Debates, Cataluña y pactos dominan el escenario español

Con diferentes formatos, completaron tres horas y media de una maratónica confrontación verbal, que apuntaba a reducir el porcentaje de indecisos.
domingo, 28 de abril de 2019 · 00:03

Tuffí Aré Vázquez  / Madrid,  especial para Página Siete

La verdadera campaña, según algunos analistas, empezó con los debates presidenciales.   En forma inédita, los cuatro principales postulantes aceptaron participar en dos debates seguidos y en sólo 24 horas, lo cual implicó una “situación estrambótica y de alto riesgo” para los protagonistas, según Manuel Campo Vidal.

Ambos debates llegaron precedidos de una alta tensión, por las dubitaciones iniciales del presidente Pedro Sánchez sobre su participación y por la decisión de la autoridad electoral de excluir del espacio al líder de Vox, debido a una demanda de otras fuerzas minoritarias.

Finalmente, el cara a cara de los cuatro políticos fue posible por primera vez en la historia en la pública Radio Televisión Española y, al día siguiente, en Atresmedia, una poderosa cadena privada de televisión.

Con diferentes formatos, ambos debates completaron tres horas y media de una maratónica confrontación verbal, que apuntaba a reducir el porcentaje de  indecisos. 

La incómoda situación del presidente de España y candidato del PSOE, Pedro Sánchez, de encontrarse solo contra tres de sus rivales, fue en cierta forma capeada, según los analistas. Aunque no ganó ninguna de las dos citas, el resultado para Sánchez estuvo alejado del desastre. En cambio, el más beneficiado por el cara a cara parece haber sido el izquierdista Pablo Iglesias y, en menor medida, Albert Rivera, de Ciudadanos, quien  disparó a los otros tres, incluso a su posible aliado Pablo Casado. 

El representante del PP tuvo una pálida intervención en el primero, pero recuperó terreno en el segundo, que estuvo dominado por una pugna intensa de los dos candidatos derechistas por los votos de sus propios electores y por el liderazgo de este bloque. 

“Después del primer debate he quedado más confundido e indeciso respecto a por quién votar”, disparó José P., un taxista de Uber, que se había declarado antes del encuentro televisivo simpatizante de Albert Rivera. 

Cataluña y los  pactos

Pese a que la desaceleración se siente en España y a que se conoció el jueves que en los últimos meses la cifra de desempleados subió a 3.354.200, de una población de 47 millones de personas, la economía no ocupó la centralidad de los dos debates en el cierre de la campaña.

En cambio, las situaciones más álgidas exigieron aclarar la posición de los principales candidatos sobre la territorialidad y los pactos de gobernabilidad.

Los candidatos de la derecha cuestionaron estratégicamente la supuesta afinidad del socialista Pedro Sánchez con los líderes independentistas, acusándolo de promover el indulto de los separatistas, lo que fue negado por él. 

Sobre los pactos, la izquierda alertó de un posible acuerdo de los derechistas con Vox, mientras que a Sánchez se le endilga la intención de aliarse con los independentistas. El propio Pablo Iglesias conminó a su aliado Sánchez a definir si pactará con Albert Rivera, de Ciudadanos, quien ha tratado de recuperar casi desesperadamente en las últimas horas a los votantes del centro y arrebatarle al PP y a Vox a los de la derecha.

En economía, el debate se centró en la propuesta de bajar o de subir los impuestos, mejorar el empleo, ajustar el déficit fiscal y en las pensiones.

Una partidaria  de Santiago Abascal, del partido de  extrema derecha española Vox.
Foto: AFP

Otro tema álgido ha sido el de la igualdad de géneros. Ante las propuestas de Vox de “aborto cero” y de la reforma de la ley que castiga la violencia contra la mujer, los cuatro candidatos han reivindicado los derechos de las mujeres.

 El asunto de la inmigración ha sido lateral en la campaña, excepto la idea de Vox de un endurecimiento de los controles, con alguna consideración a la migración hispanoamericana. La eutanasia y el alquiler de vientres también fueron tocados en la campaña.

La corrupción ha sido un asunto central, lo mismo que la credibilidad de los líderes que disputan la presidencia. En cambio, se ha criticado la ausencia en los debates y en la campaña de un tema que los analistas consideran prioritario, como es la relación de España con Europa y con el mundo. 

Confidencial

Si te interesa obtener información detallada sobre el proceso electoral, suscríbete a P7 VIP y recibirás mensualmente la encuesta electoral completa de Página Siete. 

Además, recibirás en tu e-mail, de lunes a viernes, el análisis de las noticias y columnas de opinión más relevantes de cada día. 

Tu suscripción nos ayuda no solo a financiar la encuesta sino a desarrollar el periodismo independiente y valiente que caracteriza a Página Siete.

Haz clic aquí para adquirir la suscripción.

Gracias por tu apoyo.