Denuncian que Gobierno destinó Bs 104,8 millones para sedes

De acuerdo al informe de la fuerza política Unidad Demócrata, los proyectos datan desde el año 2013.
jueves, 15 de agosto de 2019 · 01:34

Erika Segales / La Paz 

El jefe de la bancada de Unidad Demócrata (UD) en Senadores, Yerko Núñez, denunció  que el Gobierno financió 40 proyectos en beneficio de  organizaciones sindicales afines al oficialismo, por un monto de 104.825.503    bolivianos. 

Los recursos destinados a construcciones de sedes sociales, refacciones y ampliación de infraestructura se gestionaron mediante la Unidad de Proyectos Especiales (UPRE).

“Evo Morales regaló más de 100 millones de bolivianos del dinero de la UPRE, que sale del Tesoro General de la Nación, para  la construcción de sedes sociales para las Bartolinas Sisa, cocaleros del Chapare, cooperativistas mineros y otras instituciones. Creemos que se continúa despilfarrando el dinero de los bolivianos”, señaló Núñez.

De acuerdo con el informe presentado por el senador, los 40 proyectos datan desde 2013 y figuran en el sistema de contrataciones estatales (Sicoes).

Entre los más costosos están las construcciones de sedes para la Confederación General de Trabajadores Fabriles de Bolivia-La Paz, por más de ocho millones de bolivianos; para la Federación Sindical Única de Comunidades Campesinas de Tarija, por más de 6,5 millones de bolivianos: y para la Federación Campesina Bartolina Sisa y Túpac Katari La Paz, por más de 6,1 millones de bolivianos.

 El proyecto menos costoso fue el de la construcción de la sede social para la Federación Especial de Transporte Libre de Cochabamba,  cuyo financiamiento fue  de 660.629 bolivianos.

Según el listado, los choferes, agrupados en federaciones y sindicatos, que representan a sectores que van desde el transporte pesado hasta los mototaxistas, fueron beneficiados con la construcción de más sedes sociales, nueve en total,  una restauración y una ampliación de ambientes. 

No obstante, ese es el segundo sector en el  que se destinó  mayor cantidad de fondos. La suma total de las 11 obras es de 17,8 millones de bolivianos.

El Gobierno destinó 19,7 millones de bolivianos para sector fabril, mediante la UPRE, en seis proyectos. Esta es la organización sindical que obtuvo más  recursos para la construcción de cuatro sedes y la refacción de dos infraestructuras en La Paz, Cochabamba, Oruro y Chuquisaca.

Núñez cuestionó que el Gobierno no haya priorizado los recursos para la salud, y anunció que solicitará una auditoría a la Contraloría General del Estado. 

Por su parte, el diputado David Ramos,  del MAS, justificó la construcción de sedes. “Esa sede social no significa edificios, son sedes sindicales para que la organización social pueda organizarse con sus afiliados de manera digna. Expresamos nuestra indignación contra el senador Núñez, que no sabe reconocer quiénes son los que dan las divisas, los que generan el alimento y la provisión para el país”, dijo. 

El legislador afirmó que el oficialismo no se opondrá a las auditorías que soliciten los opositores respecto al tema, aunque de inmediato calificó a Núñez de “no tener moral” para cuestionar las obras en beneficio de las organizaciones sindicales.
 

 Las observaciones de los proyectos 

 La falta de publicación en el Sicoes del contrato, del formulario 500, de la adjudicación y de la recepción, están entre las observaciones que hizo la bancada de Unidad Demócrata, según el informe que presentó esa fuerza respecto a las 40 obras para los sindicatos.

Entre los proyectos observados están: la construcciones de las sedes  para la Federación Sindical Única de Comunidades Campesinas de Tarija, la Federación Campesina Bartolina Sisa y Túpac Katari en La Paz y la Federación del Trópico de Cochabamba.
 

 

4
186