Bolivia Dice No y MAS lideran lista de “militancias ilegales”

Demócratas rechaza que en sus filas hayan figurado registrados sin su voluntad. El masismo anuncia que pedirá una audiencia al organismo electoral.
lunes, 11 de febrero de 2019 · 03:04

Beatriz Layme  / La Paz

 Bolivia Dice No (21F) y el Movimiento Al Socialismo (MAS) son  las organizaciones políticas que registraron el mayor número de “militancias ilegales”, según una  lista del Tribunal Supremo Electoral  (TSE), a la que accedió Página Siete. El organismo, rumbo a las primarias, depuró los registros anómalos. 

   De cara a  las  internas, el 25 octubre de 2018,  los partidos  entregaron al TSE los libros con las firmas de sus partidarios para actualizar su padrón. A los pocos días,  el ente electoral habilitó la  aplicación Yo participo, con el fin de que la ciudadanía consulte si es o no militante.

A las pocas horas, surgió una ola de denuncias de personas que  aparecieron figurando en un partido sin haberse  registrado. Frente al revuelo,   el TSE habilitó un formulario para la “anulación” de registro de militancia. 

   En ese marco, la alianza Bolivia Dice No,   con 13.861 militantes depurados, fue la  organización política que registró  el mayor número de personas inscritas sin su consentimiento, según el TSE (más detalles en la infografía adjunta). 

      El presidente de la Cámara de Diputados, Víctor Borda, sostuvo que el MAS solicitará a los vocales del TSE una audiencia para que expliquen  y den detalles sobre la depuración de militantes;   además,  para que indiquen  por qué partidarios del masismo aparecieron en otras agrupaciones políticas. 

“Es importante que nosotros podamos tener una reunión como partido político, no como Órgano Legislativo o Ejecutivo, con los miembros del Órgano Electoral para que nos puedan explicar cómo ha sido la construcción colectiva del padrón de militantes”, manifestó Borda, quien agregó  que tras  las primarias hay  “gran molestia” de sus militantes,  porque no lograron expresar con su voto  su apoyo al binomio Evo-Álvaro.

En criterio de su colega Lino Cárdenas (MAS),  el alto número de registro ilegales “no refleja la realidad”. El legislador  cree que las personas   que presentaron el formulario de anulación de registro como militantes   no es porque aparecieron registrados como partidarios en contra de su voluntad,  sino que se debe a que “aprovecharon el problema” para salir de las filas del MAS.  

“Muchos por voluntad propia se registraron como militantes, pero a raíz de este problema que surgió, donde muchos se quejaron por inscripción ilegal, varios aprovecharon para decir que aparecieron como militantes sin registrarse. Esta gente alguna vez se inscribió al MAS”, manifestó Cárdenas, quien señaló que “hubo deficiencias” en el TSE durante la consolidación del padrón de militantes, pero “no hubo mala fe”.

  El senador Yerko Núñez,  de los Demócratas, partido que conforma Bolivia Dice No, afirmó que esa fuerza no tiene militantes  registrados en  contra de su voluntad, sino que fue el TSE que “por sus errores” inhabilitó y depuró a miles de sus partidarios. “Tenemos militantes inhabilitados por errores e irregularidades en el padrón electoral”, señaló Núñez.

Wilson Santamaría, diputado de oposición,  sospecha que en los libros de registro de militantes los partidos inscribieron incluso a “fantasmas”.       En ese marco, el legislador señaló que espera que el TSE entregue su informe final sobre  las primarias,  para solicitar una  auditoría al padrón de militantes del MAS, de Bolivia Dice No  y de PAN-BOL.

    “Estas tres organizaciones llaman a votar a la gente a diferencia de la oposición que se cura en salud,  debido a que un voto era suficiente. El partido de Félix Patzi no llega ni al 10% de su padrón;  en el MAS  es más complicado porque exige a sus militantes ir a la urnas. Queremos saber qué pasó”, señaló Santamaría. 

El senador Arturo Murillo manifestó que al TSE “no se le  puede pedir nada”,  porque “dejó de ser un órgano independiente y ahora sólo responde a las exigencias del MAS”,  y por ello  cualquier pedido “cae en saco roto”.
 

Choque: En sala plena se pedirá auditoría al padrón de militantes 

La presidenta del Tribunal Supremo Electoral, María Eugenia Choque, anunció que planteará en sala plena   que se realice una auditoría al padrón de militantes.

“Nosotros hemos cumplido el trabajo en el marco del calendario y obviamente también es una preocupación, pero eso también depende de sala plena. Vamos a realizar una auditoría al registro de militantes, ese es el espíritu de la presidencia. Lo vamos a plantear en sala plena, para despejar todas estas dudas que pudieran existir”, señaló Choque.

  La autoridad electoral dijo que el registro de militantes no está biometrizado. No obstante, Choque anunció que  aquello se concretará en 2021 para las primarias de 2024. 

“Lo vamos a biometrizar y eso es una cuestión que alcanzaremos en 2021. Las   primarias próximas van a  tener un mayor tratamiento en tecnología”, indicó Choque, quien anunció que el tema será debatido en sala plena.

Arias: Fiscalía archivó denuncia por  registro ilegal de militantes

El activista Iván Arías denunció que el Ministerio Público “archivó” la acusación  colectiva que presentó, en representación de varias personas que fueron registradas de manera fraudulenta como militantes de partidos políticos.

“Entregada la denuncia en la Fiscalía nos dijeron que la denuncia debía llevar la firma de todos los denunciantes,  se subsanó. Luego nos dijeron que no se podía presentar una denuncia colectiva, subsanamos y nos observaron temas de forma. Al final,  archivaron nuestro caso”, lamentó Arias. 

  La denuncia  fue presentada contra el Órgano Electoral, como depositario de los datos del padrón de los partidos políticos. Los delitos denunciados fueron manipulación informática, uso de instrumento falsificado, falsedad materia e ideológica, entre otros.

Las diferentes trabas -dijo Arias- impidieron presentar otra denuncia colectiva contra el TSE por el registro ilegal. “Desestimaron el caso, incluso cuando el TSE indicó que sí había registros fraudulentos, pero los responsables eran las organizaciones políticas”, lamentó.

 

 

17
114