Dulon: «Al inicio nadie creía en nosotros, ahora mucha gente se nos acerca»

La máxima autoridad legislativa del municipio comenta que para llegar al Palacio Consistorial empezaron desde abajo y tuvieron que dejar muchas cosas de lado. Considera que el país necesita reconciliarse.
viernes, 7 de mayo de 2021 · 05:04

Pablo Peralta M. / La Paz 

Jorge Dulon, presidente del Concejo Municipal de La Paz, comenta que cuando se inició  la carrera subnacional nadie creía en la alianza que lideraron. Después de  asumir el municipio,  el panorama  cambió: todas las puertas se les abrieron. 

En entrevista con Página Siete, Dulon habla de cómo llegaron al poder municipal y da a conocer que tramitarán la personería de “Por el Bien Común”, la plataforma  que lidera el alcalde Iván Arias y que promueve la paz, el diálogo, la reconciliación y el perdón. “No es una secta, es simplemente una idea de seguir los conceptos de Mandela. Creemos que de verdad el país necesita reconciliarse”. 

¿En qué palabras resumiría estos primeros días de mandato? 

Se pueden resumir en alegría, responsabilidad y desafíos. Alegría, porque es la culminación de una etapa de campaña muy fuerte, ha costado muelas, tiempo. Hemos empezado de abajo, hemos tenido que dejar muchas cosas de lado, pero hemos conseguido el objetivo, y ese objetivo ha sido conseguido con creces, porque al inicio nadie creía en nosotros.  

Responsabilidad, porque ya estamos con la guitarra en la mano y nos damos cuenta que a partir de la información que hemos recibido de la transición, hay una alcaldía en déficit, 500 millones de bolivianos aproximadamente. Hay cosas pendientes que no se han hecho, que se deberían haber zanjado  y bueno, eso obviamente tiene relación con el tema de la crisis sanitaria y de la crisis económica. 

Entonces tenemos que afrontar lo tercero, los desafíos. Los desafíos que ya hemos ido trazando a partir de ciertas propuestas que hemos desarrollado, no solamente con relación al programa de gobierno, sino y sobre todo a partir de un plan de acción inmediata que busca un poco reactivar la economía de la ciudad y poder captar recursos de alguna manera para poder comenzar a hacer las cosas que nos hemos planteado.  
 

El alcalde Arias dijo que no le deben nada a nadie. ¿Qué quiere decir esto en el fondo y qué margen de acción les da?  

Hemos comenzado desde abajo. Al inicio nadie creía en nosotros, sobre todo los partidos tradicionales o quizás ciertas personalidades políticas decían que el Negro era un político acabado, que era un político trasnochado, además que venía del gobierno de Jeanine;  por lo tanto, estaba deslegitimado, acabado, quemado. No cumplíamos con los preceptos mínimos que tiene que tener una campaña: las cuatro “p” (partido, presupuesto, programa y príncipe). 

Entonces, nosotros a pulmón empezamos a desarrollar nuestra campaña, éramos -como decía Julio Linares- 10 locos que habían salido del ministerio y tenían un sueño y poco a poco hemos comenzado a articular esas “p”. 

Por eso mismo Iván dice que hemos tocado las puertas de las organizaciones políticas, nos hemos acercado, porque en realidad nuestro concepto era que íbamos a ser una alternativa de unidad, no queríamos dispersar el voto. Nos acercamos primero a SOL.bo, y SOL.bo dijo veremos, hablaremos más adelante; después nos acercamos a CC, dijeron no, está quemado el candidato;  nos hemos acercado a partidos más pequeños, pero ellos ya tenían quizás algunas alianzas con los más grandes y tampoco nos han tirado bola. 

Entonces bueno,  hemos seguido nomás consecuentes con lo que habíamos establecido y por eso Iván dice no le debemos nada a nadie. Nosotros a pulmón hemos hecho lo que hemos conseguido. Ha sido una campaña totalmente austera. Ahora, a quien sí debemos es a  la gente, que creyó en nosotros, que se enamoró del proyecto político.

Comenzó a sonar y ganar protagonismo  “Por el Bien Común”. ¿Estamos frente al nacimiento de una organización política?     

Hemos estado en las elecciones con el Tata Quispe, que tiene la agrupación Somos Pueblo, y nosotros queríamos imprimir en la memoria colectiva el concepto de “por el bien común”;  por eso la alianza se llama “Por el Bien - Común Somos Pueblo”, pero como nos ha ido bien, y como ya tenemos un capital político interesante, hemos decidido ya en estas próximas semanas meter trámite ante el tribunal electoral para sacar nuestra propia personalidad jurídica,  que se va a llamar Por el bien común. 

Todavía está por verse si vamos a sellar la alianza con el Tata y también con otras organizaciones,  es muy probable;  pero por el momento sí estamos decididos a establecer una organización política nueva, ciudadana, una organización política para la ciudad de La Paz, precisamente, que siga los preceptos del bien común.

¿Cuál es  la ideología de esta nueva organización política?  

Por el Bien Común no es una organización que sea de izquierda o de derecha, de centro, de centro izquierda o centro derecha, más bien promueve algo diferente que necesitan los bolivianos y esto tiene que ver con la paz, el diálogo, la reconciliación y el perdón. No es una secta, es simplemente una idea de seguir los conceptos de Mandela. Creemos que de verdad el país necesita reconciliarse. Hay mucho racismo, hay mucho odio, hay mucho revanchismo.

Si esta semilla de mostaza germina hacia todo el país, entonces creemos que va a ser una contribución no solamente para la ciudad, sino para toda Bolivia. También creemos que no es un proyecto político únicamente para la ciudad, sino que esto debe trascender; por lo tanto, nosotros queremos proyectar esta idea a nivel nacional y por qué no,  en cinco años más o en 10 años más, ya poder ser una alternativa a nivel nacional. 

Si bien al principio tocaban puertas y no les abrían,   ¿cuál es el panorama hoy por hoy luego de  asumir en el municipio paceño? 

Ahora se ha abierto todo. Es como en la vida. Cuando tienes plata, todos se te acercan, todo el mundo, todos son tus amigos;  y cuando estás yesca y tienes problemas, nadie te pesca. Y eso ha sido. Al inicio estábamos yescas, nadie nos conocía mucho, entonces nadie se nos acercaba. Ahora que somos, y de verdad yo lo digo y lo creo, también como analista, que somos un fenómeno político a nivel nacional,  ya mucha gente se nos acercó. Ahora todos quieren con nosotros, somos la chica bonita. 

Incluso un poquito antes de las elecciones ya se comenzaron a acercar los partidos que nos habían rechazado. Se acercaron y nos dijeron “no, pero nunca nosotros hemos dicho que no queríamos nada con ustedes”. Obviamente escuchamos, nosotros siempre estamos a favor de promover la unidad. No vamos a guardar rencor por eso, pero definitivamente ahora que tenemos buenos resultados, que estamos gobernando en la capital política del país, una de las ciudades más importantes, por supuesto que muchos se han acercado.   
 

¿Cómo fue la  transición  en el Concejo Municipal?

Casi parecido a lo que pasó en el ejecutivo. Ha  habido comisiones que han respondido mejor que otras. Hay algunas comisiones que nos han dado mucha información, de manera tranquila y transparente y hay otras que quizás no tanto. Así que yo diría que si tenemos que calificar del uno  al 10,  esta transición merece la nota de un siete, ocho, porque eso nos ha permitido, además, hacer un diagnóstico de cómo está el Concejo.

 El objetivo que nosotros teníamos al realizar este proceso de transición, de manera seria, no para la foto, era que necesariamente teníamos que el 3 de mayo empezar a trabajar de verdad, no el 3 de mayo llegar a nuestras oficinas y ver cómo se hacían las cosas. Y eso ha pasado, es decir esta transición nos ha dado mucha información;  hemos hecho un diagnóstico, conclusiones, recomendaciones, y el 3 de mayo hemos llegado ya a comenzar a trabajar, no perdimos el tiempo.

 

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

72
56