Editorial

Interinato en la Caja Nacional de Salud

No sólo no se ha designado al gerente general de la CNS, sino que varios de sus directores trabajan habiendo fenecido el plazo de su nombramiento.
viernes, 20 de septiembre de 2013 · 20:53

La Caja Nacional de Salud es el principal gestor en seguridad social del país, encargado de brindar protección integral a toda la población asegurada. Sus entidades dependientes administran la gestión, aplicación y ejecución del denominado régimen de seguridad social a corto plazo, que involucra atención de enfermedades, requerimientos de maternidad y riesgos profesionales.
La Caja realiza una importante labor en el país. Sin embargo, lo hace enfrentando  escasez de recursos humanos y materiales, además de burocracia, negligencia de una parte de sus funcionarios y, a veces, evidente falta de amor al trabajo.
Esta entidad requiere con urgencia, como lo ha reconocido el propio presidente Evo Morales, una reestructuración, que vea desde la cantidad de horas que deberían trabajar los médicos y el resto del personal de salud, hasta cómo afrontar las necesidades de equipamiento, ampliación y mejora de servicios, etcétera.
El Gobierno ha emitido varios decretos que buscan la reestructuración de la entidad; el último de ellos, en noviembre del año pasado,  da un plazo de dos años para terminar ese trabajo. Como requisito para ello señala que debe nombrarse a un gerente general nacional de manera oficial (no interina) para conducir esas tareas, que se podrían denominar de "relanzamiento”. Ha pasado casi un año desde ese decreto y nada de eso ha sucedido.
No sólo que no se ha designado a ese gerente general, sino que varios de los directores están desarrollando su trabajo habiendo fenecido el plazo para el cual fueron nombrados. Se puede señalar que todos ellos están incumpliendo la ley al permanecer en sus puestos y que, incluso, sus decisiones podrían ser declaradas nulas, con el consecuente perjuicio en casos de contrataciones de personal o servicios, adquisiciones de equipos, etcétera.
La Caja Nacional de Salud tiene un complejo sistema de toma de decisiones, a través de un directorio del que son miembros representantes del Ministerio de Salud, de la Central Obrera Boliviana y del personal de salud. Los consensos en el interior del directorio son difíciles de lograr y ello, junto con la escasa capacidad de negociación y diálogo de las autoridades de salud, hace que las decisiones se pospongan casi de manera indefinida. Tanto que, aunque existen varios decretos supremos firmados por el mismo Presidente, la situación parece no cambiar.
Mientras tanto, los servicios de salud a miles de asegurados pierden cada día eficiencia y calidad, afectando un espacio crucial. Sin salud se afecta el rendimiento laboral, la convivencia familiar  y, a la larga, el desarrollo nacional.

Confidencial

Si te interesa obtener información detallada sobre el proceso electoral, suscríbete a P7 VIP y recibirás mensualmente la encuesta electoral completa de Página Siete.

Además, recibirás en tu e-mail, de lunes a viernes, el análisis de las noticias y columnas de opinión más relevantes de cada día.

Tu suscripción nos ayuda no solo a financiar la encuesta sino a desarrollar el periodismo independiente y valiente que caracteriza a Página Siete.

Haz clic aquí para adquirir la suscripción.

Gracias por tu apoyo.

Valorar noticia

Comentarios

Otras Noticias