Justiniano sobre decreto de las FFAA: “No es una licencia para matar, es un elemento disuasivo”

La autoridad explicó que las fuerzas del orden se enmarcan en lo que dice la Constitución.
sábado, 16 de noviembre de 2019 · 21:52

Página Siete Digital

El ministro de la Presidencia, Jerjes Justiniano, aclaró hoy sábado que el Decreto Supremo 4078 que pretende eximir de responsabilidad penal a las Fuerzas Armadas “no es una licencia para matar, es un elemento disuasivo”.

Justiniano respondió así a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos  (CIDH) que emitió una alerta y advirtió que dicho decreto desconoce los estándares internacionales de derechos humanos.


“El Decreto pretende eximir de responsabilidad penal al personal de FF.AA. que participen en los operativos para el reestablecimiento y estabilidad del orden interno”, explica el comunicado publicado en Twitter.


El Ministro de la Presidencia respondió que “el decreto tiene una base constitucional, toda vez que las FFAA, de acuerdo con la Constitución, su finalidad es contribuir con el orden nacional. Tiene una base legal dispuesta en la Ley Orgánica de las FFAA que establece la responsabilidad que tienen las FFAA de contribuir con el orden nacional y garantizar la estabilidad de un gobierno democrático. En tal sentido, este decreto autoriza para que las FFAA puedan contribuir con el orden”. 

Después aclaró que "lo que hace este decreto es precisamente ratificar lo que ya está establecido en el código penal, lo que de ninguna manera se transforma en una licencia para matar, no. Es un elemento disuasivo porque lo que pretende el Gobierno es evitar la confrontación y evitar la muerte".

Durante una conferencia de prensa, Justiniano  añadió que “el personal que participe en los operativos para el restablecimiento del orden interno y estabilidad pública estará exento de la responsabilidad penal cuando en el cumplimiento de sus funciones constitucionales actúen en legítima defensa o en estado de necesidad en observancia de absoluta necesidad”.

Añadió que “se encomendó para que los FFAA actúen como factor de disuasión. Si fueran agredidas, no por mandato de ese decreto, sino por mandato por lo que establece la ley

37
4