Autor de la matanza en Múnich planeó el ataque durante un año

El joven tendió una trampa a sus víctimas a través de la red social Facebook, compró su arma por internet y no eligió a sus víctimas de manera específica.
lunes, 25 de julio de 2016 · 00:00
AFP / Múnich

 El joven de 18 años que el viernes mató a balazos a 9 personas e hirió a 35 en Múnich, sur de Alemania, preparó el ataque durante un año, compró su arma por internet pero no eligió a sus víctimas de manera específica.

 La policía de la capital bávara descorrió ayer un poco el velo de misterio sobre la manera en que David Ali Sonboly, de 18 años, quien sufría desequilibrios psicológicos y estaba fascinado por las matanzas en masa, pasó al acto. 

El autor de la matanza, de doble nacionalidad alemana e iraní, había tendido una trampa a sus víctimas a través de la red social internauta Facebook, siguiendo una trama que "preparó durante un año, o sea, lo venía preparando desde el verano pasado”, señaló el jefe de la policía de  la región de Baviera, Robert Heimberger, en una conferencia de prensa. 

Además de la fascinación que sentía por Anders Behring Breivik, autor de la masacre de 77 personas en Noruega -el tiroteo de Múnich tuvo lugar exactamente cinco años después-, la policía considera en particular que el tirador se vio influenciado por la matanza de Winnenden (suroeste) en marzo de 2009, donde un joven de 17 años abrió fuego en su excolegio, matando a 15 personas, para luego suicidarse. 

"Las primeras observaciones llevan a la conclusión que se había interesado en este acto yendo a visitar la ciudad y tomando fotos hace un año, y que enseguida planeó su propio acto de matanza”, precisó el jefe de la policía. 

Las imágenes fechadas fueron encontradas en una cámara de fotos. Según la investigación, el autor del tiroteo del viernes en Múnich no apuntó de manera específica a sus víctimas en los alrededores del centro comercial, precisó el fiscal de la ciudad, Thomas Steinkraus-Koch, durante esta conferencia de prensa. 

"Aquí no hay nada contra los extranjeros”, contrariamente a lo que habían afirmado algunos medios de comunicación a causa del origen extranjero de numerosas  víctimas, declaró Steinkraus-Koch. 

Fobia social

El jefe de policía destacó que el restaurante McDonald’s y el barrio donde tuvo lugar el tiroteo son frecuentados por extranjeros o alemanes de origen inmigrante, lo que explica la presencia de muchos de ellos entre las víctimas. 

Entre los muertos figuran un turco, dos germanos-turcos, dos alemanes, un húngaro, un kosovar, un griego y un apátrida, según la información policial. Sin embargo, el joven había al menos intentado tender una trampa: creó una cuenta falsa en Facebook en mayo pasado, retomando fotos y datos de otra ya existente perteneciente a una chica, y colgó un mensaje ofreciendo comida y bebidas gratis en el McDonald’s para el día de la matanza. 
A pesar de ello, aún no se pudo establecer si las víctimas habían respondido a la invitación. 

David Ali Sonboly, hijo de iraníes llegados a Alemania como demandantes de asilo hacia fines de los años 1990,  sufría trastornos psiquiátricos.

 

Fobia  social
  • Inestable  En 2015 pasó dos meses en una clínica por "fobia social” y crisis de angustia. Después siguió un tratamiento, como lo demuestran los medicamentos encontrados en su habitación. También se estableció que sufría acoso por parte de otros jóvenes.
  • Balas Fueron encontradas 58 balas en el lugar de la matanza. El asesino utilizó una pistola Glock 17 comprada en el Darknet, un conjunto de sitios en internet secretos en los que se puede mantener el anonimato, en los cuales se desarrollan transacciones ilegales. 
  • Municiones Otras 300 municiones fueron encontradas en su mochila después que se suicidara al ver llegar a la policía para detenerlo, lo que sugiere que el balance de víctimas podría haber sido aún mayor.

Valorar noticia

Comentarios