Evo ataca al capitalismo y a la Iglesia ante los embajadores

Hoy, el Gobierno firmó el Convenio Marco de Complementariedad de Naciones Unidas para el Vivir Bien 2018-2022.
martes, 24 de octubre de 2017 · 12:00

Erbol

El presidente Evo Morales arremetió este martes contra el sistema capitalista, el imperialismo y la Iglesia Católica, ante el cuerpo diplomático acreditado en el país, que fue invitado a presenciar la firma del "Convenio de Complementariedad para Vivir Bien" entre el Gobierno y las Naciones Unidas, durante un acto efectuado en la Cancillería.

El Gobierno programó la firma de este convenio justo cuando hoy se recuerdan 72 años de creación del organismo internacional, y decidió canalizar 180 millones de dólares a proyectos de desarrollo social, economía plural, justicia, gestión pública e interculturalidad, en el marco del Plan Nacional de Desarrollo (PND) 2016-2020 y la Agenda 2025.

El Coordinador del Sistema de Naciones Unidas, Mauricio Ramírez, dijo que estos proyectos se enfocarán hacia los derechos humanos para las poblaciones en situaciones de vulnerabilidad y se avanzará en los objetivos de desarrollo sostenible en Bolivia, bajo el enfoque de no dejar atrás a nadie.

Luego el presidente Morales dijo que durante 72 años las Naciones Unidas han vivido en medio de muchos problemas y aseguró ante los embajadores que "la desigualdad es inmoral y es antiético. No se puede entender que ocho personas concentren la riqueza de la mitad de los habitantes del mundo y no es que falte plata, sino que está mal distribuida la riqueza".

"Quiero decirle hermano Mauricio, a ustedes, a algunos embajadores que representan al sistema capitalista. El capitalismo es el peor enemigo de la humanidad. El imperialismo es el enemigo de las nuevas generaciones. Lamento mucho hermano representante de la Iglesia Católica: De algunos jerarcas de la Iglesia Católica somos víctimas. No estamos en tiempos de inquisición, no estamos en tiempos de imperio, estamos en tiempo de los pueblos", manifestó en su discurso.

Morales les dijo a los embajadores que concentrar el capital en pocas manos no es ninguna solución para la igualdad de los pueblos en el mundo y aclaró que no cuestiona la propiedad privada, sino que critica la política de explotación y saqueo de los pueblos, profundizando las desigualdades.

Advirtió que mientras no haya igualdad siempre habrá rebeliones contra los estados, contra el sector privado que no atienden las demandas, aunque señaló que él tiene una excelente relación con la empresa privada boliviana para resolver los problemas sociales.

Pero también habló del "Che” Guevara y reiteró su criterio que "ser guerrillero no es delito" cuando se levantan armados frente a los armados que vienen del exterior para saquear los recursos naturales.

Reivindicó la vocación democrática de su gobierno, señalando que en 180 años de vida republicana, sólo se produjeron dos referendos. En cambio en 11 años de gobierno, facilitó 47 referendos nacionales, departamentales y municipales.

El jefe de Estado aseguró que profundiza la democracia y destacó las reuniones del gabinete social, gabinete ampliado y con las Fuerzas Armadas y por eso considera que esa es una forma de democracia que se practica todos los días.

"Algunos pequeños grupos que vienen de las dictaduras, nos acusan de dictadura y autoritario", explicó al ofrecer de descargo la revisión de la historia democrática del país.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

77
162