Piden el cese de sanciones a familiares de Daniel Ortega

Las sanciones bloquean todos los bienes o intereses en EEUU de los afectados y de ciudadanos americanos vinculados con ellos.
jueves, 09 de mayo de 2019 · 00:04

EFE / Managua

El Gobierno de Nicaragua llamó ayer  nuevamente al cese de las sanciones económicas internacionales, dirigidas hacia familiares y allegados del presidente Daniel Ortega, y prometió respetar los derechos que garantiza la Constitución, en medio de la crisis sociopolítica.

A través del Ministerio de Relaciones Exteriores, el Gobierno nicaragüense pidió el cese de las sanciones económicas, ya que “son precisamente quienes estaban en mayor pobreza las más afectadas por esas medidas injustas”.

Entre las personas que han sido sancionadas hasta ahora están la esposa de Ortega y vicepresidenta, Rosario Murillo, el hijo de ambos, Laureano Ortega Murillo, el consuegro del presidente y jefe de la Policía Nacional, Francisco Díaz, o el expresidente del Consejo Supremo Electoral Roberto Rivas.

Las sanciones, que bloquean todos los bienes o intereses en Estados Unidos de los afectados y de ciudadanos estadounidenses relacionados con ellos, incluyen al Banco Corporativo (BANCORP), una subsidiaria de la empresa mixta Alba de Nicaragua SA (Albanisa), financiada por el Gobierno venezolano.

El Gobierno también dijo estar dispuesto a cumplir “con el respeto a todos los derechos constitucionales de nuestra democracia, considerándolos derechos de todos los nicaragüenses, sin excepción”.

Se trata de la primera vez que el Gobierno de Ortega, acusado por organismos nacionales e internacionales de cometer múltiples violaciones a los derechos humanos, habla de respetar la Constitución de forma directa.

El Ejecutivo ya se había comprometido con respetar la Constitución el 29 de marzo pasado, en las negociaciones con la opositora Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, para encontrar una salida a la crisis, pero se le acusa de no cumplir con su compromiso.

Entre los compromisos del Gobierno está la liberación de los “presos políticos”, unos 809, según la Alianza, casi el doble de los que reconoce Ortega.

Otros temas que el Gobierno nicaragüense dijo estar dispuesto a discutir, como muestra de su “compromiso de buena fe y buena voluntad”, es el retorno de los exiliados, a los que acusó de estar “comprometidos en las acciones violentas del golpismo”.

También el régimen  se mostró dispuesto a negociar la presencia de garantes de los acuerdos firmados y de reformas electorales acordadas con la Organización de Estados Americanos en 2017, un año antes del estallido social contra Ortega.

La crisis que atraviesa Nicaragua ha dejado al menos 325 muertos, según la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), aunque organizaciones locales cuentan hasta 568, y el Gobierno de Ortega sólo reconoce 199.
 

 

Confidencial

Si te interesa obtener información detallada sobre el proceso electoral, suscríbete a P7 VIP y recibirás mensualmente la encuesta electoral completa de Página Siete. 

Además, recibirás en tu e-mail, de lunes a viernes, el análisis de las noticias y columnas de opinión más relevantes de cada día. 

Tu suscripción nos ayuda no solo a financiar la encuesta sino a desarrollar el periodismo independiente y valiente que caracteriza a Página Siete.

Haz clic aquí para adquirir la suscripción.

Gracias por tu apoyo.

1
26

Otras Noticias