Turbas queman y destruyen unas ocho unidades policiales en El Alto y La Paz en un día

Después de la renuncia del presidente Evo Morales, grupos de personas se organizaron para sembrar terror en las ciudades de La Paz y El Alto.
martes, 12 de noviembre de 2019 · 10:54

ANF / La Paz

Turbas enardecidas quemaron y destruyeron al menos ocho estaciones de policías en las ciudades de El Alto y La Paz en un día. Los reportes en las redes sociales y medios de comunicación alertaron sobre los hechos que ocurrieron durante este lunes en diferentes partes de las dos urbes.

Los hechos más relevantes sucedieron en la ciudad de El Alto, donde un grupo de movilizados quemó las instalaciones de Tránsito y de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de la ciudad de El Alto. Ambos inmuebles quedaron totalmente inservibles.

Cerca al mediodía del lunes, un grupo de manifestantes que exigían respeto a la bandera multicolor Wiphala quemó las instalaciones de Tránsito de la ciudad de El Alto. Los efectivos policiales no pudieron controlar a la turba que, por la fuerza, ingresó a las instalaciones.  Allí dentro saqueó e incendió el lugar. El fuego consumió totalmente el inmueble que después de arder por varias horas, dejó todo en cenizas.

Al promediar las 17.00 horas, el grupo de movilizados que llegaron de los Distritos 7 y 14 de la urbe alteña logró rebasar a los uniformados que custodiaban las instalaciones de la FELCC. Los manifestantes enojados ingresaron al interior de la institución policial, donde iniciaron con la quema tanto de los pisos de arriba como los de abajo.

Las llamas amenazaron con afectar a casas que estaban aledañas y, en un trabajo común de vecinos, intentaron evitar que ocurrieran más tragedias.

Cuando inició el fuego, los efectivos policiales huyeron por donde pudieron. Según testimonios de los movilizados, algunos policías fueron obligados a besar de rodillas la bandera Wiphala —símbolo que fue retirado en la mañana de sus insignias policiales— y recién los dejaron libres.

Otro de los casos que resaltaron el día fue el saqueo y la quema del inmueble del Comando Regional de la Policía Nacional de El Alto, que está ubicado en la carretera a Oruro altura cruce Viacha. Ocurrió la tarde de este lunes, cuando otra turba enardecida se acercó a las instalaciones. Allí saqueó quintales de arroz, azúcar y otro tipo de alimentos. Además, quemaron una movilidad y algunos cuartos que de la planta baja.

La estación Policial EPI 5 de la zona de Ventilla en El Alto también sufrió graves daños a pesar que los efectivos policiales trataron de controlar a la masa. En un video publicado en Redes Sociales (RRSS), se ve gritando a un efectivo policial alertando que una multitud se acerca para destruir las instalaciones. Según reportes de testigos, los movilizados habrían logrado ingresar al interior para destruirlo.

Con la misma suerte corrieron las estaciones policiales de la Estación Policial EPI 5, el edificio de la Policía de la zona de San Roque de El Alto y las EPI de Chasquipampa y de Alto Lima de La Paz.

Sin embargo, en esta última estación, los vecinos del lugar no permitieron que la turba destruya el inmueble, pero los policías fueron obligados a poner una bandera de Wiphala en la puerta. Según testimonios, los efectivos policiales fueron humillados y recién fueron liberados. 

El repudio por los policías en El Alto inició después de que la bandera Wiphala fuera retirada de algunas instituciones públicas y de la insignia de los policías. A esto acompañó el motín policial a nivel nacional que apoyó a las personas movilizadas que exigían la renuncia del presidente Evo Morales.

Para la jornada del martes, se espera que haya más movilizaciones en El Alto de personas quien exigen que tanto el candidato de Comunidad Ciudadana, Carlos Mesa, como el presidente del Comité Cívicos Pro Santa Cruz, Luis Fernando Camacho, abandonen La Paz. 

2
13