Desde que asumió la Vicepresidencia, Choquehuanca nunca habló de golpe

Cuando el Vicepresidente alude al gobierno anterior dice que se ha “recuperado nuestra democracia”. Para algunos analistas políticos, busca “distanciarse” o cumple con un libreto del gobernante MAS.
sábado, 12 de diciembre de 2020 · 00:48

Cándido Tancara Castillo  / La Paz

El vicepresidente David Choquehuanca, desde que asumió el cargo  el pasado 8 de noviembre, no habló de “golpe de Estado” para referirse al gobierno de Jeanine Añez, y cuando hace alusión a los hechos de noviembre de 2019  dice que se ha “recuperado nuestra democracia”. Este hecho, para algunos analistas, puede ser parte de un libreto del Movimiento Al Socialismo (MAS), porque pretende significar los principios del partido azul o porque el segundo mandatario intenta “distanciarse”.

El presidente Luis Arce y algunos ministros, en sus intervenciones, hablan de “golpe de Estado” y señalan a Añez como líder del “gobierno de facto”. La oposición en el Legislativo denunció que el  MAS pretende imponer la narrativa del golpe y borrar el fraude electoral, pese a que este extremo fue establecido por una auditoría vinculante de la Organización de Estados Americanos  el 10 de noviembre de 2019  y por cuya causa el expresidente Evo Morales anuló las elecciones del 20 de octubre y ese día renunció a la Presidencia.

En su primer discurso, el 8 de noviembre, Choquehuanca aludió a la oposición o al gobierno anterior y dijo que “vamos a promover las coincidencias opositoras para buscar soluciones entre la derecha y de la izquierda”. Dijo que “el poder tiene que circular” en demanda de alternancia.

En el Día Internacional contra la Corrupción  no habló de golpe ni “gobierno de  facto”, protestó contra el prorroguismo. “La primera corrupción del político es cuando olvida y da la espalda a su propio pueblo, cuando desconoce a quienes le dieron su confianza; entonces podemos estar seguros que se ha corrompido y sólo le interesará quedarse en el poder a toda costa y pactará con quienes no debe,  traicionando a su propio pueblo”.

En el Día Internacional de los Derechos Humanos  defendió el pensamiento libre. “Posiblemente  no nos alcance el tiempo (para enumerar) sobre la violación a los derechos humanos, hasta la libertad de expresión se persigue y se quiere encarcelar y esto no puede seguir”.  Choquehuanca se trasladó ayer a Achacachi para participar de su 114 aniversario. Habló en aymara y castellano. “El Gobierno tiene apenas un mes después de haber recuperado nuestra democracia”. Es lo más fuerte que dijo del gobierno anterior. Hizo una crítica al k’ara, al que perdió ética y moral, y precisó que no es un odio al blanco. Como un papá les dijo que no tomen mucha cerveza. 

Afirmó que las elecciones subnacionales no son para enemistarse, es para que de los candidatos se elija al mejor y comparó los comicios con un partido de fútbol que al final intercambian camisetas y se dan abrazos. Dijo que “no podemos alimentar la división ni el resentimiento. No puede seguir la pelea y las autoridades tenemos que construir unidad y sanar heridas, y encontrar espacios de diálogo”. 

Para el analista Marcelo Silva, que Choquehuanca no mencione “gobierno de facto” es “una posición nítida para rescatar los principios del MAS, se convierte en una especie de luz en el camino” y en “el llamado ajayu del MAS”, porque recuerda a sus bases los “valores de la cosmovisión andina, de la convivencia pacífica de la comunidad con el medioambiente”.

Silva  dijo que el discurso del Vicepresidente puede ser parte de un libreto del MAS. “Marca un discurso simbólico y el devenir de la práctica política, no veo una diferenciación contradictoria, la veo complementaria y hasta libretada, eso significa que el Presidente es el Presidente, el jefe del partido es el jefe de partido (Evo) y la voz de la conciencia política es Choquehuanca, creo que están trabajando  coordinada y  sólidamente”.

El analista político Diego Ayo cree que el discurso de Choquehuanca busca distanciamiento y marcar la diferencia del MAS. “Va a buscar afianzarse con una imagen propia que salta a la vista, él va a intentar tener una imagen propia, y si eso significa distanciarse de ciertos elementos políticamente definidos, en este caso, la tesis del golpe tiene sentido, es parte de su política individual, está intentando crecer y marcar con el sello identitario del MAS”.

Ayo considera que en los próximos meses se podrá conocer la intención del discurso. “Hay dos escenarios o es llegar a un acuerdo, no sabemos cuál, o  terminar engullido por la vertiente de mentiras y falsedades o simplemente a largo plazo como una manera de distanciamiento; ya lo hemos visto con otros vicepresidentes, no sabemos cuál es su intención”. Dijo que Choquehuanca “marca alguna lógica de su  rasgo político para generar publicidad mediática” pero “no sabemos la respuesta”.

 

Claves del  discurso

  • Vicepresidente  Fue ministro de Relaciones Exteriores  entre  2006 y  2017, durante el primer, segundo y tercer gobierno de  Evo Morales.  Entre 2017 y 2019  fue secretario general de la alianza Alba.
  • Discurso En su discurso de posesión el 8 de noviembre dijo que “somos de Tiwanaku, somos fuertes, somos como la piedra, somos cholke (duro), somos sinchi, somos rumy, somos Jenecherú, fuego que nunca se apagaba; somos de Samaipa, somos jaguar, somos Katari, somos comanches, somos mayas, somos guaraníes”.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

143
96