Editorial

La importancia del liderazgo en crisis

miércoles, 8 de abril de 2020 · 01:15

Una de las cualidades que debe tener un líder es la credibilidad, lo muestran los estudios, y no hay momento donde esta virtud sea más importante que una crisis como la que vivimos ahora.

Sin embargo, la credibilidad no es una variable objetiva sino la que otorga el pueblo de acuerdo a criterios que no siempre responden a los cánones convencionales. Tal vez cueste entender que personas como Trump y Bolsonaro ocupen el lugar de liderazgo que tienen en sus países. 

Al inicio de la crisis Trump subestimó su importancia e hizo anuncios de que el virus no iba a llegar a Estados Unidos o que iba a terminar antes de la Pascua. Sin embargo, cuando la evidencia en términos de infectados y muertes hizo que su optimismo fuese insostenible, tuvo que dar marcha atrás y asumir su papel de liderazgo en crisis; el mismo que, a pesar de todos los traspiés, mentiras y metidas de pata, le está valiendo una subida significativa en su nivel de aprobación, prueba de que esa credibilidad es un parámetro caprichoso.

En Brasil la epidemia se está agravando; los números suben día a día sin una estrategia de parte del Gobierno. El comportamiento de su Presidente, Jair Bolsonaro, ha sido simplista y hasta ignorante, dando muestras de un escepticismo irresponsable que muy poco contribuye a que la población asuma las medidas necesarias. 

Es temprano para decir qué efecto tendrá todo esto en la evolución de la epidemia en Brasil o en el futuro político de Bolsonaro, pero no parece que su estilo errático y beligerante esté contribuyendo a generar una de las cosas más importantes en una crisis: unidad nacional en torno a una estrategia.

En nuestro país, la presidenta Áñez no ha sido elegida para el cargo y excepto por las encuestas de intención de voto, no se sabe de qué grado de credibilidad goza entre la población. Es posible que romper su promesa de no ser candidata no haya sumado puntos a su credibilidad, pero ante un momento álgido como el que vivimos, es necesario que el país le de su voto de confianza.

Lo que hemos podido ver hasta la fecha, en sus declaraciones y en su determinación de hacer todo lo que nuestros modestos medios permitan, la Presidenta es consciente de la alta misión que le ha tocado de conducir el país en esta crisis. No se puede decir lo mismo de otros actores políticos que continúan apostando a sus propios perfiles antes que la contribución en un momento crítico. 

Esperemos que la ciudadanía apoye sus medidas, darle nuestra confianza a su liderazgo no significa prometerle nuestro voto sino hacer equipo, hacer nación, reconocer que si el bote se hunde, será con todos.

 

En tiempos de cuarentena y restricciones usted necesita estar bien informado. Por eso, Página Siete pone temporalmente a su disposición de forma gratuita, nuestra edición de papel en versión digital. Para verla haga clic aquí.

Este servicio, con contenidos especiales y enfoques propios de las principales noticias del día, será parte de la App que lanzaremos próximamente. 

17
3

Otras Noticias