Rafael Puente

El Papa quiere una Iglesia Católica machista

viernes, 14 de febrero de 2020 · 00:11

El papa Francisco acaba de participar en un Sínodo de la Amazonia con un documento de 52 páginas en el que plantea una mayor participación de las mujeres en la Iglesia de las regiones amazónicas, pero niega la posibilidad de que se las ordene “diaconisas” (de “sacerdotisas” ni siquiera habla). Lo que pide es que las mujeres cumplan más funciones en la Iglesia (por tanto que presten más servicios, que mejoren la calidad de vida de las comunidades), pero siempre desde su inferior condición de “mujeres”, por lo tanto, de seres humanos de segunda categoría…

Su Santidad no se ha enterado de que estamos en pleno siglo XXI, no se ha enterado de que las mujeres están recuperando derechos y dignidad en el mundo entero -incluido el mundo árabe- y exige que la Iglesia Católica siga siendo machista, probablemente basado en textos del supuesto “apóstol” Pablo, que abiertamente plantea que el ideal para un varón es no casarse (siguiendo el ejemplo de él), aunque admitiendo que es “mejor casarse que abrasarse”… 

Probablemente piensa, como muchos, que Jesús de Nazaret -nuestro único modelo indiscutible- fue célibe y que tuvo puro apóstoles varones y que en la Iglesia las mujeres son bienvenidas para servir, pero no para asumir responsabilidades.

Por supuesto, no es el Papa actual el único que piensa así en la Iglesia Católica Romana, pero de un papa latinoamericano y supuestamente “moderno” (pese a su sometimiento a la guerra sucia de la dictadura argentina), cabría esperar algo diferente, tanto más cuanto que el actual Papa tiene como uno de los mayores problemas de su gestión el de los famosos curas pederastas (sacerdotes y obispos que han sido y son violadores consuetudinarios), una pesadilla de la que no sabe cómo liberarse.

 ¿No ha meditado nunca, Su Santidad, en el hecho de que la Iglesia Anglicana, así como la mayor parte de las iglesias más o menos “protestantes” (ni qué decir de la Iglesia Menonita), están libres de todos esos problemas por la sencilla razón de que en dichas instituciones no existe el celibato obligatorio? Y ojo, no se trata de descalificar el celibato como tal, que bien puede ser una verdadera vocación, sino de suprimir el celibato institucionalizado, es decir, el celibato obligatorio.

Falta les haría al Papa y a la mayor parte de sus presbíteros y obispos, acceder a los diferentes videos que han publicado los hermanos José Ignacio y María López Vigil en torno a un imaginario debate entre “María Magdalena, la compañera de Jesús, y Pablo de Tarso, el que inventó a Cristo”…

La asamblea de obispos de la región amazónica pedía efectivamente que se permitiera la presencia de “varones casados” que ejerzan la función sacerdotal, pero el Papa insiste en que tienen que ser célibes, y plantea como solución la llegada de más misioneros célibes a la Amazonia (una región que culturalmente no acaba de entender el celibato). Sin embargo, Francisco insiste en “no clericalizar a las mujeres”; por tanto, en mantenerlas como servidoras de los clérigos. 

Y no le importa el argumento del Sínodo en el sentido de que “se otorgaría a las mujeres un estatus y una participación mayor en la Iglesia sólo si se les diera acceso al orden sagrado”.

No es de extrañar que Evo Morales haya valorado mucho a este Papa, dado que él también ha vivido convencido de que las mujeres son para usarlas, para hacerse servir por ellas, pero no para tomarlas en serio. ¿Qué tal si a ese Evo formalmente célibe y prácticamente machista el papa Francisco lo nombrara cardenal? ¿No sería una opción más interesante que la de senador? Por su-puesto, entendiendo el término “celibato” no como compromiso de no practicar el sexo, sino como la opción de no tomarse en serio a las mujeres.

Ya que en la actual campaña electoral hay candidatos que meten la religión donde no deben (por Constitución Bolivia es una Estado laico), ¿cabría debatir este tema? Sería más interesante que todo  lo  que se está debatiendo… ¡Aji-na kachun!

Rafael  Puente es miembro del Colectivo Urbano por el Cambio (CUECA) de Cochabamba. 

En tiempos de cuarentena y restricciones usted necesita estar bien informado. Por eso, Página Siete pone temporalmente a su disposición de forma gratuita, nuestra edición de papel en versión digital. Para verla haga clic aquí.

Este servicio, con contenidos especiales y enfoques propios de las principales noticias del día, será parte de la App que lanzaremos próximamente.
   

121
33

Otras Noticias