Editorial

Recursos para BOA, tras 10 incidentes

jueves, 12 de septiembre de 2019 · 00:15

La empresa BOA tuvo 10 incidentes en los últimos siete meses. Ello obedece a una deficiente gestión de mantenimiento de sus aeronaves. La mala administración de BOA era evidente en ese tema, el más importante de todos los de la industria aérea, ya que tiene que ver con la seguridad de quienes abordan los aviones. Por fortuna, pese a tantos incidentes, no se lamentaron pérdidas humanas.

El presidente Evo Morales, ante esa situación, ha anunciado un plan de grandes proporciones, y muy oneroso para el Estado, pero que no aborda el tema central: el del mantenimiento y seguridad de los aviones.

Por el contrario, y como si eso tuviera algo que ver con el problema, el mandatario autorizó que BOA pueda hacer compras directas, además de aumentar  ostensiblemente el sueldo a los pilotos y aceptar compras de aeronaves adicionales, entre otros.  Los recursos servirán para tener dos naves usadas adicionales, de menos de cinco años de operación, y otras cinco de menos de 15 años de uso.

O sea que, como vemos, el problema de la inseguridad podría persistir. La otra gran conclusión que debemos sacar de los anuncios de Morales es que BOA no puede, por sí sola, hacer las inversiones que requiere para ofrecer un mejor servicio. Su utilidad es tan baja, de entre 1% y 3% al año, que tiene que depender del Estado para cualquier acción. BOA más o menos tiene unas ganancias de unos cuatro millones de dólares anuales, pese a que sus ingresos son de 250 millones de dólares.

Ello demuestra su mala administración, que se basa en la contratación de personal excesivo y no calificado (con aval partidario) y contar con una escala salarial deficiente, entre otros. Las cosas empeorarán ahora que la gerencia general podrá hacer contrataciones directas. Una jauja.

No olvidemos que además de todo el escándalo de los percances aéreos y la evidencia del mal estado de las aeronaves, recientemente se ha informado que la aerolínea presupuestó cerca de  253 millones de bolivianos  para el servicio de catering y publicidad digital. De acuerdo con los documentos, en 2018 la compañía destinó 1.750.000 bolivianos a publicidad en Facebook e Instagram, mientras que para 2019 el monto estimado del contrato es de 1,5 millones de bolivianos, de los cuales, hasta la fecha, se estima que se gastaron 750 mil bolivianos (de enero a junio), que en suma dan 2,5 millones de bolivianos.

Asimismo, BOA gastó el pasado año 102 mil bolivianos en la compra de 1.200 paraguas; cada uno tuvo un costo de 85 bolivianos, según consta en el contrato administrativo de adquisición de bienes, suscrito entre la empresa y Osconn SRL, en marzo del año pasado, que está disponible en el Sistema de Contrataciones Estatales (Sicoes).

Los ejecutivos de la aerolínea sostienen que en el caso de los gastos en redes sociales y catering, el monto que se señala fue el presupuestado, mas no el ejecutado. En el caso de los paraguas no se obtuvo respuesta.

Esto muestra un uso dispendioso de recursos,  si es que no otras irregularidades. Lo llamativo es que al ser la línea del Estado -gubernamental habría que decir-, no se somete a presiones, controles y mucho menos sanciones.

El resto de las líneas aéreas bolivianas, que deben enfrentar la dura competencia desleal que se genera desde BOA, hacen sus inversiones por sí solas. BOA no requiere hacer este esfuerzo, sabe que el Gobierno le va a seguir dando recursos cada vez que los necesite. Pero este no es sólo un problema de la línea aérea: excepto algunas pocas empresas estatales que muestran ganancias, casi todas las demás son deficitarias.

Existe otro punto que llama la atención: el Gobierno  entregará a BOA, con este plan, 17,5 millones de dólares, es decir más de lo que obtuvo cuando fue creada, hace 10 años, que fueron 15 millones. Algo no cuadra en esa ecuación. 

La empresa líder del mercado tiene que extender la mano para seguir recibiendo regalos del Estado; mientras tanto, nuestro país sigue en la retaguardia en conexiones aéreas, en destinos y, por lo que se ve, en seguridad.

 


 

92
6

Otras Noticias