Romero exige renuncia de diputado que se desnudó

sábado, 11 de agosto de 2018 · 00:00

Página Siete / La Paz

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, exigió ayer la renuncia del diputado Domingo Soto (MAS), quien protagonizó un escándalo desnudo y ebrio en el aeropuerto de Cochabamba.

“De mutuo propio debería dejar el cargo” dijo la autoridad cuando fue consultado sobre las faltas cometidas por el parlamentario potosino.

Indicó que el legislador no puede quedar impune porque sus acciones bochornosas están desgastando al partido, porque los opositores indican que “los del MAS son borrachos” y pidió a la Comisión Ética de Diputados que procese a Soto.

El dirigente cocalero Leonardo Loza también exigió a la Cámara Baja retirar de su curul al parlamentario y al MAS expulsar de sus filas al diputado por el bochornoso acto de desnudarse y agredir a los policías en el aeropuerto de Cochabamba.

“No podemos permitir que algunos diputados suplentes dañen la imagen del pueblo y del MAS. Ese compañero debe ser retirado inmediatamente de su curul y debe ser expulsado del MAS. No queremos borrachos ni indisciplinados, queremos compañeros que trabajen por el pueblo”, dijo el representante.

El diputado Soto fue arrestado este miércoles en el aeropuerto Jorge Wilstermann de Cochabamba, cerca de las 20:00. El legislador potosino estaba en estado de ebriedad, agredió a los pasajeros y policías, y se desnudó.

El dirigente insistió en que en el MAS no puede existir gente indisciplinada, porque sólo hacen quedar mal al partido de Gobierno. “No importa que sean titulares o suplentes. Cuando no trabajen serán expulsados”, advirtió.

En su criterio, la Comisión de Ética de la Cámara de Diputados debe actuar de manera inmediata para, primero, separarlo de sus funciones y luego alejarlo definitivamente. La bancada del MAS presentó el jueves una denuncia en contra de Soto.

El parlamentario oficialista se quejó de supuesto maltrato por parte de los policías que lo detuvieron. Me han agarrado como a Túpac Katari, dijo, y responsabilizó de su conducta al “trago adulterado” que habría ingerido.

4
1