El bloque choquehuanquista gana terreno y provoca alerta en su partido

Choquehuanca y el ensayo de renovación del MAS que le quita el sueño a Evo

El Vicepresidente impulsa la renovación en su partido desafiando al histórico líder del MAS. Evistas lo acusan de divisionista por formar cuadros. Analistas ven que David es el único que puede enfrentar a Evo.

Nacional
Por 
La Paz - domingo, 26 de junio de 2022 - 5:00

Aymara, pachamamista, excanciller y actual vicepresidente del Estado Plurinacional de Bolivia. Así es David Choquehuanca Céspedes, el segundo al mando del Gobierno, quien desde hace poco suma adjetivos a su biografía: renovador del MAS, para unos; divisionista del partido, para otros.

Choquehuanca ha sido acusado por dirigentes del MAS de usar la Vicepresidencia para crear su propio frente político mediante escuelas de líderes. A estas alturas, las señales de bloques dentro del oficialismo -que se evidenciaron en 2021- se han convertido en una “guerra abierta” y hay dos bandos claros: evistas versus choquehuanquistas.

Choquehuanca lleva las de perder a menos que actualice su discurso pachamamista desgastado y lleve sus ideas a una acción efectiva. Es el único capaz de hacer frente a Evo Morales, coinciden analistas.

La Generación Choquehuanca

En 2021, después de las elecciones subnacionales, surgió la llamada Generación Choquehuanca dentro del MAS. La organización aseguraba que tenía presencia en regiones del altiplano y el oriente.

“Sospechosamente aparece el Bloque Choquehuanca, David Presidente, error garrafal”, aseguró en enero Evo Morales. De ahí en más, crecieron las críticas, y llegó la reprimenda.

Hace dos semanas el diputado oficialista Héctor Arce observó que el Vicepresidente mantenía reuniones “en la oscuridad” con algunos sectores. Poco antes, el senador Leonardo Loza admitió diferencias con Choquehuanca y le pidió corregirse “por el bien del instrumento político”.

El pasado miércoles, el ampliado nacional extraordinario del MAS-IPSP determinó respaldar a Morales como “comandante” del partido. También envió un mensaje a Choquehuanca: “Pedimos respetuosamente al hermano David Choquehuanca que no use la Vicepresidencia para dividir el instrumento político, ni para organizar su propio partido político y al contrario, se dedique hacer gestión en coordinación con las estructuras orgánicas del MAS –IPSP”.

“Es bueno discrepar”

Desde Argentina, donde celebró el Wilka Kuti 5530, Choquehuanca habló de renovación con el periódico Página 12.

“Somos semillas. Tenemos que sembrar. Si la papa no se siembra y no se renueva, la papa desaparece”, dijo el Vicepresidente y añadió: “En el mundo hay carencia de líderes y los revolucionarios queremos cambios”, respecto a los “dirigentes que se eternizan en el poder”.

No negó las pugnas al interior del partido: “Es bueno tener diferencias. ¡Si no se contradice a la ciencia, no se desarrolla!”.

Sobre esta coyuntura, Rafael Puente, columnista de Página Siete, escribió: “Por fin David Choquehuanca decidió seguir sus propios principios antes que su lealtad a un líder que había padecido dicho “daño cerebral”, y en vez de acompañar al presidente Arce y a su líder Evo, el Vicepresidente opta por irse a la Argentina. Por supuesto, la directiva del MAS reprende a Choquehuanca (en defensa de Evo), pero David sigue planteando la “necesidad de renovar” y pensando que “es bueno discrepar”.

El distanciamiento Evo-David

Cuando fue canciller, Choquehuanca ya tuvo diferencias con algún sector del oficialismo; sin embargo, gozaba de la confianza de Evo Morales. ¿Cuándo empezó el distanciamiento?

“El compañero Evo llega al país de Argentina y tiene una confrontación con el vicepresidente, el compañero David Choquehuanca. Desde hace tiempo se ha tratado de minimizar ese tema, pero ahora (se) lo hace de frente, a través de los medios y en las reuniones orgánicas”, dijo a El Deber radio el dirigente masista cruceño Carlos Plaza.

Una fuente del MAS, que pidió reserva, informó a Página Siete que las diferencias comenzaron ya en Argentina, cuando se decidió la fórmula presidencial del MAS para las elecciones de 2021. Según esa versión, Choquehuanca tenía el apoyo para ir a la presidencia. “Se hicieron sondeos y se vio que lo que más preocupaba a las bases era la economía, entonces se optó por Arce”, dijo.

Pero hay otro elemento en esta trama: “Para David Choquehuanca, Evo Morales es un contrincante; y para Evo Morales, David Choquehuanca es un peligro”, como apunta el historiador Pedro Portugal.

“La discrepancia entre Evo Morales y David Choquehuanca es bastante más antigua. El MAS necesita de cuadros indígenas, pero que fundamentalmente está constituido por cuadros criollos. Debe haber un solo indígena que aproveche este modelo de funcionamiento, de ahí se explica que indígena que ha comenzado a tener cierta preponderancia fuera de Evo Morales ha terminado mal dentro del MAS. El único que sobrevivió es David Choquehuanca”, argumenta.

El futuro de los renovadores

“Choquehuanca intenta generar un proceso de renovación dentro de su organización política, pero no tiene condiciones plenas de aceptación para ello, ni la necesaria habilidad política para lograrlo. Su desafío radica en la traducción de sus intenciones en acción política efectiva”, sostiene el politólogo Ludwing Valverde y añade:

“Si Choquehuanca logra superar ese desafío, tendrá proyección política y podrá generar renovación en su organización; caso contrario, quedará al margen del núcleo duro y tradicional de su organización, cuya pretensión es restaurar las estructuras que definieron gobierno y sostuvieron férreo poder durante 14 años. Esa estructura mostró sus limitaciones en la crisis de Estado de 2019”.

Por su parte, Pedro Portugal ve un discurso “desgastado” que puede perjudicar al crecimiento político del Vicepresidente. “No se basa en un análisis de un programa de gobierno, sino en un discurso pachamamista esotérico que hasta 2012 tuvo cierta preponderancia en los centros urbanos. Ese discurso ha mostrado su nulidad incluso en políticas públicas, pongamos como ejemplo el caso Tipnis. Entonces, si Choquehuanca no actualiza su discurso, va a sufrir los embates de la tendencia de Morales a diferencia del presidente Arce”.

Valverde apunta: “Existe la corriente choquehuanquista, pero hasta ahora es eso, pulsión aún no estructura, ni tiene la capacidad de incidir con mayor efecto en su organización. Choquehuanca es en el Gobierno un recordatorio de que existen los pueblos indígenas en Bolivia”.

El Vicepresidente
Empezó su actividad política como dirigente estudiantil. Fue canciller en la gestión de Morales.
Larama
David Choquehuanca nació el 7 de mayo de 1961 en Cota Cota Bajo, municipio de Huarina, en La Paz. Vivió su infancia a orillas del lago. Esta casado con Lidia Gutiérrez, tienen dos hijos.
Dirigente
Como dirigente estudiantil apoyó a las organizaciones del movimiento campesino como la Csutcb. En 1984, en un congreso, conoció a Evo Morales, que ya era dirigente cocalero .
Cuba
En 1985, Choquehuanca accedió a una beca para estudiar en la Escuela Nacional de Formación de Cuadros Niceto Pérez, de Cuba. Ese mismo año conocería también en persona a Fidel Castro.
Canciller
Fue nombrado Ministro de Relaciones Exteriores en 2006, en el primer gobierno de Evo Morales. Fomentó la filosofía indígena. Fue sustituido en 2017 por Fernando Huanacuni,
ALBA
El 5 de marzo fue designado como secretario general de la ALBA. Los opositores afirmaron que fue enviado al exilio porque se perfilaba para ser candidato en lugar de Morales en 2019.
Vice
El 8 de noviembre, David Choquehuanca juró como vicepresidente del Bolivia tras la victoria del MAS Lo hizo con un discurso de unidad y pacificación. Un año después surgió el bloque choquehuanquista.
“Para David, Evo Morales es un contrincante; y para Morales, Choquehuanca es un peligro”.
Pedro Portugal, analista
“El desafío de Choquehuanca radica en la traducción de sus intenciones en acción política efectivas”.
Ludwing Valverde, analista
“El desafío de Choquehuanca radica en la traducción de sus intenciones en acción política efectivas”.
Ludwing Valverde, analista
AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen.
Para más información puede contactarnos

OTRAS NOTICIAS