José Alejandro Núñez García

Tu palabra te define

jueves, 07 de noviembre de 2019 · 00:08

Esos eran hombres, esos que, en los tiempos de antes, asumían su palabra como marca y espejo fiel de sus valores. La palabra era un sello distintivo y suficiente que dejaba a tras luz la esencia del honor, lo más valioso de cualquier ser humano, más no en nuestros tiempos. “Tal como va el mundo, ser honrado es ser elegido entre 10.000” (William Shakespeare).

Esta “palabra de honor”, a la que me refiero, es la actitud moral que impulsa a las personas a cumplir con sus promesas y deberes. Para los masistas, sin embargo, es una asignatura pendiente y, lo lamento, no se puede tapar el universo con un dedo. 

Una tertulia de falsos indígenas, corruptos, timadores y más MAS tiene manipulado a nuestro país en nombre del “pueblo”. El partido oficialista hace, en nombre de las organizaciones sociales, lo que le da la gana para su beneficio propio a fin de perpetuarse en el poder. No es insólito notar que el discurso masista se ve ornado de mentiras, amenazas y otras sandeces que pisotean el significado de la palabra de honor.

Evo es indígena, vamos a respetar la Constitución y el voto, el pueblo me pide la repostulación; Zapata es una cara conocida, mi hijo con ella falleció; el Vicepresidente es licenciado; en mi gobierno no habrá muertos, las elecciones fueron transparentes, el golpe de Estado, y mucho MAS, conforman un top list de las mentiras más célebres del Movimiento Al Socialismo.

Por otro lado, la pérdida de paciencia del Presidente ante el levantamiento pacífico de la población, el cerco a las ciudades, el darnos cátedra en bloqueo, el llanto de las madres por sus hijos muertos, las movilizaciones armadas con cachorros de dinamita, el corte de agua y otros servicios básicos, los procesos penales en contra de los manifestantes, y sus representantes; los arrestos, y mucho MAS son conminaciones de este cartelcillo de azulados en contra de su propio pueblo.

Como si fuera poco, voy a recordarles también algunos enunciados de los solemnes discursos de los intelectuales del oficialismo, en los cuales se atenta contra la palabra de honor: el pollo con hormonas femeninas, los 70.000 millones de neuronas y los cálculos matemáticos de Álvaro García Linera, el sol se esconderá, las pititas de los bloqueadores de la democracia, la notita o pagos para los universitarios que se movilizan, las dos semanas de fútbol, la incitación al racismo y regionalismo, el pedido de pruebas del fraude electoral, y no recibirlas; el aburrido y eterno discurso de vende patrias y neoliberales, y mucho MAS. 

Dejo claro que este buffet de metidas de pata del partido aludido no nace de mi opinión o de su oposición, más al contrario, todos éstos fueron expresados por los mismos masistas ante diferentes medios de comunicación. Una verdadera vergüenza para el país y la imagen que tenemos ante el mundo, una total violación a la palabra de honor.

La realidad masista nos hace entender que es un tanto difícil respetar su palabra en un contexto dictatorial donde lo único que rifa es quedarse con el poder; en donde si puedes robar y no lo haces, eres tonto; en donde la moral y la ética son sólo palabras sin honor para usarse en sus discursos cargados de falsedad. Es bajo, pero ello es un reflejo de una total carencia de educación de estos personajes, no esa de las instituciones académicas, sino esa que recibimos de nuestra familia y contexto social.

“Distinguido” masista, hazte un favor y abstente a expresar tu palabra, todo lo que digas podría ser usado en tu contra. “Dios mira las manos limpias, no las llenas” (Publio Siro) y el pueblo está con Dios, NO con Evo.

¿Quién se rinde?...

 

José Alejandro Núñez García es lingüista y experto en educación

Confidencial

Si te interesa obtener información detallada sobre el proceso electoral, suscríbete a P7 VIP y recibirás mensualmente la encuesta electoral completa de Página Siete.

Además, recibirás en tu e-mail, de lunes a viernes, el análisis de las noticias y columnas de opinión más relevantes de cada día.

Tu suscripción nos ayuda no solo a financiar la encuesta sino a desarrollar el periodismo independiente y valiente que caracteriza a Página Siete.

Haz clic aquí para adquirir la suscripción.

Gracias por tu apoyo.

74
1

Otras Noticias