Piden sanción por violación de los derechos de la Madre Tierra

El pedido fue realizado por indígenas del TIPNIS al Tribunal Internacional de Derechos de la Naturaleza que visitará Bolivia.
miércoles, 8 de agosto de 2018 · 00:16

ANF / La Paz

Habitantes del Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (TIPNIS) solicitarán al Tribunal Internacional de Derechos de la Naturaleza que su fallo sea en contra del Estado boliviano y pedirán que declare que violó los derechos de la Madre Tierra al imponer la construcción de la carretera por el parque.

Está previsto que la comisión del tribunal internacional llegue a Bolivia este mes para ingresar al corazón del TIPNIS y recibir los testimonios de indígenas que denunciaron que el Estado violó sus derechos y los de la Madre Tierra, considerado como un organismo viviente.

“Se solicita al Tribunal Internacional de Derechos de la Naturaleza (…) declare que el Estado boliviano ha violado los Derechos de la Madre Tierra en el TIPNIS al imponer la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos”, dice el petitorio de los indígenas que recurrieron a esta instancia para frenar al Gobierno.

El documento que presentarán a la comisión internacional tiene 17 páginas y de manera detallada argumenta el conflicto que se generó por el proyecto vial San Ignacio de Moxos (Beni) y Villa Tunari (Cochabamba), que quedó truncado por la marcha de indígenas de tierras bajas.

En la solicitud exigen la aplicación de las leyes como de los Derechos de la Madre Tierra y la ley marco de la Madre Tierra y piden “la anulación de leyes y decretos que violan derechos sobre la Madre Tierra en el caso TIPNIS”.

Las normas que piden que se anulen son las leyes 222 de consulta al TIPNIS, de desarrollo integral en el TIPNIS y de exploración y explotación de hidrocarburos en tanto afecta Áreas Protegidas y Tierras Comunitarias de Origen (TCO).

Además, los indígenas pedirán que se remitan a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, al Foro Permanente para las Cuestiones Indígenas de las Naciones Unidas, al Consejo de Derechos Humanos de la ONU, a la Relatoría sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas de la ONU y la CIDH los hallazgos de su visita, “estableciendo con claridad los elementos ambientales, sociales, económicos y cultural/espirituales que se están vulnerando”.

El conflicto, según la cronología, estuvo latente desde 2001 hasta 2017, cuando se produjeron avasallamientos, represión, abrogación de normas que protegían el TIPNIS y la promulgación de otras que exponen al territorio y parque nacional a la explotación y al allanamiento de tierras de los indígenas.

También demandan que el tribunal dicte medidas de restricción para evitar que las actividades humanas conduzcan a la extinción de especies, destrucción de ecosistemas o alteración de los ciclos ecológicos y que exija al Estado: “la paralización total de la construcción de las obras viales, puentes sobre el tramo II y III dentro del TIPNIS”.

Además demandan la “paralización de cualquier iniciativa respecto a la exploración y explotación hidrocarburífera”.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

179
94