo que una norma es perfectible”, reprochó.

No obstante, los opositores no son los únicos responsables.  Siles apuntó al Tribunal Supremo Electoral (TSE) e indicó que  los vocales cometieron un error al  establecer que para hacer campaña por el Sí y por el No la gente debía inscribirse, lo que provocó  más confusión en el electorado. "Menos mal lo ha eliminado ese tema para este referendo”, dijo.   

Además, recordó que parte del fracaso del referendo de  estatutos fue la mala interpretación de la participación de su ministerio cuando apoyó con cartillas de información el proceso de socialización de dichos documentos. "Nuestra pequeña cuota generó una reacción”, afirmó.

Siles decidió que para el referendo de estatutos y de cartas orgánicas del 20 de noviembre (30 municipios, cinco autonomías indígenas y una regional) sólo se tendrá una participación técnica. "Tendremos un rol de asistencia técnica y vamos a excluirnos de acompañar cualquier proceso de socialización porque no queremos confundir a la población”, señaló.
1
2

Comentarios