Más scouts, mejores ciudadanos

jueves, 31 de octubre de 2013 · 10:51
El problema entre la Alcaldía y los scouts va solucionándose. Parece que finalmente no se moverán del Parque Urbano Central.
El 20 de octubre entrevisté a tres "niñas exploradoras” de diferentes edades. Ese día realizaban una protesta pacífica frente al Teatro Municipal, cuando se realizaba la sesión de honor del Concejo Municipal por el aniversario de la fundación de La Paz.
Exploradora de 13 años
Exploradores, así se llama al grupo de scouts comprendidos entre 11 y 15 años. Dicen que es la mejor etapa, pues ya realizan actividades de manera más independiente.
-¿Cómo se les ocurrió venir a protestar al Teatro Municipal?
- Nuestros dirigentes de los diversos grupos de scouts nos dijeron que vendría el alcalde y  quedamos en hacer una protesta pacífica, pues nuestros principios dicen que no peleamos. Fue un acto medio desesperado. Ya en la puerta del teatro se vio que no estábamos contra La Paz, pues de cada 10 autos que pasaban, ocho nos apoyan tocando bocina.
-¿Por qué defiende el Distrito Scout?
- Son dos grupos que se reúnen ahí durante años, los Impeesa el sábado y los del Colegio Israelita el domingo; pero hay muchas actividades a las que van otros grupos. En realidad, todos tenemos lindos recuerdos del distrito, por ejemplo yo hice mi promesa (de scout) ahí.
-¿Qué les dijo el Alcalde cuando se les acercó?
- Nos dijo que nos reuniríamos mañana, que en eso ya habían quedado con nuestros dirigentes y nos invitó a ir a todos. No es lo que queríamos oír, hubiéramos estado más felices si nos decía que no iba a demoler nuestra sede, pero nos vamos con una esperanza.
-¿Qué hicieron luego?
- Un dirigente llamó a formación y explicó que nos íbamos a reunir en la Alcaldía el lunes, que nos organicemos por grupos. Luego oramos y rompimos formación.
-¿Qué oraron?
- Primero, la oración de los lobatos (scouts de seis a 10 años) y luego la oración scout.
-¿Qué dice la oración del scout?
- Señor, enséñame a ser generoso,  a servirte como lo mereces, a dar sin medida, a combatir sin miedo a que me hieran, a trabajar sin descanso y a no buscar más recompensa de saber que hago tu santa voluntad.
Rover, de 18 años
Rover: con este nombre se conoce a los scout jovencitos, los que ya cumplen funciones de dirigentes, los hermanos (as) mayores que tienen entre 18 y 21 años, los que planifican proyectos.
-¿Qué recuerdos tiene del Distrito Scout?
- Detrás del distrito teníamos un bosque grande donde hacíamos fogatas, tal vez lo veía más grande de lo que era porque era niña, pero teníamos bastante campo para hacer juegos distritales. Ahora el lugar que tenemos es más pequeño y quedan pocos árboles; nos quitaron terreno para hacer canchas de césped sintético.
-¿Qué significaba su estribillo "más scouts mejores ciudadanos”?
- Según estudios psicológicos, los scouts tenemos otras aptitudes, como más capacidad para relacionarnos con las personas; es que aprendemos a perder el miedo a hablar y a actuar. Cuando crecemos seguimos teniendo el niño interior, hacemos contrapeso a los serios, egoístas y malos que andan por ahí. Somos scouts toda la vida.
-¿No tienen problemas entre los diferentes grupos de scouts?
- Obviamente hay cierta competencia para honrar a tu grupo, para ver quién es mejor, pero no pasa de ser una competencia sana. Nuestros principios son los mismos.
Lobato de
nueve años
Lobatos: son los niños de seis a 10 años que hacen sus primeras armas en los scouts. Suelen ser los más numerosos, entusiastas y los que hacen sufrir a sus madres cuando realizan sus primeros campamentos.
-¿Qué aprendes en los scouts?
- A no ser tan tímida, a tener más confianza. Aquí no hay tu tía, ni nuestras hermanas mayores pueden ayudarnos, por ejemplo, a cargar nuestra mochila; cada uno cuida sus cosas y nos cuidamos entre nosotros. Una cosa más, nos olvidamos lo que nos recomiendan las mamás, no sirve, recién aprendemos sufriendo en los campamentos.
-¿Por qué les dicen ñoños?
- Nos critican sin saber ni siquiera qué hacemos. Hacemos cosas buenas, somos preparados, nos formamos en valores, queremos cambiar el mundo, hacerlo mejor.

Por las películas creen que somos ñoños, gorditos de lentes que venden galletas. ¡No vendemos galletas, ¡nos las comemos!

Según estudios psicológicos, los scouts tenemos otras aptitudes, como más capacidad para relacionarnos con las personas; es que aprendemos a perder el miedo a hablar y a actuar.

Valorar noticia

Comentarios

Otras Noticias