Colombia, consternada por la violación y asesinato de niña

El acusado es Rafael Uribe, miembro de una adinerada familia de Bogotá. Él habría llevado a la menor de una comunidad indígena a uno de sus apartamentos.
jueves, 8 de diciembre de 2016 · 00:00
AFP  / Bogotá

Una Colombia consternada por la violación y asesinato de una niña indígena de siete años reflexionaba ayer sobre los crecientes números de violencia contra la infancia en el país, mientras el presunto autor del crimen era enviado a prisión. 

El arquitecto Rafael Uribe Noguera, de 38 años, señalado como presunto autor del rapto, violación y asesinato de la niña Yuliana Samboní fue enviado a prisión por un juez de control, mientras se desarrolla el juicio en su contra, informó la Fiscalía. 

Miembro de una adinerada familia de Bogotá, Uribe Noguera es señalado de haberse llevado a la menor el domingo del humilde barrio Bosque Calderón Tejada, en el este de la ciudad, hasta un apartamento de propiedad de su familia, ubicado en una zona cercana y donde fue encontrado el cuerpo de Samboní. El fiscal general, Néstor Humberto Martínez, declaró que el ente acusador ya tiene "una prueba biológica para determinar al autor del crimen” e informó que el auto donde Uribe Noguera habría transportado a la niña y el apartamento donde fue encontrada muerta fueron ya incautados "con el objeto de que se pueda reparar a las víctimas”. "La Fiscalía no va a permitir que este sea un caso de obstrucción a la justicia”, dijo también el fiscal al referirse a la manipulación que trató de hacerse de la escena del crimen. 

Después del asesinato, el presunto asesino fue ingresado en una clínica por sus familiares para recuperarse de una supuesta intoxicación con alcohol y drogas. Pero, finalmente, en la noche del martes fue llevado a los juzgados y posteriormente a La Picota, una prisión de máxima seguridad en el sureste de Bogotá. Las autoridades trasladaron a Uribe Noguera en medio de grandes medidas de seguridad, vistiendo chaleco antibalas y a bordo de una tanqueta antidisturbios, debido a las numerosas manifestaciones de repudio que ha provocado el caso. 

Afuera de la clínica donde estuvo recluido, decenas de personas se reunieron a pedir justicia e intentaron golpearle cuando salió. También al llegar al juzgado fue recibido con gritos de "asesino” y "pervertido”.  Uribe Noguera fue señalado de los delitos de "feminicidio agravado, tortura y secuestro simple”.

 

Molestia  general
  • Pedido Mientras el hombre era trasladado a prisión, decenas de personas acompañaron el cortejo fúnebre de la menor en las calles de Bogotá. Llevaban globos blancos y  corearon "Colombia está contigo” y pidieron la pena máxima de 60 años de prisión para el responsable del crimen. La niña pertenecía a la etnia indígena yanacona y era originaria del departamento del Cauca.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

62
22