Brisa renovadora en el Vaticano

domingo, 22 de septiembre de 2013 · 21:33

 El Papa ha dejado en claro su compromiso con los pobres. "¡Cómo me gustaría tener una Iglesia pobre y para los pobres!”, dijo en una de sus primeras declaraciones. Sin embargo, a seis meses de la inauguración de su pontificado, muchos vaticanistas sostienen que sus gestos van más allá del ámbito simbólico. Algunos  perciben una refrescante brisa renovadora, otros hablan del advenimiento de una "revolución”; hay quienes, escépticos, prefieren esperar, y quienes se sienten decepcionados por la "continuidad” entre el pontificado "benedictino” y el "franciscano”, al haber asumido éste como propia la encíclica  Lumen fidei  de su antecesor. Sin embargo, ninguno ha quedado indiferente ante las decisiones y pronunciamientos del Pontífice.
Particular impacto tuvieron las declaraciones que formuló en el avión papal a su retorno de Brasil y la extensa entrevista que concedió a la revista de los jesuitas  Civiltá Cattolica, uno de los medios más influyentes del mundo católico. El Papa ha sorprendido con una mirada diferente, aunque sin alejarse de la doctrina, sobre temas cruciales como el de las parejas divorciadas, el aborto y los homosexuales, y ha anticipado los lineamientos centrales de su pretendida reforma, en una actitud inédita en secular historia del papado.
"Yo soy un pecador”, respondió cuando  Civiltá Cattolica  le pidió que se autodefiniera. "Jamás he sido de derechas”, sostuvo en otro momento, pero admitió que su forma "autoritaria y rápida de tomar decisiones” le llevó a ser acusado de "ultraconservador”. Asimismo, se mostró crítico con una Iglesia "obsesionada” con el aborto o el matrimonio gay.
Al reiterar lo que dijo en el vuelo papal a su retorno de Brasil, señaló que él no es quién para juzgar a los homosexuales. "Al decir esto he dicho lo que dice el Catecismo. La religión tiene derecho de expresar sus propias opiniones al servicio de las personas, pero Dios en la creación nos ha hecho libres: no es posible una injerencia espiritual en la vida personal”, afirmó. ”Dios, cuando mira a una persona homosexual, ¿aprueba su existencia con afecto o la rechaza y la condena?”, preguntó.
También se mostró favorable a revisar la actitud de la Iglesia hacia el divorcio o el aborto: "El confesionario no es una sala de tortura, sino aquel lugar de misericordia en el que el Señor nos empuja a hacer lo mejor que podamos. Estoy pensando en la situación de una mujer que tiene a sus espaldas el fracaso de un matrimonio en el que se dio también un aborto. Después de aquello esta mujer se ha vuelto a casar y ahora vive en paz con cinco hijos. El aborto le pesa enormemente y está  arrepentida. Le encantaría retomar la vida cristiana. ¿Qué hace el confesor?”, se preguntó.
Sobre el papel de la mujer en la Iglesia, ha dicho que es necesario "ampliar los espacios” para que tenga una presencia "más incisiva”. "Temo la solución del ‘machismo con faldas’, porque la mujer tiene una estructura diferente del varón. Pero los discursos que oigo sobre el rol de la mujer a menudo se inspiran en una ideología machista (…). La mujer es imprescindible para la Iglesia (…). Hay que trabajar más hasta elaborar una teología profunda de la mujer”.
Sin embargo, se mostró prudente al afirmar que estas reformas no se pueden realizar en un "tiempo breve”, sino que "se necesita tiempo para poner las bases de un cambio verdadero y eficaz”.
En tan sólo seis meses de pontificado, Francisco ha abierto un intenso debate en el seno de la grey católica que seguramente será enriquecedor. ¿Estamos ante el postergado "aggiornamento” prometido por el Concilio Vaticano II o ante un nuevo "Moisés bíblico” que pretende llevar a la Iglesia a la nueva Tierra Prometida?, como dijo un veterano periodista español, Juan Arias, que ha visto pasar por el Vaticano a siete papas. En todo caso, según el mismo testimonio, estamos "ante un Papa no Papa”, que "se siente más cercano al profeta de Nazaret que al papa Rey”.

Ha sorprendido con una mirada diferente, aunque sin alejarse de la doctrina, sobre temas cruciales como el divorcio, el aborto y los homosexuales

Francisco ha abierto un intenso debate en el seno de la grey católica que seguramente será enriquecedor

Confidencial

Si te interesa obtener información detallada sobre el proceso electoral, suscríbete a P7 VIP y recibirás mensualmente la encuesta electoral completa de Página Siete.

Además, recibirás en tu e-mail, de lunes a viernes, el análisis de las noticias y columnas de opinión más relevantes de cada día.

Tu suscripción nos ayuda no solo a financiar la encuesta sino a desarrollar el periodismo independiente y valiente que caracteriza a Página Siete.

Haz clic aquí para adquirir la suscripción.

Gracias por tu apoyo.

Valorar noticia

Comentarios

Otras Noticias