Activistas anti-Evo piden unidad para enfrentar a su delfín

miércoles, 12 de febrero de 2020 · 01:12

 AFP  / La Paz

Hace meses tomaron las calles para impedir que Evo Morales se perpetúe en el poder. Hoy algunos siguen acampando en La Paz, pero su rabia comienza a volcarse también contra la oposición al MAS y su incapacidad para hacer frente común contra Luis Arce, el delfín del exmandatario. 

“Es una vergüenza total que existan personas y politiqueros hambrientos de poder que solamente velan por sus intereses personales”, afirmó Pablo Alba, un activista que integra un piquete que acampa desde hace semanas afuera de la residencia de la embajadora mexicana. 

Estos militantes hacen turnos de día y de noche para impedir la salida de  exfuncionarios de Morales, asilados en la residencia. Duermen en carpas o improvisadas casuchas de plástico y comen en una olla común. 

Al comienzo eran muchos, pero “ahora somos pocos”, admite Alba, quien afirma que su vigilia busca asimismo presionar por la unidad de los líderes anti-Morales, quienes una vez más irán divididos a las elecciones. 

“(Estamos)  totalmente decepcionados, desilusionados, desamparados”, dice Alba, abogado de 29 años.  “Ellos (los candidatos anti-Morales) no están pensando en la lucha del pueblo, en la petición del pueblo” de unidad, afirma el activista, quien teme que un eventual triunfo del abanderado del MAS, favorito en las encuestas, permita que el expresidente vuelva al poder. 

Morales, aliado de Cuba y Venezuela que gobernó casi 14 años, dimitió el 10 de noviembre en medio de protestas, motines policiales y pérdida de apoyo de los militares, tras una auditoría de la OEA que constató importantes irregularidades en las elecciones del 20 de octubre.

 

 

13
1