¿Quién es el Papa?, preguntan los rohinyás en campamentos

“Creo haberlo visto en los medios de comunicación pero qué hace? ¿Es alguien importante?”, se pregunta Nurul Qadar, uno de los miles que huyó de Birmania.
jueves, 30 de noviembre de 2017 · 00:06

AFP / Kutupalong


   El viaje del Papa esta semana a Birmania y Bangladés tiene como telón de fondo el éxodo de los rohinyás, pero en los campamentos estos refugiados se preguntan “¿quién es él?”. 


De los casi 900 mil musulmanes rohinyás de Birmania que se refugiaron en el vecino Bangladés, sólo un puñado de ellos oyó hablar del jefe de la Iglesia Católica. Cuando la AFP les muestra una fotografía suya, cada uno se aventura a adivinar quién puede ser: un rey, un artista estadounidense, un político bangladesí o incluso un jerarca musulmán. 


“Creo haberlo visto en los medios de comunicación pero qué hace? ¿Es alguien importante?”, se pregunta Nurul Qadar, de 42 años, que forma parte de la marea humana de más de 620 mil personas que han huido desde finales de agosto de la violencia en Birmania, calificada por la ONU de limpieza étnica.


 En Birmania, con un 90% de budistas, a los rohinyás se les considera extranjeros, se les margina y se les restringe el acceso a la educación. 


Los rohinyás viven en una sociedad pobre y rural y no salen de su aldea y alrededores, salvo en contadas ocasiones. Muchos de ellos son analfabetos. Hasan Arraf, un imán rohinyá en el campamento de Kutupalong, es uno de los pocos en saber quién es. Lo define como un hombre cercano al pueblo y espera que su aura permita cambiar sus vidas. 


“El modo en el que (los birmanos) nos han torturado no lo permite ninguna religión del mundo. Es un gran líder de otra religión y creo que es un sabio”, declara a la AFP. “Creo que será capaz de entender lo que hemos vivido. Y puede pedir al Gobierno de Birmania que solucione este tema y pacifique la región”, añade.


En los últimos meses el Papa denunció varias veces la situación de los rohinyás, “torturados y asesinados debido  a sus tradiciones y su fe”. 


  Superar el prejuicio


Ayer, el Papa fue recibido  por la máxima institución budista de Birmania, consideró “necesario superar todas las formas de incomprensión, de intolerancia, de prejuicio y de odio”, en un país criticado por la crisis de los rohinyás.


 Luego de haber recomendado el perdón a los 150 mil fieles católicos reunidos en un inmenso estadio deportivo para una misa al aire libre, el Papa se reunió por la tarde con la sangha, la mayor instancia budista del país. 

El Papa, que fue criticado porque no mencionó explícitamente a los rohinyás durante su viaje histórico a Birmania, no puede “resolver problemas imposibles” dijo   su portavoz Greg Burke.  
  
En este viaje inédito en el país de mayoría budista, el pontífice abogó por la unidad y afirmó que no es posible “permanecer aislados los unos de los otros”, durante su encuentro con los dignatarios budistas.


Para Francisco, toda la sociedad debe compartir la tarea de superar el conflicto y la injusticia. El Papa   actúa con cautela  , teniendo en cuenta que la opinión pública budista ve con malos ojos las críticas internacionales sobre el trato a  los rohinyás.

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

62
1

Otras Noticias