Sectores del MAS chicotean y pegan a médicos y universitarios

Luego de un intercambio de consignas e insultos, Ponchos Rojos golpearon a personal del Hospital Obrero. Dejaron 15 heridos, entre galenos y enfermeras.
viernes, 01 de noviembre de 2019 · 01:24

Verónica Zapana S.   / La Paz

Al menos tres marchas de las  organizaciones sociales afines al Movimiento Al Socialismo (MAS)  tomaron ayer el centro  de  La Paz para defender el proceso de cambio.  Esta vez,  los militantes del partido de gobierno agredieron a médicos del Hospital Obrero  y a  universitarios.

“Nosotros estábamos trabajando dentro del hospital (Obrero, perteneciente a la Caja Nacional de Salud). Ni siquiera hemos salido para  bloquear, pero vimos que los ponchos rojos bajaron por las instalaciones gritando e insultando a los médicos”, relató  uno de los anestesiólogos del nosocomio que prefirió guardar su nombre en reserva por miedo a represalias. “No hicimos nada, pero luego vimos que a un doctor que estaba cerca lo golpearon, por eso salimos a la puerta a defenderlo”, añadió.

 El  especialista contó que  cerca del mediodía, los militantes del MAS dieron  una vuelta por el núcleo educativo que  se encuentra frente al nosocomio.  “Volvieron para atacarnos”. Ya en ese momento, varios funcionarios del hospital,  médicos y enfermeras, entre otros, salieron a defender  y resguardar las instalaciones. “Parecía que querían lanzar piedras al hospital y no podíamos dejarlos, hay pacientes”, sostuvo.

Cuando el personal de salud y los manifestantes del MAS se encontraron, comenzaron a gritar consignas  pro  y contra, además de insultos.  “Nosotros nos defendimos con la voz”, dijo  el médico. 

Según un video difundido por  personal del Ministerio de Salud, los médicos gritaban:  “Evo de nuevo, huevo carajo” y  “El pueblo unido jamás será vencido”, mientras los indígenas pasaban por su lado. Ese momento se registraron  amagues de enfrentamientos entre ambos bandos. Unos amenazando con palos y chicote,  los otros exclamando estribillos.

Cuando los campesinos ya estaban en la esquina Brasil, se  observó que  ambos bandos comezaron a agredirse. Los militantes del MAS atacaban con palos, chicotes y piedras. Mientras  que los médicos y  los funcionarios del nosocomio resistieron con  palos de escoba. “Teníamos que defendernos. Ellos eran muchos, nosotros éramos pocos”, dijo otro galeno.

“Hasta los cuatro policías que resguardaban la seguridad del hospital  fueron  sobrepasados”, añadió  el anestesiólogo.

Una de las  trabajadoras  del Hospital Obrero, también   agredida.
Foto: Médicos

Este hecho violento dejó 15 personas heridas, entre   médicos, auxiliares de enfermería, licenciadas   y trabajadores del Hospital  Obrero.  Gran parte de las víctimas son  policontusos, otros sufrieron  fracturas. Uno de los  cardiólogos tiene Traumatismo Encéfalo Craneano (TEC) y otro  galeno  tiene la nariz rota.

El presidente del Colegio Médico de La Paz, Luis Larrea,  lamentó  la agresión contra el personal médico. “En esas condiciones, nadie puede asistir al trabajo. Ni en tiempos de guerra pasó esto, en esos tiempos   el hospital se respetaba”, destacó.

Exigió garantías para el personal de salud. “Si mañana no amanecen los hospitales con el resguardo policial correspondiente, no trabajaremos. Sólo se atenderán casos de emergencias”, dijo.

El secretario ejecutivo de la Federación de Sindicatos Médicos y Ramas Afines de la Seguridad Social (Fesirmas), Luciano Valenzuela, reprochó esos actos de violencia. “Es una práctica bárbara  primitiva, patrocinada por el Gobierno. Lamentamos que los Ponchos Rojos se presten a realizar esos actos vandálicos”, expresó.

No fue la única agresión que se registró ayer. En horas de la mañana,  universitarios que buscaban instalar su bloqueo en la puerta del Ministerio de Educación fueron  agredidos por el  personal de esta institución. “Déjennos trabajar, vayan más allá. Estamos trabajando”, dijo uno de los servidores, mientras golpeó con un cinturón a  un universitario.

Los funcionarios les quitaron sus carteles y les hicieron corretear. Los jóvenes   escaparon del lugar. Así se vivió ayer  el cuarto día del paro cívico en La Paz que  en horas de la mañana nuevamente fue cercada por tres  marchas de militantes afines del MAS. Una movilización  llegó de los Yungas y estaba integrada por cocaleros pro Gobierno. La otra movilización  fue liderada por  mineros y campesinos,  y  llegó desde   la zona Sur. La  tercera marcha  bajó desde El Alto y estaba dirigida por  la federación Túpac Katari.

Las tres movilizaciones  paralizaron  ayer la ciudad desde las 12:00 hasta las 15:00. Todas se unieron en la plaza del Obelisco y se fueron a descansar a las calles paralelas a la plaza Murillo.

Ponchos Rojos  y militantes del MAS marchan  en el centro de La Paz, ayer.
Foto: Marco Aguilar / Página Siete

 

6
72