Nils Puerta Carranza

Covid 19 Vs humanidad

lunes, 23 de marzo de 2020 · 08:15

Que fácil se contagian unos a otros al sólo  contacto de un portador del coronavirus, un abrazo, un beso, una carta, un regalo, en fin todo aquello que implique tocar. 

Esto ha llevado inclusive a cerrar fronteras, a recluir y discriminar al portador, esto ha llevado a frenar la pandemia en la lógica de estar en casa evitando la interacción y el relacionamiento de aproximación.

Su poder exponencial del Covid 19 trastocó las fibras de la economía mundial, situando al ser humano como el tesoro más preciado de planeta.  Sorprende las políticas sociales de paralizar la maquinaria extractiva e industrialista del acumulo de riqueza, manejadas principalmente por las grandes empresas transnacionales, culpables principales del calentamiento global.

Se destacan medidas como la de Francia y El Salvador, que deciden como Estado asumir obligaciones impositivas, condonar  los servicios básicos del consumo de la gente, además de gestionar en la banca la reprogramaciones de las deudas. Un gesto ejemplar que ubica al ser humano lidiando ante la adversidad, pero con un acompañamiento nunca antes visto, en un sistema capitalista recalcitrante y perverso. Este ejemplo fue asumido en proporciones diferentes por otros países, entre ellos el nuestro Bolivia, que dará un bono de 500 bolivianos a familias de escasos recursos. 

Las medidas de estar el mayor tiempo del día en casa se han convertido en un privilegio que  debemos de aprovecharlo. Es la oportunidad de ajustar los lazos familiares, de protegernos en comunión, de valorarnos el uno al otro y no ensimismarnos por el temor y el miedo que construye barreras comunicativas,  tales como el mal genio, la irritabilidad y el estrés.

Las expresiones emocionales de cantar en un balcón a voz en cuello, vividas en Italia, son los remedios terapéuticos que afloran  la sensibilidad humana que exalta su cultura ante la adversidad, trasponiendo la desazón en esperanza.

Si en algún caso, esta pandemia fue fabricada por apetitos mezquinos, las variables extrañas no controladas sacuden al mundo en acciones humanas que obligan a todos los involucrados en redimensionar  los destinos de nuestro planeta.

El valor humano está sobre toda codicia, su capacidad de autoprotección tiene  la virtud de vencer el   Covid 19,  tiene la cabida de restablecer los abrazos, los besos, los contactos entre unos a otros, de abrir las fronteras para la transitabilidad.
Nils Puerta Carranza es psicólogo.

16

Otras Noticias