Acorralan a Añez con denuncias y surgen grupos para hostigarla

Privados de libertad de San Pedro se organizaron con bombos, petardos y pancartas muy bien elaboradas para protestar contra la expresidenta transitoria.

Redacción Diario Página Siete
Nacional
Redacción Diario Página Siete
Por 
La Paz - miércoles, 25 de agosto de 2021 - 5:19

Luis Callisaya  / La Paz

La expresidenta Jeanine Añez suma una nueva denuncia a los siete procesos que pesan en su contra, su salud está deteriorada y aparecieron más grupos movilizados  para hostigarla durante sus traslados a centros hospitalarios y al interior del penal de Miraflores, donde está detenida más de cinco meses por el caso del supuesto “golpe de Estado”, denunciaron familiares y políticos de oposición.

“Es un acorralamiento total a la expresidenta, afuera y dentro de la cárcel;  entonces se está observando pues que el MAS está realizando todo esto para presionar a la expresidenta”, apuntó el diputado Alberto Astorga, de Comunidad Ciudadana (CC).

Añez enfrenta dos procesos por el caso “golpe de Estado”, uno por presuntos delitos terrorismo, sedición y conspiración;   otro por incumplimiento de deberes y resoluciones contrarias a la Constitución; además, hay una tercera causa penal por designación ilegal en la gerencia de la Empresa Boliviana de Alimentos y derivados (EBA), cuando era mandataria de Estado.

Asimismo, la expresidenta tiene en contra cuatro requerimientos  acusatorios para juicio de responsabilidades, pendientes por aprobarse en la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP), por los denominados casos FMI, Fundempresa, vulneración de derechos durante la pandemia y Senkata-Sacaba;  esta última continúa en  análisis en el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ).

También puede leer: El MAS condiciona la reconciliación a la admisión de que hubo “golpe” en 2019

Sumado a todo eso, Lidia Patty,  exdiputada del MAS,  quien es demandante del caso “golpe”, interpuso una ampliación de denuncia contra Añez por el presunto delito de violencia política, arguyendo que no se la dejó ejercer su cargo como legisladora durante los conflictos políticos y sociales en el país, en noviembre de 2019.

“Se está ampliando por violencia política, porque no se le ha dejado ejercer su cargo como diputada en esos momentos del ‘golpe’. Ha habido violencia política, lo que establece también Adriana Salvatierra en un video y no se le deja entrar al Palacio”, señaló a ANF Marcelo Valdez, abogado de Patty, quien no descartó en interponer otras demandas ampliatorias contra la exmandataria.

El diputado Astorga dijo que en ese contexto aparecieron grupos afines al MAS que se movilizan para “presionar” a Añez.

El parlamentario hizo mención a ese aspecto, en alusión a algunos grupos que protestaron en inmediaciones de la cárcel justo en las  horas en que Añez debía salir a revisiones médicas,  y la  acusaron  por los hechos violentos de 2019; también al interior del penal, se organizaron unas 52 privadas de libertad cuestionando, según ellas, los “privilegios” que se otorgan a la expresidenta.

La celda  que ocupa Jeanine Añez en la cárcel de Miraflores.
Fotos: @caroriberañez (Twitter)

Las privadas de libertad cuestionaron ayer que Añez tenga “privilegios” en la cárcel de Miraflores, como aislarla en un ambiente del área de salud, permisos para que un familiar pase la noche con ella, recibir atención médica inmediata, situación a la que muchas de ellas no acceden con facilidad ni reciben ayuda.

El mismo Ministerio de Gobierno se encargó de la difusión del voto resolutivo que emitieron las privadas de libertad. “Somos 52 señoras privadas de libertad, con los mismos derechos y las mismas obligaciones;  pedimos trato igualitario, sin privilegios para nadie porque somos iguales ante la ley y merecemos el mismo trato”, refiere parte del documento.

También los privados de libertad de la cárcel de San Pedro de La Paz se organizaron para protestar con bombos, petardos y unos carteles muy bien preparados con mensajes que fueron impresos en impresoras grandes y algunas a mano, en contra del trato que se brinda a  Añez,  a quien acusaron de “ladrona”.

Sin embargo, Luis Guillén, abogado de la expresidenta,  contó la realidad que vive su defendida en la cárcel. Jeanine Añez está recluida en un cuarto pequeño a lado de enfermería, con vigilancia policial y sin poder salir al patio a tomar sol, detalló.

También puede leer: HRW tilda de disparate acusación a Añez, MAS busca neutralizar apoyos a su favor

“Ella está en una habitación a lado de enfermería, tiene que atravesar esta enfermería, agarrándose de las paredes para ir al baño. Apenas se tiene una audiencia o una reunión, hay personal policial que ingresa a su celda, hay una vulneración de su derecho a la privacidad”, relató el jurista.

Mencionó que cuando la exmandataria tiene una visita o una audiencia, hay un uniformado que está en un sillón  fuera de la habitación para tomar nota de todo lo que hace o dice. Cuando son consultados sobre este tipo de accionar, los funcionarios policiales dicen que “son políticas de Régimen Penitenciario”.

Carolina Ribera, hija de la exmandataria, lamentó las protestas que alegan que su madre vive con privilegios en la cárcel y mostró fotografías,  en  sus redes sociales,  de las condiciones reales en la que vive.

“Una cama, una mesa, dos sillas, una pequeña radio y un lavamanos. Esos son los ‘lujos’ de mi madre, Jeanine Añez, expresidenta  constitucional de Bolivia en la ilegal privación de libertad”, respondió Ribera.

Agregó que la expresidenta está detenida desde hace cinco meses y 10 días;  en ese tiempo la tienen  incomunicada, no cuenta con un celular,   ni computadora  ni un televisor.

La salud de Jeanine Añez

La hija de la exmandataria expresó su preocupación porque su madre piensa que “la quieren matar” dentro de la cárcel, debido a que no se conoce qué medicamentos le están suministrando y los resultados de las valoraciones médicas que se hicieron. Dijo que la seguridad de su madre “no está garantizada”. Parlamentarias de Creemos también cuestionaron que no se brinde información sobre la situación de Añez.

“Ella está en un estado ya no solamente de hipertensión, sino que tiene crisis nerviosa,  depresión severa. No le han hecho una buena evaluación desde el principio. Ella tiene mucho miedo, tiene ataques de pánico”, afirmó Rivera, en entrevista con el programa Conclusiones de CNN.

La semana pasada Añez fue trasladada a diferentes recintos hospitalarios por orden de Régimen Penitenciario. La primera vez la llevaron al Hospital del Tórax y después al Hospital del Norte, para  algunos estudios médicos.

También puede leer: Surgen protestas dentro y fuera del penal de Miraflores contra Añez (VIDEO)

Ayer, la exmandataria fue conducida a una clínica privada en el centro paceño, donde le hicieron otra valoración. “Es un estudio neurológico, neurofisiológico. Simplemente se va a ver si los nervios y los músculos están funcionando adecuadamente”, refirió la médica de ese nosocomio.

Ante este panorama, en la cuenta de Twitter de la exmandataria se mencionó que Añez está muy débil, sufre de forma permanente y cada 10 minutos ingresa alguien a espiar a su celda;  en razón a ello, vive en alerta y teme por su vida.

“Vive en alerta, angustiada, sin descanso porque desconoce qué le van a hacer: Si sedarla, envenenarla o trasladarla sin rumbo conocido”, señala uno de los mensajes   publicados en su cuenta de Twitter.

Suman las protestas

  • DDHH La Asamblea Permanente de Derechos Humanos de Bolivia (Apdhb) convocó a una marcha programada para este miércoles con el objetivo de exigir que la expresidenta Jeanine Añez y todos los “perseguidos políticos” puedan defenderse en libertad. La movilización se iniciará en predios de la Apdhb, avenida 6 de Agosto,  La Paz, hasta el penal de Miraflores.
  • MAS El diputado Alberto Astorga dijo que afines al Movimiento Al Socialismo (MAS) impulsan protestas contra Añez. “Esperamos no vengan (el miércoles) a emboscarnos grupos de pandilleros del MAS”, señaló.

Esta noticia es de acceso restringido.

Para seguir leyendo, suscribete o accede a tu cuenta:

REGÍSTRATE INICIAR SESIÓN


Mensaje de Raúl Garáfulic, presidente de Página Siete

 

Estimado amigo lector:

Me dirijo a usted para agradecerle por su preferencia hacia Página Siete, que nos ha convertido en uno de los medios de comunicación más influyentes del país. 

En esta ocasión, necesito pedir su apoyo, mediante la contratación de una suscripción a Página Siete Digital. La evolución hacia un modelo de negocios de suscripciones digitales es una tendencia entre los diarios más importantes del mundo.   

Por un costo cercano a $us 5 al mes, los suscriptores recibirán acceso a contenidos premium de nuestro portal www.paginasiete.bo, como el periódico impreso digital (ePaper), varios “newsletters” temáticos, podcasts, más de 12 años de archivo digital (hemeroteca), y otros productos especiales.

Si bien el servicio que le ofrecemos es sustancial para mantenerlo bien informado, lo más importante es que usted ayudará a preservar la libertad de expresión, al permitirnos alcanzar el equilibrio financiero que todo periodismo independiente necesita. 

Durante los últimos tres años, los ingresos de los periódicos del país se redujeron dramáticamente. Primero, por la pandemia, que afectó la venta de periódicos impresos y, luego, por la caída de anuncios publicitarios, causada por la crisis económica actual.

En nuestro caso, la situación se complicó aún más, por el permanente acoso al que nos sometió el Gobierno, mediante agresivas auditorías y multas de varias instituciones del Estado, que, por supuesto, no se aplican a nuestros competidores.

También hubo presión directa contra algunos clientes, como la que provino de aquel funcionario que, con argumentos infundados, “sugirió” a algunos anunciadores que no publiquen en Página Siete, lo que, por cierto, es ilegal.

Adicionalmente, recibimos frecuentes ataques verbales y/o amenazas de líderes del partido oficialista, como Evo Morales, Juan Ramón Quintana, el Procurador General del Estado, y hasta de operadores judiciales, como el ex presidente del Consejo de la Magistratura y otros más. 

Para cerrar la brecha entre ingresos y egresos contamos con el profesionalismo, creatividad y capacidad de trabajo de nuestro comprometido equipo de profesionales, pero también necesitamos su apoyo. 

Defender la libertad de expresión es una buena causa porque nos permitirá seguir fiscalizando a los poderes del Estado, controlados, casi en su totalidad, por un mismo partido, para lograr una Bolivia más justa. 

Nuestro propósito es alcanzar 10,000 suscriptores, con el apoyo de quienes valoran nuestro trabajo. El objetivo es razonable, considerando que Página Siete tiene dos millones de lectores únicos por mes, según Google Analytics, de los cuales, 75% están distribuidos en todo el país y 25% son bolivianos que residen en el extranjero.

Suscribirse a Página Siete Digital es fácil con nuestro nuevo sistema “online”, que acepta pagos por QR, tarjetas de crédito/débito y otros, solo tiene que hacer clic en el botón al final de esta nota y seguir las instrucciones.

Su apoyo puede marcar la diferencia, muchas gracias.

Raúl Garáfulic Lehm
Presidente de Página Siete

 

Hacer click

 

NOTICIAS PARA TI

OTRAS NOTICIAS