Tres exsenadores revelan que el MAS les instruyó dimitir en 2019

Aguilar, Copa y Alfonsín indicaron que luego de que Evo Morales diera el paso, hubo la directriz de que toda la bancada del partido debía renunciar.
jueves, 29 de abril de 2021 · 05:26

Yolanda Mamani Cayo  / La Paz 

  Tres exsenadores del Movimiento Al Socialismo (MAS) confirmaron que después de que Evo Morales renunciara a la presidencia, el 10 de noviembre de 2019, la cúpula del partido azul instruyó dimitir a toda su bancada, para  así generar  más caos y un “vacío de poder”.

El exsenador y disidente del MAS  Omar Aguilar  afirmó que fue la exsenadora y expresidenta de la Cámara Alta  Adriana Salvatierra  quien  instruyó, a través de su comunicador,  a todos los legisladores de  la bancada del partido azul que  presenten    renuncias a sus curules en la Asamblea Legislativa. Aquello ocurrió, según Aguilar, después de la  dimisión de Morales y del exvicepresidente Álvaro García Linera. 

“Adriana Salvatierra, a través de su comunicador Aldo Camacho, nos hace llamar. Yo le digo: ‘¿Quién ha instruido?’. Y me responde ‘Adriana Salvatierra’. (Yo le dije)  ‘Dígale a Adriana Salvatierra que no renunciamos ni aunque el Papa me lo pida’”, contó  Aguilar a Página Siete.

El 10 de noviembre de 2019, Morales renunció a la presidencia el  mismo día en que se difundió el informe preliminar de la auditoría de la OEA. Esa jornada también dimitió el entonces vicepresidente García Linera. 

La alcaldesa electa de El Alto, Eva Copa, quien entonces era senadora, confirmó ayer que efectivamente  les llamaron a los legisladores del partido azul para que dimitan, pero eludió responder quién dio la instrucción, para  “no entorpecer el proceso” investigativo en torno a los hechos luctuosos  de  Senkata y Sacaba.

“Sí, han llamado para que se renuncie, pero (dijimos) nosotros ‘por qué vamos a renunciar, Nosotros no hemos hecho nada, nosotros vamos a cumplir nuestra gestión’. Y así lo hemos hecho”, dijo.

El exsenador suplente del MAS Giovani Alfonsín relató a este impreso que a primera hora del lunes 11 de noviembre de 2019 se instruyó la renuncia general de la bancada azul, tanto de senadores como de diputados. Agregó que algunos legisladores  de forma “disciplinada” dimitieron, pero la mayoría se quedó en sus curules en medio de la incertidumbre y asimilando con sorpresa la renuncia de Morales.

“El lunes 11 de noviembre, a primera hora, siete de la mañana, nos pasan el instructivo de que hagamos llegar nuestras renuncias de manera colectiva a la Asamblea Legislativa Plurinacional hasta antes de las ocho (horas). Nos indicaron que es una instrucción política que se tomó desde arriba. Nosotros estábamos sorprendidos”, contó  Alfonsín.

El exlegislador indicó que  después de algún tiempo  se preguntó  por qué se buscó la renuncia colectiva, y   con varios colegas concluyeron  que se quiso generar un “vacío de poder”. “Yo creo que el cálculo que ellos tenían era levantar, tras la renuncia del presidente Evo Morales, a los movimientos sociales, generar el vacío de poder, como sucedió en Venezuela, para que retorne Evo Morales, como retornó Hugo Chávez, aclamado por las bases”, declaró a ANF. 

Otro testimonio que coincide con la instrucción de dimitir es el de la exdiputada Lidia Patty, quien relató que horas después de la renuncia de Morales, los allegados del exmandatario llamaron a los parlamentarios para decirles que también  debían renunciar.

“Algunos ministros, exviceministros que estaban en ese momento nos llamaban (para decirnos) que tenemos que renunciar todos, suplentes, titulares, que no podemos traicionar a nuestro presidente Evo (…). Los mismos diputados,  Betty Yañíquez, cada momento nos estaba mandando el lunes (11) que renunciemos en grupo. Si no pueden llegar a La Paz, manden por WhatsApp sus renuncias, nosotros vamos a aceptar, nos decía”, relató Patty el 17 de noviembre de 2020 al programa Encontrados.

 La exdiputada Patty es la demandante en  el caso de supuesto “golpe de Estado”.   

Después de la renuncia de Morales se evidenció dos bandos dentro del propio MAS en el Legislativo, comentó Aguilar. Una “línea dura”, que rodeaba a Morales y que tenía contacto directo con el exmandatario,  y un grupo, menos mediático, del que surgió el “ala concertadora”. Al final, según Aguilar, el bando conciliador decidió en una reunión de emergencia no renunciar  “y desde el Parlamento recuperar la democracia y pacificar el país”. 

Aguilar identifica a   Salvatierra como parte de la  “línea dura”, que estaba en contacto directo con el expresidente Morales. “Entiendo que (Salvatierra) sí ha coordinado con Evo Morales, porque posteriormente (él) lo hace público y dice que esa solicitud fue un error”, afirmó el exlegislador. 

Agregó que la  admisión de Morales se produjo  meses después en una de las reuniones que tuvo  con su bancada, entre septiembre y octubre del año pasado.

 

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

26
71

Otras Noticias