Presidente ruso calificó de un “vil crimen” la muerte de la hija del líder neoeuroasianista

¿Quién mató a Dúguina? Rusia apunta a Kiev y un experto a Putin

Ucrania niega responsabilidad en el atentado que mató a la hija de un próximo a Putin, pero Rusia acusa del atentado a una ciudadana ucraniana. Un experto ve la mano rusa y una operación de “falsa bandera”.

Planeta
Por 
Rusia - martes, 23 de agosto de 2022 - 0:00

¿Quién mató a Dúguina, la hija de un ideólogo que apoya la invasión a Ucrania? Rusia apunta a Ucrania, pero expertos ven la mano de Vladimir Putin.

El Servicio Federal de Seguridad (FSB) de Rusia acusó a los servicios secretos de Ucrania de perpetrar el atentado que mató el sábado a Daria Dúguina, hija del líder del movimiento neoeuroasianista, Alexandr Duguin, considerado próximo al Kremlin. “El crimen fue preparado y ejecutado por los servicios especiales ucranianos”, señala el FSB en un comunicado.

Según la nota, el atentado fue llevado a cabo por una ciudadana ucraniana, identificada como Natalia Vovk, de 43 años.

El FSB (antiguo KGB) afirma que Vovk llegó a Rusia el 23 de julio junto con su hija de 12 años, Sofia, y alquiló un apartamento en el mismo edificio de viviendas, donde residía Dúguina.

Después de cometer el crimen, la autora material del mismo “salió a Estonia a través de la región de Pskov”.

El presidente ruso Vladimir Putin calificó de “vil crimen” la muerte de la hija de un ideólogo que apoya la ofensiva en Ucrania en la explosión de su vehículo cerca de Moscú, de lo que las autoridades rusas acusan a Ucrania. “Un vil crimen, cruel, puso fin prematuro a la vida de Daria Dúguina, una persona brillante y talentosa dotada de un corazón verdaderamente ruso”, declaró Putin en un mensaje de condolencias publicada por el Kremlin.

Acusada ya el sábado por medios rusos que consideran que el blanco del ataque era en realidad Alexander Duguin, Ucrania negó el domingo cualquier implicación.

En el momento de la explosión, Daria Dúguina circulaba cerca de la localidad de Bolshie Viaziomy, a unos 40 km de Moscú, según las investigaciones. La joven, nacida en 1992, “murió en el lugar” de la explosión, según un comunicado del Comité de Investigación de Rusia. La detonación se debió a un artefacto explosivo colocado debajo del vehículo, indicaron los investigadores.

El Comité de Investigación, encargado de las pesquisas penales en Rusia, abrió una investigación por “homicidio”.

Alexander Duguin, intelectual y escritor ultranacionalista, teórico del neoeurasianismo, una alianza entre Europa y Asia liderada por Rusia, está sujeto desde 2014, tras la anexión rusa de Crimea, a sanciones de la Unión Europea. Duguin, apodado por algunos medios “el cerebro de Putin”, es a menudo presentado como cercano al presidente ruso, Vladimir Putin. Pero muchos observadores relativizaron su influencia en el Kremlin.

Teoría de experto en Rusia

Anders Aslund, economista sueco y experto en Rusia, afirmó en Twitter que el Kremlin estaría detrás del atentado, nombrando directamente al presidente ruso, según infobae.

“Parece lo más probable que Putin mató a Daria Dúguina. Tiene esa costumbre”, escribió Aslund, autor del libro “Russia’s Crony Capitalism” (El capitalismo de amigotes de Rusia).

“Se suponía que Dugin estaría en el auto. ¿Por qué iba Ucrania a desperdiciar recursos en un objetivo así?”, se preguntó. Y agregó: “Dada la afición de Putin a las operaciones de falsa bandera, lo más probable es que haya ordenado volar a Dugin, haciéndolo parecer como hecho por los ucranianos, mientras que la hija de Dugin fue volada en su lugar”. Bajo esta teoría, en la que el operativo no habría alcanzado su verdadero objetivo, advirtió que vendrían nuevos ataques: “Es probable que haya más asesinatos de este tipo”.

Ucrania negó cualquier vínculo con el atentado y volvió a hacerlo ayer a raíz de nuevas acusaciones rusas.

“La propaganda rusa crea nuevamente mundos ficticios y ha nombrado ahora como responsable de atentar contra el coche de Dúguina a una ucraniana y su hija de 12 años”, escribió en Twitter el asesor presidencial ucraniano Mikhaylo Podoliak. Ironizó que es “raro” que en el lugar del crimen no se haya encontrado una tarjeta del (movimiento de extrema derecha) Sector Derecho o una “visa estonia”.

El exdiputado opositor ruso Iliá Ponomariov aseguró a su vez que los autores del asesinato son unos “partisanos rusos” contrarios a la ofensiva en Ucrania.

El exlegislador afirmó que los partisanos planean eliminar a funcionarios y militares que apoyan las políticas militaristas del Kremlin, pero no atentarán contra civiles.


La libertad no tiene precio.

El periodismo independiente defiende las libertades y los derechos otorgados por la Constitución. Suscríbase a Página Siete, ayúdenos a realizar esa importante labor.

 

Hacer click

 

NOTICIAS PARA TI

OTRAS NOTICIAS