Fiestas hasta morir

En la mira
jueves, 7 de noviembre de 2013 · 21:36
Las tradiciones culturales y religiosas están siendo, cada vez más, desvirtuadas por otros "hábitos” que no sólo transgreden su origen, sino las convierte en espacio para el exceso y los riesgos de la inseguridad y la delincuencia.
El fin de semana pasado, cementerios de La Paz y El Alto, además de hogares de estas urbes y otras del país, se volcaron a la conmemoración de una de las fiestas más esperadas y respetadas del país, la de Todos Santos, donde se recuerdan a los seres queridos que fallecieron. Sin embargo, junto a las tradicionales oraciones, homenajes y comidas, abundó el consumo de bebidas alcohólicas, incluso con el pretexto de "honrar los gustos del difunto”.
 Hoy, unas 20 fiestas bailables -léase también "alcoholizables”- tendrán lugar en La Paz para agasajar a las "ñatitas”, también en el cementerio. Sin duda, veremos el resultado expresado en borracheras y otras consecuencias.
Es momento de evaluar o reconducir éstas y otras celebraciones, no para dejarlas de lado, sino para impedir que pierdan su esencia para ser, solamente, espacios para el exceso y el peligro.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

60
1

Comentarios

Otras Noticias