Jorge Patiño Sarcinelli

Sesgos que influenciarán tu voto

viernes, 9 de octubre de 2020 · 00:09

Este artículo está dedicado a mis lectores que se creen racionales y objetivos al momento de tomar decisiones políticas y otras. Como se avecinan elecciones, conviene probarse. 

Casi todos, y sobre todo los más inteligentes, sobreestiman su capacidad de tomar decisiones sin influencias que las distorsionen. Quien haya leído algo sabe que esta independencia es una ilusión que la psicología ya ha destruido. No se trata, pues, de señalar el hecho sabido sino de ver en el detalle cómo ciertos factores jaquean nuestra supuesta soberanía intelectual, sesgando nuestras opiniones y las decisiones que siguen de ellas.

Aquellos que lo saben no encontrarán abajo más que una confirmación ordenada de ese saber, pero espero que se entretengan revisando la lista. Los sesgos son conocidos; nada es invento mío. Me limito a resumir y comentar. Al repasarlos, pregúntese el lector si se siente inmune o vulnerable a cada uno de ellos.

Buscamos medios que ofrecen una agenda noticiosa y puntos de vista que se acomodan a nuestras preferencias. ¿Alguna vez lees La Razón?

Dentro de cada medio, buscamos la información y opiniones que reafirman lo que creemos y subestimamos o ignoramos las que nos contradicen. Es decir, doblamos el sesgo. ¿Interrumpes la lectura de noticias y columnas que no confirman lo que piensas? ¿Lees a Toranzo más que a Portugal, a Costa más que a Puente?

Nos sentimos inseguros con matices conceptuales y preferimos apoyarnos en datos concretos. ¿Crees en cifras que no entiendes realmente?

Damos más peso a las opiniones de unas personas que otras, típicamente a aquellas con autoridad o prestigio, o a las de amigos, y menos a las de los enemigos. ¿Confías más en Mesa o Molina, en Galindo o Salguero?

Extendemos nuestra buena opinión sobre un aspecto de una persona a otros que no tienen conexión. ¿Alguien valiente o que habla bien tiene que ser mejor gobernante?

La credibilidad de una idea crece a medida que se propaga. ¿Crees que Evo es un estuprador y que Mesa ha sido el mejor en el debate?

Romantizamos el pasado. ¿Todo tiempo antes de 2006 fue mejor?

Nuestras reacciones dependen de cómo se nos presenta una idea. El papel de regalo cambia la percepción del contenido. ¿El lirismo de un programa de gobierno te lo hace más creíble?

Los grupos ceden a la opinión de la mayoría. Es el famoso Groupthink, antes llamada presión social. ¿Te atreves a ser el único comunista o tutista del grupo?

Sobreestimamos la proporción de gente que comparte nuestras ideas. ¿Ves a tu lado a alguien que piense distinto?

Tendemos a tragarnos mentiras o hipótesis que quisiéramos que sean verdad, por inverosímiles que sean. ¿Habrá vacuna esta año? ¿El nuevo presidente cumplirá sus promesas?

Estos factores hacen que nos engañemos cuando tomamos decisiones basadas en el intelecto, aquellas que justificamos con razones, pero hay otros sesgos. Ahora, por ejemplo, está de moda el “utilismo”, según el cual el voto debe ir a cierto candidato por consigna de una estrategia colectiva llamada “voto útil” por algunos y “patriotismo” por otros. 

Pero, todos estos sesgos no bastan para descifrar todas las preferencias electorales de nuestros conciudadanos ante las próximas elecciones. Para explicar el voto por Camacho, por ejemplo, hay que mezclar regionalismo, vísceras y ofuscación. Este tipo de sesgos primarios se mueven en otro terreno de la psicología.

No quiero expresar aquí mi fe en una razón pura que en todo caso no se manifiesta en las preferencias electorales. Si así fuese, leeríamos los programas de gobierno de los candidatos y los debates no serían apenas un ejercicio mediático de confirmación. 

Lo mejor para la vista es no leer, dice un refrán y lo mejor para hacerse una opinión equilibrada de la realidad es ignorar las noticias. (¿Quién dijo que la noticia es lo opuesto de la verdad?) Pero, ¡qué aburrido sería todo sin las medias verdades que nos cuentan los políticos, los medios, los amigos y nosotros mismos ante el espejo!

 
Jorge Patiño Sarcinelli es matemático y escritor.

Sobre la última encuesta de Página Siete

Si usted es de los que necesita estar bien informado, puede acceder a la encuesta electoral completa de Página Siete, suscribiéndose a la aplicación PaginaSietePro que puede descargar de App Store o Google Play

 


   

32
42

Otras Noticias