Cruz arenga a cocaleros: “Ni olvido ni perdón”; en La Paz piden su renuncia

Ciudadanos afectados por hechos de violencia denuncian que la Defensora del Pueblo sólo defiende a grupos de choque del MAS. La funcionaria participó ayer en el cabildo de cocaleros en el Chapare.
martes, 26 de noviembre de 2019 · 00:04

Verónica Zapana S.  / La Paz

En el cabildo de los cocaleros que se realizó en el  trópico de Cochabamba, la Defensora del Pueblo, Nadia Cruz,   gritó: “Hermanas y hermanos: ni olvido ni perdón, justicia”.  En La Paz, vecinos   tomaron   las instalaciones de esa institución y exigieron  la renuncia de Cruz a la que acusan de estar parcializada a favor del MAS.

Cruz lanzó la  arenga   al concluir  su intervención en el Cabildo de las Seis Federaciones de Cocaleros del Trópico Cochabambino, en Sacaba. La Defensora fue al Chapare para informar al sector movilizado sobre los avances del diálogo con el Gobierno .

  En el palco también se encontraba el líder de los cocaleros, Andrónico Rodríguez. “Si ustedes se dan cuenta,  todos los puntos se han logrado, se han ganado. Aquí todos firmes se han puesto y han logrado”, sostuvo el dirigente. Informó que se desarrolla un proyecto de ley para garantizar el desagravio de la wiphala. Y ese instante, junto a los asistentes,  la Defensora gritó: “¡la wiphala se respeta!”.

 Cruz informó que la Policía dará  seguridad a la población y no los civiles ya que el Ministro de Gobierno, Arturo Murillo, se comprometió a  desmovilizar a los motoqueros. Aseguró que  harán seguimiento a los compromisos firmados  que tienen plazos.  “La Defensoría mañana mismo se ocupará de los heridos por tiempo y materia”, acotó. 

 “Duele que se sigan perdiendo vidas, que se siga afectando a hombres y mujeres, ¡ya no más!”, destacó Cruz. Remarcó que  hay un proceso democrático que ya está definido: “Hay que ir a pelear al campo democrático, eso es lo que nos queda”, acotó.

Aseguró que “no hay mucho tiempo” y  pidió a los cocaleros que se alisten.  “Organícense, hermanas y hermanos, la Defensoría va estar para garantizar sus derechos, para reclamar, así nos cueste”, dijo en Cochabamba.

Exigen su renuncia

En La Paz,  varios vecinos ingresaron ayer   a las oficinas de la Defensoría del Pueblo y tomaron la institución de forma pacífica. Aseguraron que determinaron esa acción porque  Cruz está parcializada con sectores del Movimiento Al Socialismo (MAS).  
 

“Estamos tomando la Defensoría y no saldremos  de aquí hasta que la señora (Nadia) Cruz renuncie”, enfatizó ayer una de las movilizadas,  Sandra López.

La vecina  aseguró que Cruz “no representa de una manera neutral al pueblo como Defensora, más al contrario se ha parcializado defendiendo a los grupos afines al exgobierno que ocasionaron terror en la población”, resaltó.

Con gritos de “¡justicia, justicia, justicia!”, los movilizados anunciaron que instalarían una huelga de hambre en las instalaciones de la institución ubicada en la zona de San Pedro.

López   denunció que Cruz no fue imparcial ante todos los hechos de violencia que surgieron en el país. “Reclamamos por los jóvenes de Sucre que han sido maltratados, los mineros de Potosí que han sido disparados,  las jóvenes que fueron vejadas, los ocho  militares que han sido maltratados y torturados en Cochabamba. También por el policía que  murió porque ha sido golpeado por una turba de personas”, exclamó.

Cada vez son más -sostuvo la representante- los que están indignados con  la Defensoría ya que “nunca” abogó por las víctimas que dejaron los  grupos del MAS. “Pero se presta para defender a aquellos que tuvieron  una actitud dolosa”, indicó. 

Remarcó que a Cruz no le importó la salud de los enfermos, la alimentación de los adultos mayores  ni de los niños. “Por eso es nuestra indignación”, dijo. 

Dina Santander,  mamá de la propietaria de la veterinaria Oasis  (Calle 25 de Calacoto)  que fue saqueada y destrozada por una turba de delincuentes  el  domingo 10 de noviembre, se sumó a la protesta contra Cruz.     “La veterinaria de mi hija ha sido dinamitada, saqueada y robada. Por culpa de eso, mi hija ha quedado en la calle y con una deuda muy elevada”, dijo la señora.

Aseguró que su hija presentó su denuncia; no obstante, la Defensora del Pueblo acudió a la Policía con sus abogados para sacar de la cárcel  a los acusados. “Gracias a esa señora Cruz, esos vándalos salieron de prisión porque no había otras personas que presenten la denuncia”, acusó.

 Santander repudió esa actitud y aseguró que “esa señora que supuestamente se llama Defensora del Pueblo no defiende a la población, sino a los criminales”. “No me iré de aquí hasta que esta señora se vaya. Necesito justicia, como ella pide el resarcimiento de  daños para  masistas,  yo  pido lo mismo para mi hija”, recalcó.

Cinthia Siñani denunció que Cruz protege a  ciudadanos de otros países.  “Mientras nosotros estábamos ingresando a esta oficina de forma pacífica, salió una pareja de venezolanos”, dijo. “Cuando nosotros hemos ingresado a la Defensoría, nos han cerrado las puertas y el ascensor. No podemos entrar a ninguna parte del edificio, sólo nos estamos quedando en la planta baja”, explicó. 

Resaltó que  Cruz debe ser destituida para dar paso a una nueva autoridad que  “trabaje  de forma equilibrada y  que no se incline sólo por un sector”. 

El representante de la Asociación de  Transportistas de Carga Nacional e Internacional de El Alto, Gustavo Rivadeneira, también  cuestionó a la Defensora. Solicitó   su renuncia ya que no ayuda a su sector que tiene cuantiosas pérdidas.  “Nada hizo por atender los pedidos de otros sectores perjudicados por los hechos violentos de los grupos radicales del MAS”, declaró en la radio Panamericana. 

El dirigente le recordó a   Cruz que los transportistas también son bolivianos. “Ella, como Defensora del Pueblo, debe defender también los derechos de este y otros sectores que se ven perjudicados económicamente por los bloqueos que  se mantienen en el país”, reclamó.

 


 

20
133

Otras Noticias