La era de Kim Jong-un marca un regreso al pasado

jueves, 12 de mayo de 2016 · 00:00
AFP / Seúl

El primer congreso del partido único en Corea del Norte en casi 40 años marca el inicio oficial de la era Kim Jong-un, pero destaca más por sus regresos al pasado que por sus promesas de futuro promisorio. 
 
Los analistas en busca de señales notables de cambio de política se quedaron con las ganas: el joven dirigente de 33 años no prometió grandes transformaciones en el interior del país y reafirmó una política exterior agresiva, sustentada en  un arsenal nuclear en expansión.
 
El congreso era percibido como una oportunidad de asentar la estatura de líder supremo de Kim Jong-un, que heredó el poder tras la muerte de su padre en diciembre de 2011 y, en este sentido, prometía ser más un asunto de forma que de fondo. 
 
Pero incluso los símbolos miraban hacia el pasado, como ilustra el nombramiento de Kim Jong-un en la presidencia del Partido de los Trabajadores de Corea, punto álgido de la reunión del lunes 9 de mayo.  
 
Este cargo de "presidente” del partido lo ejercía su abuelo, Kim Il-sung, padre fundador reverenciado de Corea del Norte, en los años 1950 y 1960. 
 
En aquella época, el país vivía una época relativamente dorada, y el renacimiento económico de la posguerra lo hizo superar a la Corea del Sur capitalista. 
 
El parecido físico de Kim Jong-un con su abuelo es asombroso y él lo aprovecha claramente para consagrar su legitimidad de heredero de la dinastía familiar. De hecho, durante el congreso, el joven dirigente iba vestido a la occidental, como le gustaba hacer ocasionalmente a Kim Il-sung, su mentor.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

60
2

Comentarios