Los migrantes son las principales víctimas de la pulseada entre la UE y Bielorrusia

Desde agosto, Polonia registró más de 32.000 intentos de entrada ilegal en su territorio, de los cuales 17.300 en el mes de octubre.
jueves, 11 de noviembre de 2021 · 11:41

RFI

Desde hace meses, Europa asiste a un aumento de las tensiones entre Polonia y Bielorrusia. El presidente bielorruso, Alexander Lukashenko, que ha decidido vengarse de las sanciones de Bruselas haciendo que migrantes atraviesen su país para llegar a Europa, intenta desestabilizar la frontera oriental de la Unión Europea.

En Podlaskie, la región fronteriza de Polonia con Bielorrusia, se está produciendo una auténtica tragedia humana. A menos de dos kilómetros de la frontera entre ambos países, en una zona a la que no pueden acceder las ONG y la prensa, donde hay más de 2.000 personas en un campamento improvisado en el lado bielorruso de la demarcación. Los migrantes luchan contra el frío quemando madera para soportar temperaturas cercanas a 0ºC.

Es ahí donde encontramos a tres migrantes sirios, Karam, Bitar y Thair, que lograron cruzar la frontera. Llegaron, hace un mes, directo de Damasco a Minsk, la capital bielorrusa . Tres veces intentaron pasar hacia Polonia, y las tres veces fueron devueltos hacia Bielorrusia.

“En nuestro primer intento, la policía polaca nos detuvo a mí, a mis amigos y a otras personas”, dijo a RFI uno de ellos. “La policía nos dijo ‘ustedes se pueden quedar en Polonia, tienen un abogado’. Estábamos felices. Pero en la tarde, dos soldados vinieron, nos montaron en un vehículo y nos devolvieron hacia la frontera rumbo a Bielorrusia. Yo les dije que no quería regresar y entonces, me pegaron, una y otra vez. Y nos gritaban que nos fuéramos a Bielorrusia. Les dije que no tenía agua, ni comida, ni una tarjeta SIM de teléfono para comunicarme. ¿Cómo podía permanecer en vida?”.

También puede leer: Atleta bielorrusia Tsimanouskaya llega a Varsovia bajo asilo humanitario

En Bielorrusia, el trato para estos tres hombres provenientes de Homs en Siria, no es mejor que el recibido en la vecina Polonia. 

“No quiero regresar a Bielorrusia”, dice a RFI otro de los migrantes. “Los guardias de la frontera nos golpearon en tres ocasiones. Me golpearon en el tórax, creo que lo tengo roto. Una vez, nos enviaron a Lituania y allí las autoridades también nos azotaron. Nos electrocutaron, con descargas eléctricas en la boca, eso es muy, muy duro... es terrible”.

Con la ayuda de la ONG Grupa Granica, estos tres migrantes sirios han recibido la protección del tribunal europeo de DDHH que les ha otorgado unos certificados temporales que impiden a la policía de frontera de Polonia devolverlos una vez más a Bielorrusia.

“Estamos esperando a los guardias de frontera”, dice a RFI Marisha una de las coordinadoras de esta ONG. “Los inmigrantes deben ser trasladados a una de sus oficinas para que hagan la solicitud de asilo. Le informamos a la policía que ellos están bajo la protección temporal del Tribunal Europeo de DDHH y, por tanto, no pueden ser deportados hacia Bielorrusia”.  

También puede leer: Ucrania: hallan ahorcado a opositor bielorruso y su organización denuncia un asesinato

Finalmente, la policía polaca de frontera se hace presente y ante la prensa internacional, se muestra amable con estos tres inmigrantes sirios que aseguran haber visto muertos durante su periplo. Oficialmente solo diez migrantes han fallecido en la frontera desde que estalló esta nueva crisis migratoria.

Desde agosto, Polonia registró más de 32.000 intentos de entrada ilegal en su territorio, de los cuales 17.300 en el mes de octubre, según relató AFP. 

Bruselas, que teme una ola migratoria similar a la de 2015, acusa al régimen de Alexander Lukashenko de haber orquestado esta afluencia para vengarse de las sanciones occidentales, y anunció nuevas medidas punitivas la semana próxima.

Por su parte, el jueves Lukashenko amenazó a la Unión Europea con "responder" a cualquier nueva sanción.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos