Otro camino de la muerte

En la mira
miércoles, 25 de septiembre de 2013 · 20:30
Si de muerte se trata, las rutas de la región de los Yungas encabezan el triste balance en este país que tiene a las carreteras como escenario de tragedias.
Hace dos días, un enorme alud arrastró a un bus y un minubús en el camino que une a La Paz y Caranavi, dejando un saldo de más de 20 personas fallecidas y 30 heridas de gravedad. Ambos vehículos, que se dirigían a La Paz, fueron sorprendidos por el deslizamiento y acabaron en el lecho del río Cajones, que atraviesa el lugar.
El acontecimiento que enluta una vez más a los pobladores de esta región  pone en evidencia los riesgos que corren permanentemente los pasajeros que transitan por la zona, una de las más recurridas, pues es la vía de llegada y salida de todo el norte de La Paz.
La Administradora Boliviana de Carreteras ha negado la posibilidad de que una obra haya ocasionado el alud, y en realidad para quienes transitan por esta vía, la presencia de deslizamientos es casi natural. Esto es lo preocupante: cómo en lugares de difícil acceso, pasajeros y transportistas asumen los riesgos como norma y las autoridades las soluciones como una tarea pendiente.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

104
49

Comentarios

Otras Noticias