El Gobierno cedió en al menos 4 temas tras presión y descontento

Dio un paso atrás con el impuesto a los servicios digitales, la reanudación “piloto” del ferrocarril La Paz-Arica, la suspensión de la exportación de carne y la fecha del censo.
viernes, 14 de mayo de 2021 · 05:04

Pablo Peralta M.  / La Paz 

Entre abril y en lo que va de mayo, el Gobierno cedió en al menos cuatro temas tras la presión y el  descontento. El Ejecutivo dio un paso atrás con  el impuesto a los servicios digitales,  la reanudación “piloto” del ferrocarril La Paz-Arica,  la suspensión temporal de la exportación de carne y la fecha del censo de población y vivienda. 

El analista político Daniel Valverde sostiene que en el caso del “IVA digital”, el Gobierno hizo un balance de lo que puede ganar y perder, y optó por una “posición de cautela”, considerando el conflicto de Colombia, donde estalló una crisis a raíz de una reforma tributaria. En el caso de la suspensión de la reactivación “piloto”  del ferrocarril La Paz-Arica, indicó que el Ejecutivo apostó por una salida muy facilista y poco pragmática.  

Por su parte, el analista político Pedro Portugal expresó  que el Ejecutivo replica el estilo de gobernar del MAS de la era de Evo Morales, que se enmarca en la estructura de tipo colonial, con muchos defectos, uno de los cuales es un “equilibrio frágil” entre “una población que monopoliza los centros de poder y una población supeditada, que logra arañar conquistas a través de mecanismos que no son a veces plenamente formales o legales, y que después defiende sus intereses doblegando al aparato de Estado”.

El 7 de mayo fue la fecha que se proyectó para el arribo del ferrocarril La Paz-Arica, en el marco de la reanudación “piloto” de ese transporte, interrumpido en 2005. Un día antes, no obstante, el sector del transporte pesado que trabaja en el tramo entre Arica y La Paz bloqueó el centro de la sede de Gobierno con  el argumento de que el traslado de carga a través de ese transporte perjudicaría a su rubro. 

Cinco días después, el 11 de mayo, el gremio del transporte pesado comenzó un bloqueo indefinido en La Paz, Oruro, Cochabamba y Santa Cruz. Pero fue en el segundo día de protesta, el 12 de mayo, que, después del diálogo convocado por el Gobierno, la empresa Ferroviaria Andina, los transportistas y el Ejecutivo acordaron suspender la prueba técnica del ferrocarril entre Arica (Chile) y Viacha (La Paz). 

“IVA digital”

Todo comenzó el 22 de abril, cuando el presidente Luis Arce anunció que había enviado un anteproyecto de ley a la Asamblea Legislativa Plurinacional para “ampliar el alcance del IVA (Impuesto al Valor Agregado) a los servicios digitales provistos desde el exterior”. 

Luego de ese anuncio se registraron expresiones de rechazo a la iniciativa, muchas de ellas afincadas en las redes sociales, pero la más curiosa provino del mismo bloque del partido azul. El 10 de mayo, la Central Obrera Boliviana (COB), aliada del MAS, rechazó la iniciativa.  “Estamos en contra de un impuestazo a la población, la población está en una situación crítica”, sostuvo Juan Carlos Huarachi, secretario  ejecutivo de la COB. 

El 12 de mayo, la bancada del MAS en el Legislativo congeló el tratamiento del anteproyecto hasta que -indicaron- “se socialice”, puesto que, argumentaron, hubo mucha desinformación sobre los  alcances de la iniciativa.  

Exportación de carne 

Todo sucedió en un mismo día, el 22 de abril. Por la mañana, el ministro de Desarrollo Rural y Tierras, Remmy Gonzales, dijo que se suspendía de forma temporal la exportación de carne, para cuidar el mercado interno. Las palabras generaron polémica. Una de las voces que se escucharon fue la de la Cámara Agropecuaria del Oriente, que sostuvo que  se trataba de un  baldazo de agua fría para el sector. 

Sin embargo, en horas de la tarde, desde el Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras se emitió un comunicado en el que se sostuvo que no se suspende ni se anula la exportación de carne, e indicó que la resolución aprobada sobre el ámbito hace referencia a la aprobación del reglamento que autoriza la emisión del certificado de abastecimiento interno y precio justo para la carne bovina. 

“Censo 2024” 

El 15 de abril, el Instituto Nacional de Estadística (INE) anunció el diferimiento de la fecha del censo hasta 2024. Aquello provocó rechazó de legisladores, concejales y también de las  autoridades que fueron elegidas en   las subnacionales. 

Dos días después, el Gobierno indicó que “no ha definido el año en el que se realizará el censo”, y que la postura del INE “es una sugerencia”. El 5 de mayo, el vocero presidencial Jorge Richter manifestó: “El censo se tiene que realizar el próximo año”. 

Daniel Valverde, analista político, sostuvo que en el caso del “IVA  digital” el Gobierno ha tenido que considerar la crisis de Colombia e hizo un balance de lo que puede ganar y perder. “La recaudación que iba a lograr por ese impuesto creo que no era tan significativa como para tensionar a la sociedad con un tema impositivo”, aseguró. 

En el caso la suspensión de la reanudación “piloto” del ferrocarril La Paz-Arica, Valverde sostuvo que el Ejecutivo tomó “una salida muy facilista, poco pragmática e irresponsable”, puesto que habilitarlo   contribuiría a facilitar el comercio y volver  al país más competitivo. 

Pedro Portugal considera que el  gobierno de Luis Arce es endeble porque el MAS no volvió al poder por sus propios méritos, sino por los errores e imprecisiones de la administración que le precedió. Agregó que entre el Ejecutivo y sectores populares “se da una relación perversa en la cual uno no sabe cuál es más afectado”, aquel que está gobernando que resulta al final “un prisionero” de sectores populares o los sectores populares en el cual el Ejecutivo se apoya. 

Pero, según el analista, la clase media -estrato desde  donde se escucharon voces de rechazo al “IVA digital”- tiene un factor  gravitante  en el Ejecutivo.    

“Es un gobierno que al mismo tiempo se apoya en el sector popular, pero desconfía grandemente del sector popular. El MAS llegó al Gobierno no tanto por la movilización popular sino sobre todo por la movilización de la clase media. El Gobierno es mucho más frágil y dependiente de la clase media, de lo que su discurso político lo hace parecer”, aseguró Portugal, quien concluyó: “Arce busca el apoyo de la clase media, depende de la clase media. Es de la clase media, no es de extracción popular”. 

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

60
57