La isla africana es un destino turístico

Conmoción en Madagascar por triple linchamiento

La población responsabilizó a tres turistas de haber asesinado a un niño de 8 años.
viernes, 04 de octubre de 2013 · 20:39
AFP / Antanarivo, Madagascar
La turística isla de Nosy Be está sumida en el caos. Las autoridades nacionales decretaron el Estado de Sitio tras  los motines del jueves que derivaron  en el linchamiento de un francés, un franco-italiano y un malgache, acusados por la muchedumbre de haber asesinado a un niño.
Tres individuos sospechosos de haber matado a un niño de ocho años y de "tráfico de órganos” fueron linchados y sus cadáveres quemados por los encolerizados habitantes.
El Ministerio francés de Relaciones Exteriores confirmó ayer  la muerte de un francés y de un franco-italiano.
"Yo les confirmo que dos de nuestros ciudadanos murieron. Estamos en contacto con las familias”, declaró a la prensa el portavoz de la Cancillería en París, Philippe Lalliot, precisando que uno de ellos era franco-italiano.
"Tenemos informaciones parciales. Uno de ellos estaba instalado en Nosy Be desde la primavera pasada. El otro desde una fecha más reciente”, añadió el vocero del Gobierno galo.

La Cancillería reiteró sus consignas de prudencia a los franceses que viven en Nosy Be, precisando que la escuela francesa quedaría cerrada hasta el lunes.
Los dos europeos fueron asesinados de mañana en la playa de Ambatoloaka, el principal balneario de Nosy Be, uno de los destinos turísticos más cotizados por los europeos en esta  hermosa isla   africana.  
 Red de traficantes
Sébastien Judalet, un francés, entró en Madasgascar el 15 de septiembre con una visa de turismo de 60 días, de acuerdo con el jefe de distrito Malaza Ramanamahafy, que vio su pasaporte.
El documento muestra que iba frecuentemente al país.
Según Radio Francia Internacional, la Policía francesa investiga posibles nexos de Judalet con una red de traficantes de órganos que operaba en Antanarivo y que se creía desarticulada tras una operación en 1999, coordinada por la Interpol. La segunda víctima, Roberto Gianfala, tenía la nacionalidad italiana. Su visa había expirado y se encontraba en Madagascar en situación irregular.
 De todos modos, la controversia está servida. Un residente francés que conocía a Sébastien Judalet declaró que "los hombres linchados son probablemente responsables de la muerte del niño, pero no creo que haya un tráfico de órganos, eso no tiene un asidero lógico”.
"El problema es que la desinformación se extiende por todas partes. No son más que rumores. Para hacer un tráfico de órganos hay que estar equipado, eso es médicamente imposible”, opinó una compatriota suya, que vive  en Nosy Be desde hace 15 años.
Sea como fuere, lo cierto es que varios países de la Unión Europea, entre ellos el Reino Unido y Alemania, pidieron a sus conciudadanos de visita en Madagascar que eviten concurrir a mercados o espectáculos populares, dado la ola de indignación popular contra los extranjeros.  
África y el delito
Trata Miles de personas, en su mayoría mujeres y niños, son traficados por mafias organizadas con conexiones con redes de proxenetismo en el sur de Europa.
  Narcotráfico Los cárteles utilizan el continente africano como punto de partida para una intensa actividad de tráfico de drogas hacia Europa y Asia.
Órganos En mayo de 2011, la revista  Time publicó una investigación  en la que se exponía el drama del negocio del tráfico de órganos en África.

Valorar noticia

Comentarios