El coronavirus ya mató en China a seis médicos e infectó a 1.716

Los hospitales chinos siguen desbordados y el personal de salud, a veces mal equipado, no da abasto. Advierten el riegos que corren los médicos y enfermeros.
sábado, 15 de febrero de 2020 · 00:04

AFP / Beijing 

Seis miembros del personal de salud han muerto y 1.716 han sido contaminados en China por el nuevo coronavirus, informó ayer el gobierno, que advirtió de los riesgos que se corre en los hospitales.  El anuncio se produce una semana después de la muerte, por causa del virus, de un médico que había alertado a las autoridades al comienzo de la epidemia de Covid-19, pero fue reprimido y amonestado. 

Zeng Yixin, viceministro de la Comisión Nacional de la Salud, precisó que hasta el martes se reportaron 1.716 contagios, de los cuales 1.102 fueron diagnosticados en Wuhan, ciudad epicentro de la epidemia.  Otros 400 fueron infectados en otros lugares de la provincia de Hubei, cuya capital es Wuhan, señaló. 

Las autoridades se han esforzado por distribuir equipos de protección en los hospitales de Wuhan, donde los médicos y enfermeras se han visto abrumados por un número cada vez mayor de pacientes.  

Muchos médicos en Wuhan han tratado a los pacientes sin mascarillas o trajes de protección adecuados o usando varias veces el mismo equipo cuando deben de cambiar con regularidad. Un miembro de una clínica comunitaria de Wuhan dijo a la AFP que él y al menos otros 16 colegas han mostrado síntomas similares a los que provoca el nuevo coronavirus. 

Los riesgos que enfrenta el personal médico se pusieron de relieve el 7 de febrero cuando el médico oftalmólogo Li Wenliang, quien había alertado del comienzo de la epidemia en diciembre, sucumbió a la enfermedad en Wuhan. Su muerte provocó un fuerte malestar en la población. Diez académicos de la ciudad publicaron una carta abierta en la que pedían libertad de expresión. 

 El número total de muertos en China por la epidemia de COVID-19 se aproximaba el viernes a los 1.400 y la cifra de persona contaminadas asciende a 63.851, según datos oficiales.

 

Reportan el primer caso en Egipto, el virus llega a África

El Gobierno de Egipto anunció ayer que había registrado el primer caso del nuevo coronavirus en el continente africano,  al dar positivo en las pruebas preventivas un extranjero asintomático, del que no se ha proporcionado la nacionalidad y quien se encuentra “completamente estable”.

“Se realizaron análisis de laboratorio para el caso sospechoso y el resultado fue positivo sin que apareciese ningún síntoma”, indicó en un comunicado conjunto con la Organización Mundial de la Salud (OMS) el portavoz del Ministerio de Sanidad egipcio, Khaled Muyahid.

De acuerdo con la fuente, las autoridades egipcias informaron de inmediato a la OMS y el paciente fue trasladado en ambulancia a un hospital, donde permanece “aislado” para hacerle seguimiento médico, si bien se encuentra en una condición “completamente estable”.

La detección se produjo gracias al plan preventivo implementado por el ministerio, que consiste en un programa digital de registro y seguimiento de todas las personas procedentes de países donde aparecieron casos de infectados con coronavirus, según la nota.

Egipto es el segundo país árabe en detectar un caso del denominado Covid-19, después de que Emiratos Árabes Unidos anunciase que al menos siete personas están infectadas en su territorio, entre ellas cuatro miembros de una familia china. Al menos tres de ellos se han recuperado ya.

 

   Desembarcan a pasajeros de crucero en cuarentena

 EFE / Tokio

Las autoridades de Japón permitieron ayer la salida de pasajeros de mayor edad y con complicaciones de salud que estaban en un crucero que llegó a la ciudad de Yokohama el pasado 3 de febrero y que quedó en cuarentena como parte del operativo para evitar la propagación del coronavirus.

A bordo del Diamond Princess llegaron unas 3.700 personas, entre pasajeros y tripulantes, y por lo menos 200 de ellos ya se ha confirmado que quedaron infectados por el coronavirus que surgió en la ciudad china de Wuhan.

Aunque a todos los infectados, según iban saliendo los resultados, las autoridades niponas los trasladaban a centros médicos, el resto debía permanecer en el barco, en cuarentena, por lo menos hasta el miércoles próximo.

Las autoridades, sin embargo, aceptaron el pasado martes que pudieran abandonar la nave las personas de 80 años o más, que sufran de complicaciones médicas y que hayan dado un resultado negativo en las pruebas para saber si están infectados con el Covid-19, siempre y cuando acepten el traslado.

En Japón se han detectado más de 250 personas que están contagiadas con el Covid-19, la mayoría de ellas en el Diamond Princess. De todos, sólo ha fallecido una mujer de unos 80 años residente en la prefectura de Kanagawa, cuya capital es Yokohama.

Las autoridades están investigando cómo pudo contagiarse, pero, según se ha informado oficialmente, también quedó infectado su yerno, un taxista de unos 70 años, que vive en Tokio.

 

 

Otras Noticias