Discapacitados

domingo, 8 de mayo de 2016 · 00:00

Álvaro Puente Calvo

 

En todo el mundo hay muletas, hay bastones, hay sillas de ruedas. En todas partes hay dolor y hay personas sin fuerzas o sin cuerpo que les ayude a ganarse la vida. En todas partes la sociedad asume la responsabilidad de apoyarlos y de darles por lo menos   una parte de lo que la vida les negó. Solo en Bolivia la sociedad es tan cruel que los abandona a su suerte y los tira a la calle, condenados a perpetuos limosneros.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

78
2

Comentarios

Otras Noticias