Atacaron a grupos de vecinos organizados para defender su tierra

Narcos convierten Michoacán en una sucursal del infierno

Los Caballeros Templarios, escisión de La Familia Michoacana, siembran el terror en la región mexicana asesinando a quienes se oponen a su poder.
lunes, 28 de octubre de 2013 · 21:30
Agencias / México DF
Los testigos describen la escena con una palabra: "infernal”.
Eso fue lo que sucedió la tarde del sábado 26 de octubre en Apatzingán, Michoacán,  cuando  varias granadas cayeron en la plaza principal, mientras francotiradores apostados en la torre de la catedral, la presidencia municipal y un billar que rodean el zócalo, disparaban contra los guardias comunitarios, una fuerza civil comprometida en la lucha contra el narcotráfico. E   l saldo, doce  muertos  y al menos una veintena de heridos.


Unas 3.000 personas de los pueblos levantados en armas en febrero contra el crimen habían comenzado al alba una caravana con alrededor de 200 camionetas desde la localidad de San Juan de los Plátanos, a unos ocho kilómetros de Apatzingán.
Lo llaman el "camino más largo del mundo” porque nadie ha sido capaz de completarlo en los últimos meses ante el temor de ser asesinado, explica un vecino a la periodista Paola Chouza del diario español El País.  
"En realidad estamos presos en nuestros propios pueblos, pero en ellos estamos seguros”.
La marcha de civiles tardó en llegar a su destino más de cinco horas. Militares y policías federales les impidieron el paso al menos  en dos ocasiones.
"Nosotros no somos los criminales, deberían protegernos de ellos y sin embargo, nos están deteniendo y quitando las armas”, gritaban los manifestantes, en ocasiones exaltados.

"En nuestros pueblos estamos seguros porque tenemos hombres valientes, que nos protegen desde hace ocho meses”, asegura Josefina, una mujer de 42 años, consciente de que el enemigo se llama  Los Caballeros Templarios, uno de los cárteles más importantes de la región.
Para los vecinos el Ejército y la Policía no hacen su trabajo, por lo que ellos se defienden como buenamente pueden.
 No es extraño que en  30 comunidades, los habitantes decidieran rebelarse después de años de abusos del crimen organizado.
 Una de las profesoras del pueblo explica que estaban hartos: "Durante dos meses, los sicarios me esperaban en la puerta de mi casa y cada 15 días me sacaban 35.000 pesos [unos 2.700 dólares]”. Además de las cuotas, denuncian, Los Caballeros Templarios irrumpían en los ranchos de la zona para llevarse a las mujeres, a las que retenían y violaban durante el tiempo que fuese. "Sólo decían: el jefe la quiere y la levantaban. A una muchacha se la llevaron tres semanas, estuvo atada. Luego la devolvieron. Ya se ha ido del pueblo”, dicen.

El cártel, una escisión de La Familia Michoacana cuyo líder es un antiguo maestro de escuela, Servando Gómez Martínez, más conocido como  La Tuta, protagonizó una ola de violencia en julio pasado, con unos 30 muertos en varios enfrentamientos. Por eso nadie quiere que se repita la historia.

Anatomía criminal
Demanda Los líderes comunitarios del estado de Michoacán exhortaron ayer  al Gobierno mexicano a poner freno al cártel de Los Caballeros Templarios, tras un fin de semana de choques con los grupos de autodefensa y ataques a instalaciones eléctricas.
 Templarios La banda del narcotráfico utiliza los más de 270 kilómetros de litoral del estado, en el océano Pacífico, para recibir cargamentos de cocaína y otras drogas procedentes de Sudamérica, y cuenta con laboratorios de droga sintética.
  Gobierno La administración del presidente Peña Nieto mantiene la presencia militar y policial en las zonas comprometidas de México.

Confidencial

Si te interesa obtener información detallada sobre el proceso electoral, suscríbete a P7 VIP y recibirás mensualmente la encuesta electoral completa de Página Siete.

Además, recibirás en tu e-mail, de lunes a viernes, el análisis de las noticias y columnas de opinión más relevantes de cada día.

Tu suscripción nos ayuda no solo a financiar la encuesta sino a desarrollar el periodismo independiente y valiente que caracteriza a Página Siete.

Haz clic aquí para adquirir la suscripción.

Gracias por tu apoyo.

Valorar noticia

Comentarios

Otras Noticias