EEUU y UE aumentan presión y sanciones a régimen venezolano

La Unión Europea prohibirá viajar al bloque y congelará los activos de siete miembros de las fuerzas de seguridad y de inteligencia por violación a DDHH.
jueves, 26 de septiembre de 2019 · 00:04

EFE y AFP / Naciones Unidas

El Gobierno de Donald Trump anunció  que se prohibirá la entrada a Estados Unidos (EEUU) de funcionarios de Venezuela e Irán, medida que se extiende también a sus familiares. La Unión Europea congelará activos de miembros de la seguridad e inteligencia del país bolivariano.

La medida, contenida en dos declaraciones firmadas por Trump, supone un nuevo incremento de la presión sobre los dos países en plena Asamblea General de la ONU, donde ambos Gobiernos están representados a alto nivel.

En el caso de Venezuela, la decisión veta la entrada a EEUU a los “miembros del régimen de Nicolás Maduro a nivel de viceministro, o equivalente, y por encima”. La restricción se anunció en vísperas de que la vicepresidenta de Venezuela, Delcy Rodríguez, emprendiera un viaje a Nueva York para intervenir en nombre del país ante la Asamblea General.

Sin embargo, al ser preguntado al respecto, un alto funcionario estadounidense dijo a EFE que “la proclamación no afecta a las obligaciones del Gobierno estadounidense bajo los tratados internacionales aplicables”.

En principio, como país anfitrión de Naciones Unidas, EEUU  está obligado a facilitar a funcionarios extranjeros sus desplazamientos a la sede de la organización internacional.

En la proclamación también se prohíbe la entrada en EEUU a todos los miembros de la Asamblea Constituyente y a mandos del Ejército, la Policía y la Guardia Nacional con el rango de coronel o superior. La medida afecta asimismo a cualquier extranjero que actúe “en representación o en apoyo de los esfuerzos del régimen de Maduro para minar o dañar las instituciones democráticas de Venezuela”, y también a extranjeros que obtengan “beneficios financieros significativos” en transacciones con las autoridades venezolanas.

La prohibición se extiende a los familiares inmediatos de las personas sancionadas.

En el caso iraní, el veto se aplicará a “altos funcionarios del Gobierno de Irán” y a sus familiares inmediatos.

Unión Europea

Días después del anuncio de una “conferencia de solidaridad con los refugiados y migrantes venezolanos”, los embajadores de los 28 países europeos apoyaron ayer la adopción en los próximos días del nuevo paquete de sanciones. La UE tiene previsto prohibir viajar al bloque y congelar los activos de siete miembros de las fuerzas de seguridad y de inteligencia de Venezuela por “torturas y otras violaciones de derechos humanos”, según fuentes diplomáticas.

Los europeos también dieron su visto bueno a la futura adopción de un régimen de sanciones por la crisis en Nicaragua, allanando el camino a penalizar a responsables de la represión y del deterioro de la democracia en el país.

Venezuela se convirtió en 2017 en el primer país latinoamericano sancionado por la UE. Además del embargo de armas, los europeos impusieron en 2018 sanciones individuales a 18 funcionarios, que se elevarán a 25 con el nuevo paquete.

  El presidente de Colombia, Iván Duque  denunció en  la ONU que el régimen de Venezuela hace parte de la cadena del “terrorismo transnacional” puesto al servicio de grupos armados.
 

Putin respalda a Maduro y le pide dialogar con la oposición
 

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, reiteró ayer  a su homólogo venezolano, Nicolás Maduro, su apoyo frente al autoproclamado líder   opositor Juan Guaidó, al tiempo que le transmitió que el diálogo con la oposición debe proseguir.

“Rusia respalda consecuentemente los órganos de poder legítimo de Venezuela, incluida la presidencia y el Parlamento”, dijo Putin en su reunión con Maduro en el Kremlin.

Maduro ha recibido el apoyo de Putin en numerosas conversaciones telefónicas en los últimos ocho meses, pero ayer  ha sido la primera vez en que los dos mandatarios se han visto desde que Guaidó se declarara presidente interino de Venezuela en enero pasado.

Las visitas de miembros del Gobierno de Maduro a Rusia han sido constantes en los últimos meses. Por Moscú han pasado la vicepresidenta Delcy Rodríguez; el vicepresidente sectorial para el Área Económica, Tareck El Aissami; el ministro de Exteriores, Jorge Arreaza, y el titular de Petróleo, Manuel Quevedo.

No es para menos, porque Rusia es actualmente el principal socio del régimen de Maduro, junto con China, Bolivia, Cuba, Nicaragua y Turquía, entre otros, frente a los más de 50 países –liderados por Estados Unidos– que apoyan a Guaidó, al considerar que las últimas elecciones presidenciales no contaron con   garantías democráticas.

Moscú siempre ha abogado por el diálogo en Venezuela y por una solución pacífica, y ha rechazado la injerencia extranjera en los asuntos internos así como cualquier intervención militar.

 

Confidencial

Si te interesa obtener información detallada sobre el proceso electoral, suscríbete a P7 VIP y recibirás mensualmente la encuesta electoral completa de Página Siete.

Además, recibirás en tu e-mail, de lunes a viernes, el análisis de las noticias y columnas de opinión más relevantes de cada día.

Tu suscripción nos ayuda no solo a financiar la encuesta sino a desarrollar el periodismo independiente y valiente que caracteriza a Página Siete.

Haz clic aquí para adquirir la suscripción.

Gracias por tu apoyo.

67
1