GIEI revela que días antes de la renuncia de Evo se preparaban bombas molotov en Culturas

Un grupo de choferes y funcionarios fueron al garage de esa cartera estatal para preparar el material explosivo, durante la gestión de Wilma Alanoca.

Redacción Diario Página Siete
Nacional
Redacción Diario Página Siete
Por 
La Paz - jueves, 19 de agosto de 2021 - 14:01

Juan Pérez Munguía / Página Siete Digital 

El informe del Grupo Interdisciplinariedades de Expertos Independientes (GIEI) revela que días antes de la renuncia de Evo Morales, funcionarios del Ministerio de Culturas ingresaron gasolina al garage de esa institución para preparar bombas molotov. Además tenían previsto la llegada de más material para fabricar explosivos.

“El GIEI reitera que la producción de bombas artesanales es una conducta grave, debido al potencial incendiario y destructivo de esos artefactos. El hecho de que pudieran haber sido producidas en la sede de un servicio público, con la participación de funcionarios, es aún más relevante”, especifica el documento.

El 9 de noviembre de 2019, un grupo de ciudadanos irrumpió en predios de la dependencia estatal, donde se encontró a cuatro funcionarios que preparaban botellas con líquidos inflamables para usarlas como explosivos artesanales. En el lugar había más trabajadores de ese cartera estatal que lograron escapar. 

El combustible fue ingresado el 8 de noviembre a la dependencia estatal; esa misma jornada hubo un repliegue policial. Morales dimitió el 10 de ese mes, luego de hacerse público el informe preliminar de la Organización de Estados Americanos (OEA), que establece “manipulación dolosa” del proceso electoral de esa gestión.

“El policía responsable por la seguridad del garaje informó a sus superiores que desde el día anterior se había ingresado gasolina al lugar y que estaba prevista la llegada de más material. Indicó además que un grupo de choferes del Ministerio se presentó en el garaje para preparar las bombas molotov. Sin embargo, antes de cualquier operativo policial, un grupo de civiles llegó al lugar y amenazó con derrumbar el portón, logrando invadir el predio. Según el denunciante, los funcionarios escaparon, pero cuatro de ellos fueron perseguidos y aprehendidos por el grupo”, detalla parte del documento del GIEI.

También puede leer: El informe del GIEI es el quinto revés a la retórica del «golpe de Estado»

Luego de este hecho, la Fiscalía imputó a los detenidos Édgar Miguel Torrico Estrada, Nicanor Apaza Jaúregui, Dagli Chavarria Núñez y Hugo Fernando Tola Apaza por los delitos de fabricación ilícita de explosivos, almacenamiento, comercialización y compra ilegal de diésel, gasolina y gas licuado de petróleo, incumplimiento de deberes, uso indebido de bienes y servicios públicos y organización criminal. También desde juzgados se dispuso su detención preventiva.

“Según la Fiscalía, es que estos funcionarios del Ministerio de Culturas y Turismo estuvieron involucrados en la producción de las bombas molotov. Con la ampliación de la investigación se produjeron más detenciones y se dictaron nuevas medidas de prisión preventiva. Entre ellas las resoluciones de aprehensión e imputación en contra de Antonia Wilma Alanoca Mamani, ministra de Culturas, y de Máxima Rosario Charcas Ramos, su secretaria”, detalla otro fragmento del documento.

La investigación precisa que la orden de aprehensión en contra de Alanoca no pudo ser ejecutada, puesto que estaba asilada en la residencia de la Embajada de México.

En esas mismas dependencias estaban otras autoridades del gobierno de Morales, a quienes se acusaba de ser los autores intelectuales de las irregularidades de procesos electorales y de organizar grupos de choque para contrarrestar la protesta de cívicos y plataformas.

Luego de la victoria del MAS, se liberó a los acusados

El 18 de octubre de 2020 el Movimiento Al Socialismo (MAS) ganó las elecciones presidenciales. Entonces el Ministerio Público cerró los procesos en contra de los funcionarios de la gestión de Morales y los jueces comenzaron a liberar a los afines al partido de gobierno que estaban denunciados por el supuesto fraude electoral, las quemas de propiedades públicas y privadas, y las movilizaciones violentas, entre otras causas.

El informe del grupo de expertos independiente indica que en caso bombas molotov, los acusados fueron liberados y se anularon los procesos en noviembre de 2020, días después de la victoria del MAS en las urnas.

“El 5 de noviembre de 2020, la Fiscalía emitió una resolución de rechazo de la denuncia en contra de Alanoca, “al no haber suficientes elementos de convicción que permitan fundar una eventual imputación formal y menos sostener una acusación formal en el juicio oral y público”.

Al día siguiente, mediante resolución, "se sobreseyó a Northon Torrez Vargas y el 12 de noviembre de 2020 emitió una resolución de rechazo de la denuncia en contra de Henry Rony Campos Cartagena, Nano Alarcón Flores, Gary Medrano y Justo Germán Intimpampa Laura”, especifica la documentación.

Esta noticia es de acceso restringido.

Para seguir leyendo, suscribete o accede a tu cuenta:

REGÍSTRATE INICIAR SESIÓN


Mensaje de Raúl Garáfulic, presidente de Página Siete

 

Estimado amigo lector:

Me dirijo a usted para agradecerle por su preferencia hacia Página Siete, que nos ha convertido en uno de los medios de comunicación más influyentes del país. 

En esta ocasión, necesito pedir su apoyo, mediante la contratación de una suscripción a Página Siete Digital. La evolución hacia un modelo de negocios de suscripciones digitales es una tendencia entre los diarios más importantes del mundo.   

Por un costo cercano a $us 5 al mes, los suscriptores recibirán acceso a contenidos premium de nuestro portal www.paginasiete.bo, como el periódico impreso digital (ePaper), varios “newsletters” temáticos, podcasts, más de 12 años de archivo digital (hemeroteca), y otros productos especiales.

Si bien el servicio que le ofrecemos es sustancial para mantenerlo bien informado, lo más importante es que usted ayudará a preservar la libertad de expresión, al permitirnos alcanzar el equilibrio financiero que todo periodismo independiente necesita. 

Durante los últimos tres años, los ingresos de los periódicos del país se redujeron dramáticamente. Primero, por la pandemia, que afectó la venta de periódicos impresos y, luego, por la caída de anuncios publicitarios, causada por la crisis económica actual.

En nuestro caso, la situación se complicó aún más, por el permanente acoso al que nos sometió el Gobierno, mediante agresivas auditorías y multas de varias instituciones del Estado, que, por supuesto, no se aplican a nuestros competidores.

También hubo presión directa contra algunos clientes, como la que provino de aquel funcionario que, con argumentos infundados, “sugirió” a algunos anunciadores que no publiquen en Página Siete, lo que, por cierto, es ilegal.

Adicionalmente, recibimos frecuentes ataques verbales y/o amenazas de líderes del partido oficialista, como Evo Morales, Juan Ramón Quintana, el Procurador General del Estado, y hasta de operadores judiciales, como el ex presidente del Consejo de la Magistratura y otros más. 

Para cerrar la brecha entre ingresos y egresos contamos con el profesionalismo, creatividad y capacidad de trabajo de nuestro comprometido equipo de profesionales, pero también necesitamos su apoyo. 

Defender la libertad de expresión es una buena causa porque nos permitirá seguir fiscalizando a los poderes del Estado, controlados, casi en su totalidad, por un mismo partido, para lograr una Bolivia más justa. 

Nuestro propósito es alcanzar 10,000 suscriptores, con el apoyo de quienes valoran nuestro trabajo. El objetivo es razonable, considerando que Página Siete tiene dos millones de lectores únicos por mes, según Google Analytics, de los cuales, 75% están distribuidos en todo el país y 25% son bolivianos que residen en el extranjero.

Suscribirse a Página Siete Digital es fácil con nuestro nuevo sistema “online”, que acepta pagos por QR, tarjetas de crédito/débito y otros, solo tiene que hacer clic en el botón al final de esta nota y seguir las instrucciones.

Su apoyo puede marcar la diferencia, muchas gracias.

Raúl Garáfulic Lehm
Presidente de Página Siete

 

Hacer click

 

NOTICIAS PARA TI

OTRAS NOTICIAS