Atando cabos

Incremento salarial 2019

Por 
martes, 02 de abril de 2019 · 00:12

Este año, al igual que los anteriores, no habrá  ninguna novedad en lo que al incremento salarial se refiere. El Gobierno, conjuntamente con la Central Obrera Boliviana (COB), definirá el porcentaje de aumento al salario mínimo que regirá en la presente gestión.

Si bien el Estado boliviano ratificó el Convenio Técnico 26 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), que manda a consultar con las organizaciones de trabajadores y empleadores sobre la política salarial, y en particular con la política de salarios mínimos, este año, al igual que los anteriores,  la opinión de la COB será la única que se tome en cuenta. 

Efectivamente, habrá algunas reuniones con la organización de los empleadores, pero su opinión pesará muy poco a la hora de la toma de decisiones. De esta manera el Convenio sobre los métodos para la fijación de salarios mínimos de 1928 no será violado, pero sin lugar a dudas este convenio no se lo llevará a la práctica. 

El presidente de la Cámara de Comercio, Marco Antonio Salinas, afirmó que “tenemos nuestros grandes reparos de reunirnos con la COB porque creemos que la actual dirigencia no representa los verdaderos intereses del país”, pero en última instancia lo que están solicitando es una reunión tripartita. La COB también tiene reparos ideológicos para reunirse con los empleadores.

Actualmente se realizan duelos verbales entre representantes de los trabajadores y de los empleadores. Ambos dan a conocer, ante los medios de comunicación, los porcentajes que consideran aceptables.  En los sindicatos las cifras van desde solicitar un aumento salarial del 5% al 15%, cifra última que solicita el sector minero. Mientras que en el sector privado se manejan dos cifras de mejoramiento salarial, los mismos que fluctúan entre el 1,5 y 2%.  Con esto se puede considerar que las cartas están echadas sobre la mesa.

Existen voces que afirman que los empleadores nunca negociaron con los trabajadores, lo cual no es exacto, pues debemos recordar que durante los años 90 del siglo pasado, en plena vigencia del DS 21060, el Gobierno y la COB se sentaban a negociar precisamente el salario mínimo, el mismo que era planteado en el pliego nacional de los trabajadores. Pero la negociación a nivel de empresas siempre ha existido. En las empresas en las que existe sindicato se negocia el incremento salarial que regirá en la gestión. 

Los empresarios en esa época se negaban a participar de dicha discusión debido a que sus estatutos no les permitían. Ahora, tengo entendido, esa situación ha sido superada, pues el artículo que impedía fue modificado y están completamente habilitados.

Mucho me temo que el Gobierno, conjuntamente con su aliado la COB, tome una definición política y no técnica. No debemos olvidar que todas las acciones y determinaciones que está tomando el Gobierno giran en torno a los intereses políticos de campaña electoral de los actuales gobernantes. En ese sentido, no priorizarán los criterios de los empleadores. Para ellos el Gobierno ya emitió la línea. 

Habrá más deforestación, se permitirá la producción del biodiésel o biocombustible y, además, estoy seguro de que otorgarán algunos otros favores. Sin embargo, todos esos beneficios están orientados a los de la agroindustria. Los empresarios industriales, en particular las pequeñas empresas del occidente del país, no recibirán compensación alguna y tampoco serán consultados; pero, eso sí, seguirán ingresando artículos importados legalmente o de contrabando, ya sea de la China o de otros países, los  mismos que compiten los pequeños productores del país. Es más, de esta suerte no se salvan ni los pequeños agricultores debido al ingreso de tubérculos, paltas y hasta verduras de Chile, Perú, Argentina.

Consideramos que todo incremento salarial debe tomar en cuenta, en primer lugar, las necesidades reales de los trabajadores y de sus familias; en segundo, lugar se debe considerar que todo incremento debe tener una correspondencia con la productividad del trabajo y, por último, dejar a un lado los intereses políticos, y centrarse en la realidad de las pequeñas empresas.

Rodolfo Eróstegui T. es experto en temas laborales
 

 

Confidencial

Si te interesa obtener información detallada sobre el proceso electoral, suscríbete a P7 VIP y recibirás mensualmente la encuesta electoral completa de Página Siete. 

Además, recibirás en tu e-mail, de lunes a viernes, el análisis de las noticias y columnas de opinión más relevantes de cada día. 

Tu suscripción nos ayuda no solo a financiar la encuesta sino a desarrollar el periodismo independiente y valiente que caracteriza a Página Siete.

Haz clic aquí para adquirir la suscripción.

Gracias por tu apoyo.

87
7

Otras Noticias