El caso Xiaoxiao: bebé recién nacida que contrajo coronavirus y se recuperó sin medicinas

La niña contrajo la enfermedad de su madre y por eso debió ser llevada a neonatología después de nacer. Pero su cuerpo reaccionó bien y no hubo necesidad de darle antibióticos. Fue dada de alta tras 17 días de cuidados intensivos.
martes, 25 de febrero de 2020 · 15:22

Infobae

Médicos en el Hospital de Niños de Wuhan, en China, anunciaron que una bebé recién nacida que había contraído el nuevo coronavirus se recuperó completamente sin tratamiento, según informó el periódico People’s Daily.

Xiaoxiao nació el 5 de febrero y fue llevada de inmediato a la unidad neonatal, ya que se creía que pudo haber recibido el COVID-19, como se conoce a esta nueva cepa de coronavirus, de parte de su madre, que ingresó a la sala de parto ya enferma y con una fuerte infección en el pecho.

Cuatro días después, el test de COVID-19 dio positivo en Xiaoxiao, confirmando la presencia de la enfermedad en la pequeña.

De acuerdo al director de Neonatología del Hospital de Wuhan, Zeng Lingkong, citado por el People’s Daily, la infección en el pecho sufrida por Xiaoxiao era leve así que decidieron no darle antibióticos.

Durante 17 días la bebé recibió cuidados intensivos las 24 horas y no desarrolló ningún síntoma agudo de la enfermedad, según indicó el portal News.com.

“Su corazón estaba un poco débil, pero le dimos tratamiento”, explicó Zeng. “Dado que este coronavirus es nuevo, no está claro cómo puede afectar a los recién nacidos. Debemos tener mucho cuidado al administrarles drogas antivirales”, agregó, en declaraciones ante la cadena CCTV.

Cómo el cuadro de la niña no empeoraba, decidieron entonces que tampoco iban a darle estos antivirales, aunque siguieron haciendo un monitoreo intenso.

“No tuvo dificultades para respirar, fiebre ni tos, se mantuvo estable durante 16 días de tratamiento y ahora las pruebas han dado dos veces negativo para COVID-19”, explicó, agregando que la niña incluso subió de peso durante su paso por neonatología.

Las numerosas radiografías que le practicaron mostraron además que su pecho estaba normal, lo cual sumado a la falta de síntomas y las pruebas negativas llevó a que fuera dada de alta.

Y eso ocurrió el 21 de febrero, precisamente 17 días después de su nacimiento.

Su madre, sin embargo, permanece en cuarentena, por lo que Xiaoxiao fue entregada al cuidado de sus familiares, que viven en Xi’an.

Se trata del paciente más joven en lograr una recuperación total desde el inicio del brote, que hasta el momento ha dejado un saldo de más de 2.700 muertos, 80.000 infectados y 27.800 recuperados, de acuerdo a datos recolectados por un equipo de la Universidad Johns Hopkins.

28