Tras revés electoral, Macri sube los salarios y recorta impuestos

Habrá dos pagos extras a los trabajadores y a desempleados que cobran subsidios por hijos, así como un bono de 83 dólares para obreros estatales y otros paliativos.
jueves, 15 de agosto de 2019 · 00:04

AFP y EFE / Buenos Aires

El presidente argentino, Mauricio Macri, anunció aumento de salarios y cortes de impuestos para paliar las consecuencias en la economía sacudida por su revés electoral en las primarias del domingo ante el izquierdista Alberto Fernández.

Macri, el mandatario liberal que buscará la reelección en la primera vuelta del 27 de octubre, anunció que habrá aumentos puntuales de salarios, reducción impositiva para los trabajadores y que se congelará el precio de la gasolina durante 90 días.

Anunció además un aumento del salario mínimo, actualmente de 12.500 pesos (208 dólares) y que se encuentra por debajo del costo de la canasta básica, aunque no precisó el monto. Esta medida beneficiaría a dos millones de trabajadores.

“Mi tarea es asegurar la gobernabilidad. El diálogo es el único camino. La incertidumbre ha generado mucho daño y nos obliga a ser responsables. Quiero transmitir tranquilidad en este proceso electoral que ha comenzado”, dijo el mandatario en un mensaje difundido antes de la apertura de los mercados, sacudidos por una corrida cambiaria.

En las primarias obligatorias del domingo, la fórmula del peronista de centroizquierda Alberto Fernández y Cristina Kirchner quedó como clara favorita para las presidenciales del 27 de octubre, con 47% de los votos. Macri, lastrado por la crisis, sólo consiguió 32%.

En reacción a esos resultados, la moneda argentina se depreció casi 20% y la bolsa de Buenos Aires cayó 38% mientras se desplomaban acciones y bonos argentinos en Nueva York.

 

El mandatario anunció un paquete de medidas “para aliviar el bolsillo de los argentinos”, ya afectados por una inflación que acumula 22,4% entre enero y junio, y que sufrirán un nuevo golpe por efecto de la devaluación.

En el anualizado de junio a junio, la inflación acumuló 55,8%, una de las más altas del mundo.

“Lo que les pedí fue muy difícil, fue como trepar el (monte) Aconcagua. Están afectados y cansados. Llegar a fin de mes se transformó en una tarea imposible, muchas familias tuvieron que recortar sus gastos”, admitió  sobre el resultado electoral.

 Dijo que las medidas alcanzarán a 17 millones de trabajadores y sus familias y a todas las pequeñas y medianas empresas.

Entre los paliativos, habrá dos pagos extras de 2.000 pesos (unos 33 dólares) en septiembre y octubre para los empleados, dos pagos extras a desempleados que cobran subsidios por hijos y un bono de 5.000 pesos (unos 83 dólares) para los trabajadores estatales y fuerzas de seguridad. Además, reduce el impuesto a la renta de los asalariados. A las pequeñas y medianas empresas, se les dará planes a 10 años para pagar deudas con el fisco y se congela el precio de gasolina y todos los combustibles a 90 días.

Disculpas

En un mensaje televisado, Macri hizo autocrítica, aseguró que ha entendido el mensaje de las urnas que le dieron la espalda, y pidió disculpas por su reacción en una rueda de prensa el pasado lunes ante el revés electoral.

“Sepan que respeto profundamente a los argentinos que votaron otras alternativas. A los que votaron por nosotros en  2015 y esta vez eligieron no acompañarnos. Que ello haya sucedido es pura y exclusivamente responsabilidad mía y de mi equipo de Gobierno”, aseguró. 

 Abogó por el diálogo con el resto de candidatos presidenciales “para que transmitamos tranquilidad en este proceso electoral”.

 Por la tarde,  dialogó telefónicamente  con Fernández, sobre quien aseguró “se mostró con la vocación de intentar llevar tranquilidad a los mercados respecto a los riesgos de una eventual alternancia en el poder”. Éste dijo que la responsabilidad sobre la economía es de Macri.

El dólar sigue en alza y la Bolsa baja 

A nivel cambiario, el precio del dólar estadounidense volvió a subir  ayer  en la plaza local, con un avance diario del 8,6 % y un salto acumulado en lo que va de esta semana del 36,3 %.

La divisa estadounidense cerró a 63 pesos por unidad para la venta al público en el estatal Banco Nación.

El índice S&P Merval de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires retomó  la senda negativa, con una bajada del 1,40%.En el mercado de bonos, los títulos públicos argentinos ahondaron  su depreciación, con caídas promedio del 6 %, mientras que el índice de riesgo país llegó a los 1.958 puntos básicos, su nivel más alto desde noviembre de 2008.

 La Conferencia Episcopal Argentina (CEA) pidió “cuidar el bien común, privilegiando a los pobres, que son los que más sufren”, después de que el presidente Mauricio Macri anunciara varias medidas económicas. (EFE)

 

Los comercios elevan precios luego de la devaluación

 La complicada semana que está viviendo la economía argentina, marcada por tres días de fuerte devaluación del peso, comienza a tener su reflejo en el comercio, donde algunos de los vendedores ya suben los precios de sus productos.

Según confirmó  el presidente de la Cámara Argentina de Distribuidores y Autoservicios Mayoristas, Alberto Guida, a medios locales, este aumento en algunos de los productos “ronda entre el 15 % y el 20 %”.

Los datos oficiales sobre inflación de este mes tardarán en llegar (el Indec publica hoy  el dato de julio), pero consumidores y vendedores locales comienzan a experimentar los efectos de este fenómeno.

Un empresario que regenta varios comercios gastronómicos en el turístico barrio porteño de San Telmo, Alberto Fernández, afirma que “la gente está asustada y no consume”.

“Acabo de salir de un lugar de perfumerías en el cual han borrado todos los precios de las cremas, desodorantes, jabones... Fueron hacia adentro y marcaron un 30 % más el precio que tenía fijo el producto”, detalló a EFE Fernández. Aseguró que muchos empresarios “han cerrado los locales diciendo que se van de vacaciones” ante la incertidumbre que genera el futuro económico del país.

“Nosotros no tenemos la economía como para decir que podemos comprar una provisión y, a medida que los precios aumentan, no podemos comprar una gran cantidad de cosas”, manifestó  Mario Miranda, a la salida de un supermercado donde observó alzas del arroz y aceite.

 

 

8
5

Otras Noticias