Seguidores de Evo toman el control del aeropuerto, golpearon e hicieron arrodillar a cruceños

Pidieron cédulas de identidad a los pasajeros y golpearon a los que pusieron resistencia ante la mirada paciente de la Policía.
martes, 05 de noviembre de 2019 · 13:10

Página Siete Digital

La fuerzas de seguridad del Estado llamadas por ley a defender a la sociedad pasaron a ser fantasmas armados sin ninguna autoridad en el Aeropuerto Internacional de El Alto durante la noche y la mañana de hoy porque los seguidores de Evo Morales tomaron en sus manos la seguridad de la terminal de categoría internacional.

Los masistas cercaron el aeropuerto para impedir la llegada de Fernando Camacho, presidente del Comité Pro Santa Cruz, a la ciudad de La Paz para entregar una carta de renuncia en borrador al presidente Evo Morales.

Los exaltados manifestantes que cercaron el aeropuerto alteño pidieron cédulas de identidad a los pasajeros que salían del aeropuerto, revisaron las maleteras de los taxis, requisaron maletas y a los ciudadanos que habían nacido en Santa Cruz no les dejaron salir de la terminal o les pidieron que se arrodillen para atravesar el cerco masista.

La gente que puso resistencia fue golpeada y maltratada ante la mirada paciente de policías. Una de las víctimas, Gabriela G. G., denunció que ella llegó anoche en un vuelo de Santa Cruz y fue impedida de pasar el cerco pese a que se encontraba con su hija que padece parálisis cerebral.

Abrieron la maletera del vehículo que la transportaba, requisaron su maleta y le cuestionaron que tenía el pelo claro, y la llamaron “racista”. Le pidieron su carnet de identidad que indica que nació en Cochabamba, pero su residencia es la zona Sur de La Paz, entonces la gritaron “jailona”. La víctima lloró de impotencia y lamentó el ataque racista.

Algunos pasajeros que llegaron de la ciudad de Santa Cruz tuvieron que esconder sus cédulas de identidad en los zapatos para evitar ser ultrajados por su origen. Óscar R., otro pasajero afectado por el cerco masista, denunció que a él le obligaron a decir de dónde era. “Dos policía que estaban ahí me dijeron colabore con la gente si no quería tener problemas, ¡por Dios en qué país estamos”, protestó.

Una mujer que protestó por la presencia de funcionarios públicos fue golpeada y le arrebataron el celular porque supuestamente filmaba los abusos cometidos por los seguidores de Evo Morales. “Ella ha provocado, ella ha provocado” se descargan en un video enviado a Página Siete.

Entre militantes y funcionarios públicos extendieron una pita en el ingreso al aeropuerto para controlar a todas las personas que ingresaban o salían, una mujer que nació en Santa Cruz fue obligada a arrodillarse porque en ese departamento habrían hecho arrodillar también a los "collas".

Los turistas y visitantes del exterior fueron obligados a mostrar sus pasaportes y tuvieron que entregar sus maletas para que sean requisadas.

Los periodistas también sufrieron agresiones, seis reporteros tuvieron que salir escoltados del aeropuerto y Página Siete replegó a sus periodistas después de que fueron agredidos.

71
498