Caso «golpe» se convierte en bumerán para Evo y Álvaro

Juristas indican que hay elementos para que sean investigados. La oposición pide abrir un caso en contra de ambos. El MAS insiste en la retórica del golpe.
jueves, 8 de julio de 2021 · 05:30

Pablo Peralta M. / La Paz 

El caso denominado “golpe”, con el que se apunta a los opositores, se convierte en un bumerán contra el expresidente Evo Morales y el exvicepresidente Álvaro García Linera, dado que a partir de las  declaraciones que han surgido, ambos   están en la mira. Juristas indican que hay elementos para que  sean investigados, la oposición pide abrir un caso en contra de ambos exdignatarios; el MAS, en cambio,  insiste en la retórica del “golpe”.    

Hay al menos cuatro señales que dan cuenta que el caso se vuelca contra esas exautoridades: 1) El video en el que Morales narra que pidió “cuidar” a Jeanine Añez con tal de que garantice las elecciones de 2020, cuando se la señala de presidir un gobierno de facto; 2) la declaración del exjefe de las FAB de que el excomandante de las FFAA sabía tres horas antes que Morales iba a renunciar; 3) el que  Morales supuestamente dijera al exjefe de la  FAB    que si no autorizaba el ingreso del avión mexicano -que lo trasladó a ese país-, “15.000 compañeros” iban a quemar La Paz; y 4) la advertencia que hizo García Linera si es que no se autorizaba que la nave  mexicana alce vuelo.  

“Acá ya se va armando el rompecabezas y ese es el efecto bumerán, que les está llegando a Evo Morales y García Linera (…). Le está saliendo muy mal al MAS su estrategia del golpe de Estado. Ya hay un caso, ya hay suficiente evidencia para iniciarles un proceso penal a García Linera y a Evo Morales, y en lo político se están empezando a desgastar”, comentó a Página Siete Williams Bascopé, abogado constitucionalista.   

También puede leer: ¿En qué coinciden Evo, García Linera y Zavaleta con Terceros sobre los hechos de 2019?

El jurista Omar Durán manifestó a este rotativo que presuntamente  Morales y García Linera “se han involucrado en actos de sedición y de terrorismo”, por lo que deben ser investigados. 

“Cuidar” a Añez 

La primera señal está relacionada con el video que se difundió el 22 de junio, en el que se ve a Morales contar a sus militantes que, en 2020, cuando le plantearon la idea de “fuera Añez” del poder, él pidió “cuidar” a la entonces mandataria con tal de que garantice las elecciones de ese año. 

Después de difundirse el video, Morales confirmó su veracidad y mencionó que el mismo data de una actividad de mayo de 2021, cuando analizaban “la estrategia de la victoria de octubre 2020”. 

“Ese es el primer punto donde ya se devela que nunca hubo golpe de Estado, sino que Evo Morales estaba de acuerdo con la sucesión constitucional, y que él absolutamente daba su consentimiento político, porque el consentimiento jurídico lo ha dado la Constitución”, indicó el constitucionalista Bascopé. 

Decisión de renunciar 

El excomandante de la Fuerza Aérea Boliviana (FAB)  general Gonzalo Terceros,  aprehendido por el caso, indicó a Página Siete que tres horas antes de que Morales anunciara su renuncia de forma pública, el entonces comandante de las FFAA Williams Kaliman  ya sabía de la decisión y dispuso redactar un comunicado para adelantarse, con el fin de mejorar  su imagen y de las FFAA.

También puede leer: En 2019, Kaliman descartó «golpe» y dijo que las FFAA garantizaron la democracia

“Como a las 14:30 (del 10 de noviembre) el general Kaliman entró a la oficina donde estábamos (los otros jefes militares en el comando de las FFAA) y nos dice: ‘Caballeros, Evo Morales va a renunciar a las seis de la tarde, va a llegar a Chimoré para renunciar, por lo tanto, yo pienso, en mi criterio, que para hacer quedar bien a las FFAA lancemos un pronunciamiento, un comunicado de prensa’”, indicó Terceros.

A las 15:45, Kaliman leyó el comunicado, que en una de sus partes indica: “Sugerimos al Presidente del Estado que renuncie a su mandato presidencial, permitiendo la pacificación y el mantenimiento de la estabilidad por el bien de nuestra Bolivia”. 

¿Quemar La Paz?  

En su declaración ante la Fiscalía, Terceros indica que supuestamente Morales, el 11 de noviembre de 2019, lanzó una amenaza, cuando pidió que se autorice el ingreso del avión mexicano a territorio nacional. Morales, según Terceros, le dijo que si no autorizaba a la nave, sería culpable de que “los 15.000 compañeros que están bajando de El Alto a La Paz quemen la ciudad”. 

Terceros señala que cuando le pidió a Morales que ordene que esas 15.000 personas “no hagan eso”, el expresidente supuestamente le respondió que ya no tenía el “control” y que el “encargado” era César Cocarico, entonces ministro de Desarrollo Rural, con quien le habría  sugerido llegar a un acuerdo. 

También puede leer: Camacho: Cada día hay más evidencias de que Evo quería aferrarse al poder con violencia

“Intentó quemar la ciudad de La Paz y con esas revelaciones (de Terceros), Evo Morales se constituye como la persona intelectual que ha realizado las quemas de los Pumakatari  y las casas de activistas. Para nosotros, Evo Morales es enemigo de la ciudad de La Paz”, aseguró el diputado Alberto Astorga, de Comunidad Ciudadana, quien pidió a la Fiscalía abrir un proceso contra el expresidente. 

El constitucionalista Bascopé manifestó al respecto: “La revelación del general Terceros está describiendo los posibles autores intelectuales de toda esta violencia, que sería Evo Morales, García Linera y su entorno. No hay que olvidarse lo que dijo Juan Ramón Quintana  sobre la Vietman moderna en que se iba a convertir Bolivia, o lo que dijo Zavaleta al decir de que estábamos a un paso de contar muertos por docena”.  

“Va a arder” 

En su declaración, Terceros indicó que en  noviembre de 2019 le llamó García Linera y le dijo supuestamente que si no dejaba que el avión mexicano alce vuelo,  iba a “correr sangre”, dado que los “compañeros del trópico” se estaban alzando. 

El 11 de noviembre de 2020, después de un año de exilio, Morales contó aquella comunicación y subrayó, como una hazaña, la advertencia de García Linera. “(…) Y cuando el compañero Álvaro dice ‘ningún problema general, aquí están más de 10.000 compañeros concentrados. Va a arder el aeropuerto, vamos a arder nosotros, van a arder sus soldados... bajo su responsabilidad’. Esa llamada telefónica ha sido clave”, dijo Morales.   Al respecto, García Linera, en Que no me pierda, el martes, sostuvo: “Yo hablé y le dije ‘si no hay autorización, para que salgamos de Chimoré, muy probablemente, todos, todos, nosotros incluido, y este avión va a arder, porque la gente estaba enardecida protegiendo a su líder, a su caudillo”.

También puede leer: Terceros: Evo no sacó a las FFAA a reprimir porque estaban cortos de municiones

Desde el MAS insisten con la retórica del golpe. En ese marco, Lidia Patty, exdiputada de ese partido y quien interpuso la demanda por el caso, sostuvo que Terceros  miente. “Si era verdad, por qué no han denunciado 11 meses que estaban ellos. Que hablen la verdad”, manifestó Patty. 

Mientras aquello sucede, las plataformas pidieron que se declare persona no grata a Morales por sus supuestos dichos en torno a quemar la ciudad.  “Vamos a mandar una nota para que de oficio la Alcaldía le diga que pida perdón a la ciudad de La Paz por quererla incendiar, y que lo  nombre persona no grata”, indicó Guillermo Paz, de Basta ya. Jerjes Justiniano pidió incluso un careo entre Morales y los excomandantes de las FFAA. 

El diputado Astorga, líder de la plataforma Otra Izquierda es Posible, instó al exmandatario a  que no intente venir a La Paz el 16 de julio  porque no será “bien recibido”.  Juanito Angulo, diputado del MAS, manifestó  que “ellos no representan a toda la ciudad de La Paz”.

También puede leer: García: Las FFAA redactaron cuatro borradores para «pedir» la renuncia de Morales

Paul Coca, jurista y analista político, indicó que “una mentira jamás puede ser sostenible en el tiempo, puesto que quienes la afirmen y muestren como verdad, con el transcurso del tiempo y la aparición de evidencias, quedarán al descubierto”.

El experto aseguró  que si bien el Gobierno dedica todo el esfuerzo estatal para mostrar a Bolivia y al mundo que hubo “golpe de Estado”  y que se vivió en dictadura, “los propios hechos y circunstancias que rodearon al ahora expresidente salen a la luz, en donde existen contradicciones de hechos fácticos con lo que se afirma”. 

“Ello, sumado a que cada día que pasa  el Gobierno no puede conseguir una sentencia ejecutoriada demostrando que hubo golpe de Estado. El Ministerio Público se va a complicar bastante si no se pone a investigar al lado azul de la historia (y no solamente a los opositores)”, indicó Coca.
 

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

78
5