Pedido de juicio independiente

domingo, 24 de noviembre de 2013 · 20:11
Aunque lentamente, ha ido creciendo el interés internacional en el caso Rózsa. Primero fueron autoridades y legisladores de los países de los que provenían las tres personas que murieron en la balacera del Hotel Las Américas, el 16 de abril del 2009, es decir Hungría (Eduardo Rózsa), Rumania (Árpád Magyarósi) e Irlanda  (Michael Dwyer). Han existido pronunciamientos al respecto de esos países, lo mismo que del denominado Grupo de Trabajo contra las Detenciones Arbitrarias de las NNUU. El Poder Ejecutivo de Hungría también pidió colaboración de su par español para lograr la liberación de Elöd Tóásó, acusado de haber sido parte del grupo Rózsa.
La semana pasada, el Parlamento Europeo emitió una resolución en la que le pide al Gobierno boliviano "que garantice un juicio independiente” contra los ciudadanos húngaro Tóásó y boliviano-croata Mario Tadic y que están detenidos, sin sentencia, desde hace cuatro años en el país.
La resolución también demanda que se realice "una investigación independiente con especialistas que incluya a expertos internacionales” sobre las circunstancias en las que murieron las tres personas mencionadas, acusadas de haber preparado actos de terrorismo en Bolivia. Las autopsias realizadas por forenses extranjeros de dos de los tres fallecidos indican que fueron ejecutados.
Más importante, le solicita al servicio diplomático de la Unión Europea que priorice el caso Rózsa en su relacionamiento con Bolivia. El Parlamento Europeo "pide al Servicio Europeo de Acción Exterior que mantenga el asunto entre los puntos prioritarios del orden del día en sus contactos con el Gobierno boliviano y que tome medidas y emprenda gestiones concretas al respecto”.
Si se lee con atención la resolución de los europarlamentarios se puede señalar que ésta es razonable y moderada, temerosa casi. Exigen algo que las autoridades bolivianas deberían cumplir sin que haya que pedírselo: garantizar "un juicio independiente”. Por eso llama la atención la fuerte respuesta de la Cancillería boliviana al respecto. El canciller David Choquehuanca calificó el pedido como un "torpe y desacertado acto de neocolonialismo”. "Bolivia, como Estado soberano, no acepta ningún acto de injerencia foránea en nuestros asuntos internos”, añadió.
¿Pero no es un valor de la justicia y Gobierno bolivianos garantizar un "juicio independiente”? La Cancillería pudo haber respondido que es eso lo que busca el Gobierno, es decir un juicio justo, para todos, no sólo para los involucrados en este caso, sino para todos. Al contestar como lo hizo, pareció afirmar lo contrario.

 

Hace unos días, el Parlamento Europeo le solicita al servicio diplomático de la Unión Europea que priorice el caso Rózsa en su relacionamiento con Bolivia.

Confidencial

Si te interesa obtener información detallada sobre el proceso electoral, suscríbete a P7 VIP y recibirás mensualmente la encuesta electoral completa de Página Siete.

Además, recibirás en tu e-mail, de lunes a viernes, el análisis de las noticias y columnas de opinión más relevantes de cada día.

Tu suscripción nos ayuda no solo a financiar la encuesta sino a desarrollar el periodismo independiente y valiente que caracteriza a Página Siete.

Haz clic aquí para adquirir la suscripción.

Gracias por tu apoyo.

Valorar noticia

Comentarios

Otras Noticias